PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Green

La era eléctrica está a punto de apoderarse del lugar de trabajo

Teniendo en cuenta los precios que tendrán las primeras camionetas con baterías, los fabricantes de automóviles ven una gran oportunidad en las camionetas de trabajo

Una camioneta eléctrica Ford F-150 Lightning en la sede de la Agencia de Protección Ambiental (EPA por sus siglas en inglés) durante un evento en Washington, D.C., el lunes 20 de diciembre de 2021.
Por David Welch
16 de enero, 2022 | 03:44 pm
Tiempo de lectura: 3 minutos
Últimascotizaciones

Bloomberg — No hace mucho tiempo, la opinión generalizada sobre las camionetas eléctricas era que no estaban a la altura de tareas laborales. Las pesadas y costosas baterías dificultarían el remolque de grandes cargas útiles. El costo desmesurado de los vehículos eléctricos estaría por encima de lo que pagarían los contratistas y los propietarios de flotas con presupuestos limitados.

Al principio, el fundador y CEO de Rivian Automotive (RIVN), R.J. Scaringe, dijo que su camioneta se dirigía a los amantes de las actividades al aire libre. El Cybertruck de Tesla puede tener potencia y 800 kilómetros de autonomía, pero su estilo geométrico no se dirige al comprador de camionetas conservador o al empresario pragmático. Incluso General Motors (GM), cuyos Chevy Silverado y GMC Sierra se combinaron para vender más camiones el año pasado que la serie F más vendida de Ford Motor, se decantó primero por el pick-up Hummer EV.

PUBLICIDAD

No importa. La era eléctrica de las camionetas de trabajo está en marcha. A juzgar por los planes que tienen los fabricantes de automóviles y los precios que cobrarán por sus primeras camionetas a batería, su objetivo es el lugar de trabajo más que el estacionamiento del club de campo. (Es bastante fácil encontrar una camioneta de lujo en estos días que se venda cerca de los US$70,000).

GM y Ford han conseguido bajar los precios de las camionetas enchufables hasta el punto de que un contratista o un cliente de flota pueda comprarlas. Ambas camionetas empiezan a costar menos de US$40.000. El Cybertruck también tendrá supuestamente ese precio, pero conociendo cómo ha funcionado la fijación de precios de Tesla, suelen venderse por mucho más de lo que afirma la empresa.

El F-150 Lightning de Ford sale a la venta en mayo. Básicamente, se trata de la camioneta existente con un paquete de baterías de 300 millas incorporado. Es el mismo camión que se vende con mucho éxito a las flotas y a los clientes comerciales. La camioneta de trabajo Silverado será la primera en salir al mercado para Chevy (en la primavera de 2023) antes de que las camionetas más caras para clientes minoristas lleguen al mercado. Chevy apuesta por que los clientes de flotas más grandes querrán las camionetas de cero emisiones para cumplir con el ESG (medio ambiente, social, gobernanza) y para presumir.

PUBLICIDAD

Los precios de la gasolina rondan los US$3,30 dólares por galón a nivel nacional, según la Asociación Americana del Automóvil (AAA). Eso es un dólar más de lo que costaba el año pasado por estas fechas. Puede que los compradores de flotas no realicen viajes por carretera en los que necesiten la máxima autonomía, pero sí recorren muchos kilómetros llevando sus camionetas a diferentes trabajos durante todo el día, por lo que consumen mucha gasolina. Una camioneta eléctrica podría suponer un ahorro sustancial.

Estas camionetas son cada vez más capaces de remolcar. Chevy está planeando una camioneta eléctrica que puede remolcar 6.000 kilos. Eso es un poco más que la versión grande y musculosa de la camioneta HD. Una gran pregunta es si el remolque agotará la batería rápidamente. El director de marketing de Chevy, Steve Majoros, dijo que las pruebas de GM demuestran que el transporte de remolques y otras mercancías no agota la batería más rápido de lo que consume la gasolina para el mismo trabajo en las camionetas de combustión interna actuales.

Ah, sí, hay otra cosa que impulsa el uso de camiones eléctricos. La normativa. La regla propuesta por California sobre Flotas Limpias Avanzadas (Advanced Clean Fleet) exigiría a los propietarios de flotas empezar a añadir camiones de emisiones cero a partir de 2024, con el objetivo de que el 100% de los camiones sean ZEV en 2040. Si los clientes de camiones tienen que comprarlos, los fabricantes de automóviles tienen que fabricarlos. Las reglas de California han obligado a los fabricantes de automóviles a ser ecológicos. Sus clientes pueden tener pronto la misma presión.

Todo ello facilitará la venta de camionetas electrónicas. Para 2025, los fabricantes de automóviles construirán colectivamente unas 476.000 camionetas enchufables al año, según AutoForecasting Solutions. Teniendo en cuenta que los clientes de flotas compran aproximadamente esa cantidad de las 3 millones de camionetas que se venden en EE.UU. cada año (sin contar las pequeñas empresas que compran cinco camionetas al año al por menor), creo que el camión de trabajo va a llevarnos a la era eléctrica.

Le puede interesar:

Valor de mercado de Ford supera US$100.000 millones ante auge de vehículos eléctricos

PUBLICIDAD

La camioneta híbrida Maverick de Ford recibió más 100.000 reservas

Tesla retrasa producción de Cybertruck hasta 2023: Reuters

Este artículo fue traducido por Estefanía Salinas Concha.

PUBLICIDAD