Ford y GM desvían sus envíos por el derrumbe de puente en Baltimore

Baltimore ha sido durante años el principal puerto de manipulación de vehículos de Estados Unidos, con más de 847.000 automóviles y camiones ligeros

The Dali container vessel after striking the Francis Scott Key Bridge that collapsed into the Patapsco River in Baltimore, Maryland, US, on Tuesday, March 26, 2024. The commuter bridge collapsed after being struck by a container ship, causing vehicles to plunge into the water and halting shipping traffic at one of the most important ports on the US East Coast. Photographer: Al Drago/Bloomberg
Por Keith Naughton - Stefan Nicola
26 de marzo, 2024 | 09:04 PM

Bloomberg — La cadena de suministro automotriz estadounidense se verá perturbada por el colapso del puente Francis Scott Key en Baltimore, lo que asestará otro golpe al ecosistema automotriz estadounidense que aún se recupera de los reveses relacionados con la pandemia.

VER +
Puente de Baltimore, en EE.UU., se derrumba tras ser golpeado por un barco

“Es un puerto grande con mucho flujo a través de él, por lo que tendrá un impacto”, dijo el martes John Lawler, director financiero de Ford Motor Co. (F), en Bloomberg TV. “Trabajaremos en las soluciones alternativas. Tendremos que desviar piezas a otros puertos de la costa este o de otras partes del país”.

General Motors Co. (GM) también dijo que está trabajando para desviar los envíos de vehículos que habían llegado a través del puerto de Baltimore, que ahora está cerrado mientras las autoridades realizan una búsqueda y rescate de quienes cayeron del puente. GM dijo en un comunicado que esperaba un “impacto mínimo” por el cierre del puerto.

Las acciones de Ford cayeron un 2,4% en Nueva York a las 2:37 pm del martes, mientras que GM ganó un 1,7%.

PUBLICIDAD
VER +
Biden dice que EE.UU. debe pagar la reconstrucción del puente derribado de Baltimore

La interrupción se produce cuando los inventarios de automóviles están volviendo a la normalidad tras la prolongada escasez de semiconductores y otras piezas automotrices esenciales durante la pandemia de Covid-19. La crisis de suministro expuso las vulnerabilidades de la industria automotriz estadounidense, que ha dependido de una cadena de suministro “justo a tiempo” que puede romperse con la interrupción de la producción o distribución de unas pocas piezas.

“Ahora tenemos experiencia en comprender las interrupciones de la cadena de suministro”, dijo Lawler a Bloomberg TV. “Así que aprovecharemos esa experiencia y encontraremos la mejor solución”.

Baltimore ha sido durante años el principal puerto de manipulación de vehículos de Estados Unidos, con más de 847.000 automóviles y camiones ligeros procesados allí el año pasado. Los fabricantes de automóviles europeos, incluidos BMW, Volkswagen y Mercedes-Benz, han establecido instalaciones dentro y alrededor del puerto para manejar los envíos de vehículos.

PUBLICIDAD
Estimated value of auto imports through Baltimore by importer so far this month , from Bloomberg Economics

Los datos actualizados compilados por Bloomberg muestran que en lo que va del mes, Mazda tuvo la mayor cantidad de importaciones de automóviles a Estados Unidos a través de Baltimore por valor en dólares, seguida de VW, Mercedes-Benz, Jaguar Land Rover y Subaru.

VW dijo el martes que sus operaciones portuarias no se vieron afectadas por el colapso porque su terminal está ubicada a lo largo de la costa, justo afuera del puente, en lugar de tierra adentro. El año pasado, VW recibió, procesó y envió alrededor de 100.000 vehículos a través de Baltimore para concesionarios en las regiones del noreste y del Atlántico medio de Estados Unidos. VW dijo que puede haber retrasos en el transporte de camiones como resultado del accidente.

Un portavoz de BMW dijo que el fabricante de automóviles no esperaba que el colapso del puente tuviera “ningún impacto inmediato en nuestro negocio, aparte de retrasos en el tráfico a corto plazo”. Al igual que VW, la terminal de BMW está situada delante del puente y sigue siendo accesible, afirmó el portavoz.

Mercedes-Benz, que tiene una instalación de procesamiento de vehículos en Baltimore al oeste del puente, dijo que está “en estrecho contacto con nuestros proveedores de servicios logísticos y monitorea continuamente la situación”. El fabricante de automóviles alemán añadió que tiene “varias opciones disponibles dentro de nuestra red flexible de cadena de suministro”.

Mercedes-Benz vendió 298.000 vehículos en EE. UU. el año pasado, una disminución del 1% en comparación con las ventas de 2022.

Las acciones de VW cerraron el martes con una ganancia del 0,9%, las de BMW subieron un 0,3% y las de Mercedes-Benz cayeron un 0,5%.

Lea más en Bloomberg.com