Economía

Elecciones de Colombia: 7 tareas de comercio exterior que tendrá el presidente

El nuevo mandatario tiene varias tareas pendientes y trabajar en la internacionalización de la economía no puede escapar de su radar, ¿qué se podría mejorar?

Elecciones de Colombia: 7 tareas de comercio exterior que tendrá el presidente
19 de junio, 2022 | 03:00 AM

Bogotá — Colombia arranca una nueva etapa al conocer este domingo quién ocupará la Casa de Nariño desde el próximo 7 de agosto. Varias tareas tiene el nuevo dirigente, tanto en materia social, de finanzas públicas, entre otros asuntos de los cuales no escapa el comercio exterior y la internacionalización de la economía.

Síguenos en las redes sociales de Bloomberg Línea Colombia: Twitter, Facebook e Instagram

Tradicionalmente han sido mayores las importaciones del país que las exportaciones lo cual ha generado un déficit comercial importante del que aunque mucho se habla, a la fecha no ha logrado cerrarse.

PUBLICIDAD

Este año el país arrancó con pie izquierdo en materia comercial. Según un análisis del equipo económico del Banco de Bogotá, el país alcanzó un nuevo deterioro histórico del comercio exterior en enero. Y mes a mes el país sigue con un desbalance comercial importante. Los últimos datos del Dane expusieron que entre enero y abril de este año el déficit en la balanza comercial fue de US$4.801,9 millones, superior a lo reportado en el mismo periodo 2021 (US$4.374,5 millones).

Sin embargo, más allá de lo anterior y teniendo en cuenta que es necesario que el país avance en internacionalizar su economía, desde la Cámara de Comercio Colombo Americana (AmCham) plantean algunos asuntos en los que se debería avanzar:

  • Mantener los acuerdos comerciales y generar acciones para su mayor aprovechamiento. Los acuerdos comerciales existentes ofrecen garantías y estabilidad en generación de negocios para las empresas colombianas permitiéndoles un mayor acceso a oportunidades en el mercado nacional e internacional. Además son fuente de empleo e inversión. Se requiere un mayor aprovechamiento de las oportunidades de los TLC sobre las herramientas que faciliten un mayor intercambio comercial que beneficie la cadena productiva y el consumidor local.
  • Incentivar la libre empresa, reduciendo los tramites, obstáculos y barreras no arancelarias y estimulando la puesta en marcha de la Política de Desarrollo Productivo que contribuirá a la competitividad de la industria nacional y así poder insertarse en mejores condiciones a los mercados internacionales.
  • Promover la cultura exportadora y productividad de las empresas para diversificar el riesgo y reducir la dependencia exclusiva al mercado interno. Desarrollar acciones que fortalezcan la productividad de las empresas para que puedan insertarse en las cadenas globales de valor, que puedan competir con precio y calidad tanto para el mercado internacional como para el local, equilibrando la cancha para que la industria nacional pueda competir sin acudir al proteccionismo y/o populismo.
  • Fortalecer la sostenibilidad empresarial, el uso más eficiente de la energía, favorecer una transición energética responsable, preservación del medio ambiente, el respeto a los derechos laborales y la propiedad intelectual.
  • Impulsar programas de empleabilidad basado en la pertinencia de las necesidades del mercado laboral que ofrezcan alternativas de formación para capacitar a los trabajadores, especialmente jóvenes y mujeres, en aquellas habilidades que requieren las empresas actualmente, siendo el bilingüismo la base para contar con un recurso humano calificado con el cual se puedan responder a las necesidades de consumidores en el mundo.
  • Aprovechar las ventajas competitivas que tiene el país por su ubicación geográfica para atender, en corto tiempo, necesidades tanto del mercado de EE.UU., como de Centro y Suramérica, prioritariamente, por mar y aire. Esto se hace relevante en la medida que el mundo, y en especial EE.UU., busca reducir su dependencia de la economía logística de Asia la cual se ha visto afectada por la pandemia y el consecuente cierre o restricción de actividades portuarias que han afectado el comercio global.
  • Transformar digitalmente a la Dian y aduanas: una adecuada inserción de Colombia en el comercio internacional demanda de un proceso aduanero y tributario moderno y ágil. Esto reduce tiempos en las actividades comerciales de ingreso y salida del país de los bienes y contribuye en la lucha contra el contrabando.
PUBLICIDAD