Expertos opinan sobre congelamiento de gastos del Gobierno: “Es coherente y lógico”

El exministro José Manuel Restrepo y el docente Henry Amorocho explicaron a Bloomberg Línea qué implica está decisión y a qué se debe la caída del recaudo tributario

La medidas será mientras se mejoran las condiciones del recaudo, conforme con el Gobierno.
Por Carlos Cuevas
06 de junio, 2024 | 06:44 PM

La decisión del Ministerio de Hacienda de congelar parcialmente algunas apropiaciones de gasto asignadas a las entidades estatales fue vista con buenos ojos por algunos expertos, que la consideran sensata debido a la realidad fiscal por cuenta de la caída en el recaudo tributario y la equivocada estimación del presupuesto para la vigencia 2024.

En conversación con Bloomberg Línea, el exministro de Hacienda y actual rector de la Universidad EIA, José Manuel Restrepo, reconoció que la determinación del Gobierno fue la correcta dada la coyuntura fiscal.

LEER MÁS: Luis Carlos Sarmiento se une al Gobierno y pide acelerar los recortes de tasas de interés

“El nivel de gasto está creciendo más que el nivel de recaudo, más de un 22 % crece el gasto y 4 % crece el recaudo, y el crecimiento económico está siendo muy malo, llevamos cuatro trimestres estancados, en cerca del cero por ciento. Todo esto lleva a que esta medida sea coherente y lógico”, explicó.

PUBLICIDAD
El exministro José Manuel Restrepo aprobó la decisión del MinHacienda.

El congelamiento parcial de apropiaciones de gasto asignadas a las entidades es solo el primer paso del Gobierno pensando en no poner en riesgo la regla fiscal, lo que sigue, como explicó el MinHacienda en el comunicado, es protocolarizarla ante el CONFIS y el Consejo de Ministros, hecho que se daría la próxima semana.

Al respecto, José Manuel Restrepo opinó: “Me parece bien. Si no se toma esta decisión, el problema es que no va a haber capacidad de endeudamiento o que el costo del financiamiento va a ser cada vez mayor, o que este genere un muy mal mensaje a las calificadoras de riesgo porque seguramente no se cumpliría la regla fiscal”.

Lo que deberá definir el Ministerio de Hacienda

Henry Amorocho, profesor de la Universidad del Rosario y experto en hacienda y presupuesto público, también dialogó con Bloomberg Línea y reconoció como acertada la decisión del Gobierno, aunque también expuso lo que ahora se debe resolver en el Consejo de Ministros.

PUBLICIDAD

LEER MÁS: Exclusiva: En Bancolombia preocupa el deterioro del déficit fiscal y su posible impacto

“Me parece muy acertado el hecho de que el Gobierno haya decidido aplazar gastos, que es la primera fase de una segunda que se llama recorte del presupuesto (...). Se prevé que el Ministerio de Hacienda haga una reunión el próximo lunes o martes donde se espera que se definan algunos puntos”, comentó.

Los puntos que se deberían definir en al Consejo, de acuerdo con el experto, son:

  1. Cuál sería exactamente el monto de recursos aplazados, que a juicio de los expertos debería ser de 25 billones de pesos
  2. Establecer de esos 25 billones de pesos, cuántos serían de funcionamiento y cuántos de inversión.
  3. Definir los sectores sobre los cuáles recaería el aplazamiento de gastos, como medida preliminar a la reducción de apropiaciones o recorte del presupuesto.

¿A qué se debe la caída del recaudo tributario en Colombia?

De acuerdo con Henry Amorocho la caída del recaudo se debe a varias razones, entre ellas que el presupuesto de la vigencia 2024 no estuvo bien estimado, por varias causas. Según el experto, por ejemplo, el crecimiento económico se calculó por encima del que fue el crecimiento económico real al 31 de diciembre de 2023, mientras esperaba crecer al 1,2, solo creció al 0,6, lo que implicó alrededor de $9 billones.

Expertos estiman que el Gobierno dejó de percibir $25 billones en recaudos.

“Por otro lado, el Gobierno estimó que se iba a recoger por litigios tributarios $12 billones y eso no se ha dado porque el proyecto de ley no ha surtido ningún trámite en el Congreso, sumando ya estamos hablando de $21 billones de pesos. Y si a eso le sumamos la inconstitucionalidad de la no deducibilidad de las regalías, por el que se dejan de percibir $3,6 billones, por ese concepto hablamos casi de $25 billones de pesos en las rentas, esto produce un menor recaudo tributario y desde luego se ha venido expresando”.