Mercados

La estanflación dominará en 2023 y será un riesgo para las acciones: encuesta

El resultado del sondeo insinúa otro año desafiante para los activos de riesgo, luego de que este año las acciones vieran su peor caída desde la crisis financiera global

Imagen de la Bolsa de Valores de Nueva York
Por Farah Elbahrawy y Heather Burke
28 de noviembre, 2022 | 03:03 PM

Bloomberg — La estanflación será el mayor riesgo para la economía global el año que viene, de acuerdo a inversores que participaron en la encuesta MLIV Pulse, de Bloomberg.

En concreto, más de la mitad de los participantes dijeron que las esperanzas de que las acciones suban son prematuras tras las fuertes caídas de este año.

También dieron que se dará un escenario de crecimiento lento y alta inflación. El segundo escenario más posible que ven es una recesión deflacionaria. El de una recuperación económica con alta inflación es el escenario menos probable que ven.

PUBLICIDAD

El resultado del sondeo insinúa otro año desafiante para los activos de riesgo, luego de que este año las acciones vieran su peor caída desde la crisis financiera global.

En este contexto, y a pesar de que las acciones se han recuperado en el cuarto trimestre, más del 60% de los participantes en la encuesta afirmaron que los inversores de todo el mundo siguen siendo demasiado optimistas en cuanto a los precios de los activos.

“El próximo año seguirá siendo difícil”, dijo Nicole Kornitzer, gestora de la cartera del Fondo Internacional Buffalo de Kornitzer Capital Management Inc. con sede en París, que supervisa unos US$6.000 millones. “Definitivamente, la estanflación es la perspectiva por ahora”.

PUBLICIDAD
¿Cuál es el escenario más probable a nivel global en 2023?dfd

Mientras tanto, alrededor del 60% de los participantes esperan que el dólar se debilite aún más dentro de un mes. Esto contrasta con el mes pasado, cuando casi la mitad de los encuestados dijo que llegaría a la reunión de noviembre de la Reserva Federal con una posición larga en el dólar. La fortaleza del billete verde ha pesado sobre varias clases de activos este año, incluidas otras divisas como el euro y la renta variable de los mercados emergentes. Una debilidad del dólar podría crear focos de oportunidades en lo que ya se espera que sea un 2023 sin brillo.

“El dólar probablemente se debilitará a lo largo de 2023″, dijo Kornitzer. “Tal vez no de forma dramática, pero la tendencia probablemente será a la baja”. Una recesión en EE.UU. y la dirección de las tasas serán los catalizadores clave para la divisa, dijo.

Más participantes de la encuesta ven un dólar más débildfd

Todas las miradas están puestas en la Fed de cara a 2023, ya que es probable que el crecimiento se vea obstaculizado aún más si las tasas se mantienen más altas durante más tiempo, un régimen que ya ha sido presagiado por el presidente Jerome Powell. Al mismo tiempo, la estricta política de Covid Cero de China es otro riesgo para la economía mundial, ya que los casos se sitúan en máximos históricos en medio de las crecientes protestas contra las restricciones de Covid de la nación.

Más de la mitad de los encuestados esperan que el S&P 500 termine el año 2023 dentro de un rango del 10% inferior o superior. Eso está en línea con las expectativas de Wall Street, con los estrategas de Goldman Sachs Group Inc (GS), Morgan Stanley (MS) y Bank of America Corp. (BAC) entre los que ven el S&P 500 relativamente sin cambios dentro de unos 12 meses. Todos ellos prevén que el deterioro de los beneficios pesará sobre el rendimiento de las acciones.

“Los analistas tendrán que ajustar a la baja sus estimaciones de beneficios”, dijo Anneka Treon, una directora gerente con sede en Ámsterdam de Van Lanschot Kempen, cuya firma tiene una visión conservadora sobre las acciones durante 2023. “Esperamos que Europa sufra una contracción económica, que EE.UU. probablemente sólo sea capaz de mostrar un crecimiento modesto y que China no alcance sus propias ambiciones”.

¿Cómo espera que termine el S&P 500 en 2023?dfd

Sin embargo, a pesar de todo el pesimismo, los encuestados dijeron que es más probable que la inflación estadounidense caiga por debajo del 3% en 2023 que que supere el 10%, lo que implica un cierto alivio hacia finales de año. Esto sería una buena noticia para los funcionarios de la Fed, que ya señalaron que se inclinaban por una subida de 50 puntos básicos en diciembre para mitigar los riesgos de un endurecimiento excesivo.

PUBLICIDAD

En cuanto a las oportunidades, los participantes en la encuesta de MLIV ven la oportunidad de adquirir bonos de larga duración y acciones tecnológicas, entre otros temas. Ambas clases de activos se han visto afectadas este año por la fuerte subida de las tasas de interés.

Otros riesgos potenciales en 2023 son la evolución del mercado inmobiliario en el Reino Unido y en Canadá, donde los encuestados ven más probable un desplome del 20% en esos países que en otros. El aumento de los costes de los préstamos está obligando a algunos compradores potenciales a abandonar el mercado y estimulando las predicciones de un descenso de los precios de la vivienda.

La mayoría de los encuestados descartan la posibilidad de que se produzca una escalada de conflictos geopolíticos el próximo año, por ejemplo, entre China y Taiwán, así como entre la OTAN y Rusia.

PUBLICIDAD

“La primera mitad de 2023 estará dominada por la historia de tasas más altas”, dijo Ipek Ozkardeskaya, analista senior de Swissquote. “Sin embargo, en torno al tercer y cuarto trimestre del próximo año, esperamos que la retórica del mercado cambie hacia el “bajo crecimiento y la recesión””.

-- Con la ayuda de Tomoko Yamazaki.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD