Acuerdos privados lideran las fusiones y adquisiciones en el sector farmacéutico

La búsqueda de compañías privadas más pequeñas y su adquisición por parte de las grandes farmacéuticas se debe a la necesidad de obtener tratamientos innovadores y el riesgo de expiración de sus patentes

Acuerdos privados lideran las fusiones y adquisiciones en el sector farmacéutico
Por Michelle Davis
15 de junio, 2024 | 09:00 AM
Últimas cotizaciones

Bloomberg — Luego de desafiar la mayor contracción de las operaciones en diez años, las grandes farmacéuticas están dejando de perseguir empresas públicas para centrarse en objetivos privados de menor envergadura.

Las farmacéuticas, como Bristol Myers Squibb Co. (BMY) y Abbvie Inc. (ABBV), realizaron grandes inversiones en objetivos durante los meses finales del 2023, con frecuencia pagando fuertes primas en un esfuerzo por refrescar sus anticuadas carteras con fármacos de gran éxito.

Gráficos de acuerdos de fusiones y adquisiones farmacéuticas

No obstante, la buena marcha se ha enfriado este año, con un retroceso interanual del valor de las transacciones de biotecnología superior al 40%, hasta unos US$40.000 millones, a la par que repuntan las M&A (por sus siglas en inglés, fusiones y adquisiciones) en otros sectores, como muestran diversos datos recopilados por Bloomberg.

Lea más: Nueva inyección para perder peso cuesta 85% menos que la competencia de las grandes farmacéuticas

PUBLICIDAD

Los responsables de las operaciones y los ejecutivos del sector salud señalan que el aluvión de transacciones por valor de más de US$50.000 millones que tuvo lugar en el último trimestre del 2023 eliminó provisionalmente numerosos objetivos evidentes, es decir, compañías con medicamentos a punto de salir al mercado y con un potencial de ingresos a corto plazo.

“Estamos atravesando un periodo de digestión”, afirmó Chris Roop, responsable de fusiones y adquisiciones para América de Jefferies Financial Group Inc, al margen de la conferencia mundial sobre atención sanitaria que el banco celebró en Nueva York la semana pasada. “Muchas de las empresas con riesgo reducido que serían objetivos se han retirado del tablero”.

Las grandes farmacéuticas siguen necesitando comprar para encontrar tratamientos innovadores y reponer líneas de negocio. Los analistas de Bloomberg Intelligence Michael Shah y John Murphy estimaron recientemente que los grandes nombres de la industria en EE.UU. tienen US$180.000 millones en ventas anuales que están en riesgo por la expiración de patentes de aquí a 2030.

PUBLICIDAD

Con menos objetivos públicos obvios que perseguir, una tendencia que ha surgido este año en la negociación de acuerdos sanitarios ha sido la búsqueda de empresas privadas más pequeñas. Las adquisiciones farmacéuticas de biotecnológicas privadas han aumentado un 198% en lo que va de año, según datos recopilados por Bloomberg.

El mes pasado, Merck & Co. (MRK) acordó comprar Eyebiotech Ltd. por US$1.300 millones por adelantado para reponer su arsenal de tratamientos oftalmológicos; Biogen Inc. (BIIB) dijo que pagaría hasta US$1.150 millones por adelantado por Human Immunology Biosciences Inc. para reforzar su cartera de tratamientos de enfermedades inmunológicas; y Johnson & Johnson (JNJ) cerró un acuerdo de US$850 millones por Proteologix Inc. que le dará acceso a un nuevo medicamento potencial contra la dermatitis atópica.

Nueva generación

Con las ofertas públicas iniciales todavía recuperándose de un parón de dos años, y en medio de un mercado agitado para las acciones biotecnológicas, una nueva generación de empresas se ha quedado a las puertas de desarrollar nuevos fármacos en los mercados privados. Estas empresas han llamado la atención de las grandes farmacéuticas, aunque su potencial de generación de ingresos se encuentre más adelante.

Lea más: El 76% del crecimiento en el mercado farmacéutico venezolano es aportado por genéricos nacionales

“Sospecho que algunas de las empresas que han realizado algunos de estos acuerdos privados han pensado ‘este es un buen momento para que cacemos en esos terrenos’”, dijo Matt Gline, CEO de Roivant Sciences Ltd., que vendió un activo a Roche Holding AG el año pasado por US$7.100 millones. “Las primas son diferentes, las necesidades son diferentes, la oportunidad es diferente”.

Para estar seguros, es posible que empresas como Bristol Myers, Abbvie y Pfizer (PFE) se estén tomando un descanso de las fusiones y adquisiciones a gran escala después de que cada una gastara al menos US$15.000 millones en adquisiciones el año pasado.

El CEO de Pfizer, Albert Bourla, declaró el lunes que la empresa está haciendo una pausa en las grandes adquisiciones tras su histórica compra de Seagen Inc. en 2023.

PUBLICIDAD

Aún así, los responsables de las operaciones predicen que pronto se producirá un repunte de las transacciones públicas.

Lea más: El mercado de fármacos contra la obesidad crecerá a US$130.000 millones en 2030: expertos de Goldman

“Las grandes farmacéuticas siguen teniendo los mismos retos y la única forma que tienen de resolverlos es a través del desarrollo de negocio (BD, por sus siglas en inglés) y las fusiones y adquisiciones”, afirmó Roop, de Jefferies. “Me siento optimista de que seguiremos viendo flujo de acuerdos”.

J&J es un fabricante de medicamentos que probablemente esté preparado para participar en cualquier repunte, según Nauman Shah, responsable global de desarrollo de negocio de su segmento farmacéutico.

PUBLICIDAD

“Ciertamente, seguimos teniendo la capacidad financiera y el poder para poder hacer tratos independientemente de su tamaño”, dijo en una entrevista en la Convención Internacional BIO celebrada la semana pasada en San Diego. “Vamos a centrarnos más en acuerdos que estén en ese rango de cinco a llamémosle incluso US$20.000 millones si tienen sentido. No tenemos miedo de llegar a esos niveles”.

Lea más en Bloomberg.com