Casa Blanca evalúa prohibir aluminio ruso por escalada de la guerra en Ucrania

La medida tendría amplias implicaciones en el comercio global del metal, potencialmente forzando a los consumidores a apurarse para encontrar reemplazos

Aluminio
Por Joe Deaux y Jenny Leonard
12 de octubre, 2022 | 04:36 PM

Bloomberg — El gobierno de EE.UU. está estudiando la posibilidad de prohibir completamente el aluminio de Rusia, protegido desde hace tiempo de las sanciones a causa de su gran utilidad en todo tipo de productos, desde vehículos y edificios hasta iPhones, como respuesta a la intensificación de su invasión a Ucrania.

En la actualidad, la Casa Blanca baraja tres alternativas: la prohibición absoluta, el incremento de los aranceles hasta alcanzar niveles tan extremos que supongan una prohibición real, o una sanción a la empresa que elabora el aluminio del país, United Co. Rusal International PJSC, de acuerdo con personas conocedoras del proceso de toma de decisiones.

Esta medida tendría amplias implicaciones en el comercio global del aluminio, forzando potencialmente a los consumidores estadounidenses y de otros mercados a apurarse para encontrar reemplazos.

El precio del metal, que se comercializa globalmente, se incrementó al informarse de una eventual prohibición. El aluminio en la LME (Bolsa de Metales de Londres) avanzó hasta 7,3%, lo que supuso su mayor ganancia diaria en casi 15 días, debido a la amenaza de que esta medida redujera la oferta. El fabricante de EE.UU. Alcoa Corp. (AA), subió hasta 8,6%, mientras que la cotización de Century Aluminum Co. (CENX) se paró tras la repentina subida.

PUBLICIDAD
VER +
Biden dice que EE.UU. tiene respuestas preparadas si Putin usa armas nucleares

Rusia es el segundo productor de aluminio más grande del mundo después de China. Solo en EE.UU., los suministros rusos tradicionalmente representan alrededor del 10% de las importaciones totales, y los datos muestran que Rusia fue el tercer mayor exportador a los EE.UU. en agosto.

La prohibición se está considerando en respuesta a los ataques con misiles de Rusia en Kiev y otras ciudades ucranianas esta semana que dañaron infraestructura clave y sitios civiles.

La Casa Blanca, el Departamento de Comercio y el servicio de prensa de Rusal no respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios.

PUBLICIDAD

Al comienzo de la guerra, la administración de Biden se abstuvo de sancionar al aluminio ruso por temor a que pudiera interrumpir a los proveedores globales, dijeron personas familiarizadas con el asunto en ese momento.

Pero con la guerra en curso ahora en su octavo mes, quedan menos productos para que los aliados de EE.UU. y Ucrania prohíban en respuesta a las escaladas de Rusia. La discusión de la Casa Blanca ha estado en curso durante semanas.

Rusal y otras empresas rusas han dicho que una prohibición desestabilizaría los mercados de metales en todo el mundo.

El debate dentro de la industria metalúrgica sobre cómo abordar los suministros rusos se ha intensificado en las últimas semanas.

VER +
Rusia ataca Kiev tras explosión en puente de Crimea y Putin amenaza con más

La Bolsa de Metales de Londres, la bolsa de metales industriales más grande del mundo, lanzó la semana pasada un documento a debatir para determinar si el metal ruso debería prohibirse en la bolsa.

Alcoa, el mayor productor de aluminio de EE. UU., envió el mes pasado una carta a la Bolsa de Metales de Londres para que no permitiera la comercialización del metal ruso, lo que generó temores de que podría ser objeto de dumping (vender debajo del precio) para reducir los precios mundiales.

El CEO de Rio Tinto Plc, la segunda compañía minera más grande del mundo, el mes pasado también dio la voz de alarma de que el flujo desenfrenado de aluminio ruso hacia los EE.UU. estaba haciendo que los productores norteamericanos fueran menos competitivos

Lea más en Bloomberg.com