Economía

Gobierno Petro no continuará estrategia de Duque para aliviar carga de la deuda

José Roberto Acosta, director de Crédito Público, dijo a Bloomberg Línea que no ven necesaria más de una tributaria en Gobierno Petro para lograr metas fiscales

Gobierno Petro no continuará estrategia de Duque para aliviar carga de la deuda
18 de agosto, 2022 | 04:00 AM
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bogotá — El gobierno de Gustavo Petro empezó empeñado con altos compromisos de pago de deuda durante su mandato. Según datos del Ministerio de Hacienda, entre 2022 y 2026 debe pagar más de $350 billones por dicho concepto, lo cual puede poner en aprietos su plan de gobierno.

Síguenos en las redes sociales de Bloomberg Línea Colombia: Twitter, Facebook e Instagram

Tener una estrategia clara para reducir los niveles de deuda a los que se enfrenta el gobierno de Gustavo Petro es importante para avanzar hacia la sostenibilidad de las finanzas públicas del país. En entrevista con Bloomberg Línea, José Roberto Acosta, director de Crédito Público dijo que no continuarán con la estrategia del gobierno Duque para reducir los compromisos de deuda.

PUBLICIDAD
José Roberto Acosta, director de Crédito Públicodfd

Teniendo en cuenta que una de las herramientas frecuentes que usaba el gobierno Duque para darle manejo a la deuda del Gobierno eran las operaciones de canje, Acosta resaltó que no tienen en el radar continuar con estos pues no los consideran eficientes porque “no reducen el stock de deuda y tienen desventajas que desde el punto de vista de costos para el erario público, pueden no ser beneficiosos”.

Sin embargo el director dijo que no están totalmente cerrados a dicha alternativa, pues irán viendo si el apetito del mercado da para retomarlos. En sus palabras, el gobierno Petro espera reducir el nivel de deuda “con excedentes fiscales que sería lo más inmediato, todo depende de que la estructura en materia presupuestal así quede planteada”.

Además, mencionó que hacer crecer la economía y establecer una estructura fiscal sostenible serán clave en el proceso de reducción del endeudamiento del Gobierno.

PUBLICIDAD

Las estrategias para obtener nuevos recursos

Dado que cada vez está siendo más caro endeudarse en el exterior, el director dijo que seguirán la tendencia de preferir el mercado local. La deuda en el exterior a través de bonos, se descartaría por la coyuntura del momento, pero “los mercados tienen la última palabra”.

Para Acosta, “el apetito que han venido reportando los inversionistas en las últimas semanas es positiva y muestra el voto de confianza sobre el nuevo Gobierno”.

“La verdadera estrategia es mostrar mejores números en materia fiscal, si logramos estructuralmente ese componente presupuestal con alta credibilidad de sostenibilidad de la deuda, los mercados lo recibirán muy bien y se reflejará en mejores tasas”

En palabras de Acosta, los nuevos recursos de la tributaria que podría ser inferior a los $25 billones iniciales a los que le apostó el Gobierno, “se alineará con la estrategia del Presupuesto para que no genere mayores presiones de endeudamiento”. El directivo dijo que todavía no se tiene claridad sobre cuánto del nuevo recaudo de la tributaria iría para ajustar las cuentas fiscales y cuánto a nuevos programas, pues aún “las estamos afinando”.

Sobre si el recaudo estimado en la tributaria sería suficiente para ajustar las cuentas fiscales del país Acosta dijo que sí, por ahora. Agregó que en el Gobierno Petro no se requeriría de nuevas tributarias. Sin embargo, algunos expertos dicen que lo más probable es que sí llegue a necesitarse una nueva en los próximos años pues el país seguiría requiriendo más ingresos estructurales para hacerle frente al desbalance de las cuentas.

Vale mencionar que, según el Marco Fiscal de Mediano Plazo, Colombia tendría una deuda neta del Gobierno Nacional Central de 56,5% del PIB y un déficit fiscal de -5,6% en 2022, mientras que para fin del mandato Petro, en 2026, las cifras serían 54,2% y -3,3%, respectivamente. Dichas cifras seguirían estando muy altas si se tiene en cuenta que antes de la pandemia los indicadores de deuda y déficit eran 48,4% del PIB y -2,5%, cada uno.

Respecto a si las enajenaciones de activos entrarán en la estrategia para conseguir recursos adicionales y reducir deuda, Acosta expuso que “no, no hay, por lo menos dentro de la expectativa que se ha puesto sobre la mesa en estos primeros días, esa alternativa”.

PUBLICIDAD

El ETF y los bonos sociales

Sobre el ETF de deuda pública, el director de Crédito Público mencionó que seguirán con la estructuración. “El tema de ese fondo está dentro de los proyectos que se mantienen o de los que se darán continuidad en la nueva administración. Todo depende de los detalles del gestor, administrador, esperamos que esté listo lo más pronto posible, ojalá sea este año”.

Sobre los bonos sociales también dijo que esperan que estos se logren emitir este año y aseguró que trabajarán para ver de qué manera pueden hacer que los recursos recaudados se destinen mayoritariamente a la inversión y no solo a funcionamiento.

Por último, Acosta aseguró que desde el Gobierno Petro esperan tener comunicación directa y permanente con el mercado y trabajarán en dar confianza a los inversionistas a través de cifras estables y acciones que mejoren la sostenibilidad fiscal del país.

PUBLICIDAD