Negocios

México rechaza 30 trámites eléctricos a empresas privadas; 11 son de Iberdrola

El regulador energético solo autorizó dos cambios a permisos de centrales de la empresa estatal CFE

Una planta termoeléctrica de la empresa estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE) en Villa de Reyes.
21 de julio, 2022 | 07:13 PM

Ciudad de México — El Gobierno de México, a través de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), rechazó 30 trámites eléctricos a empresas privadas, de los cuales, una tercera parte pertenecen a la española Iberdrola, mientras que aprobó dos a la empresa estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE).

El regulador mexicano presidido por Leopoldo Melchi García excluyó 19 centros de carga de diversos establecimientos y socios relacionados a permisos de cogeneración y autoabastecimiento de energía eléctrica, precisó la autoridad durante una sesión extraordinaria del 21 de julio de 2022.

Las empresas afectadas son Cogeneración de Altamira; Cogeneración de Energía Limpia Cosoleacaque; Enertek; Eólica Dos Arbolitos; Generadora Pondercel; Parque Industrial de Energía Renovable; Parques Ecológicos de México; Pier II Quecholac Felipe Ángeles; Pier IV, además de nueve centros de empresas filiales de Iberdrola.

PUBLICIDAD

La CRE también negó el permiso de generación eléctrico a Energía el Trojano; 360 Plaza de Cibeles, FRV San Isidro, Parque Solar las Lomas de Ocampo III; Parques Eólicos de México; Recursos Solares PV de México, Scutti Solar 3, además de cambios y expansiones de permisos de generación de energía a la central Dominica Energía Limpia; Eólica Santa Catarina; Iberdrola Energía Altamira y Unión Energética del Noroeste.

El regulador autorizó dos cambios a centrales de la empresa subsidiaria CFE Generación III: 27 de septiembre y General Salvador Alvarado.

La administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, conocido como AMLO, ha expresado que las tecnologías solares y eólicas ponen en riesgo la confiabilidad del Sistema Eléctrico Nacional por su intermitencia, además de considerarlas caras por el respaldo de tecnología convencional (fósil) que requieren.

Su gestión se encuentra en una tormenta comercial con los Gobiernos de Estados Unidos y Canadá, los cuales iniciaron una disputa en el marco del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) por discriminar a sus empresas para favorecer a los gigantes estatales CFE y Pemex, puntualmente desde la CRE.

PUBLICIDAD