Mercados

Bonistas de Americanas ante una reestructuración de deuda por US$ 8.200 millones

La empresa, con sede en Río de Janeiro, implosionó tras revelarse que ocultaba más de 20.000 millones de reales (US$3.800 millones) de deuda

Clientes compran en una tienda de Americanas en Río de Janeiro, Brasil, el viernes 13 de enero de 2023.
Por Vinícius Andrade y Maria Elena Vizcaino
20 de enero, 2023 | 05:35 AM

Bloomberg — En plena pandemia, los inversores se apresuraron a comprar deuda de Americanas SA (AMER3). Las ventas en línea se disparaban y multimillonarios con participaciones en algunas de las mayores marcas de consumo del mundo apostaban por el futuro del minorista.

Tres años más tarde, solicitó la reorganización judicial para protegerse de la quiebra.

La empresa, con sede en Río de Janeiro, implosionó tras revelarse que ocultaba más de 20.000 millones de reales (US$3.800 millones) de deuda. Los bonos, que a mediados de 2021 cotizaban a 104 centavos de dólar, se han desplomado a unos 10 centavos a medida que los inversores en deuda en dificultades se acercan, preparándose para una batalla legal que probablemente se desarrolle en los tribunales brasileños.

PUBLICIDAD

Americanas, que ha estado respaldada por Jorge Paulo Lemann, Marcel Telles y Carlos Alberto Sicupira durante más de cuatro décadas, vio cómo su CEO abandonaba el cargo tras menos de dos semanas en el puesto después de encontrar “inconsistencias contables” vinculadas a la deuda de las operaciones de financiación de proveedores. Otros minoristas brasileños se apresuraron a asegurar a los analistas que toda su deuda estaba correctamente contabilizada en sus balances.

Americanas dijo el jueves que solicitó la protección de la quiebra ante un tribunal brasileño, citando pasivos de aproximadamente 43.000 millones de reales (unos US$ 8.200 millones). Un tribunal local había concedido a la empresa protección contra demandas de reembolsos anticipados de deuda durante 30 días, pero Banco BTG Pactual SA obtuvo el miércoles una decisión favorable que revocaba parcialmente la orden.

“Brasil ha tenido algunos de los registros de reestructuración de impagos más dolorosos en mi experiencia”, dijo Ray Zucaro, director de inversiones de RVX Asset Management en Miami. “La batalla legal acaba de empezar”.

PUBLICIDAD

Los bancos de inversión Moelis & Co. (MC) y Seaport Global Securities LLC están tratando por separado de organizar a los tenedores de bonos de la empresa en un grupo. Los inversores que poseen deuda local han contratado abogados y están decidiendo si trabajar con un asesor financiero, según una persona familiarizada con el asunto que pidió el anonimato ya que las discusiones son privadas.

La deuda total en bonos de Americanas y sus filiales JSM y B2W Digital Lux asciende a unos US$ 2.900 millones, incluidos pagarés globales y locales, según datos recopilados por Bloomberg. Alrededor de US$ 163 millones vencen en los próximos tres meses, con el próximo pago de cupón de 135 millones de reales que vence el 17 de abril.

Entre los tenedores de estos bonos figuran fondos gestionados o administrados por Banco do Brasil SA, Banco Santander SA (SAN), Fidelity, GAM Holding AG y BTG Pactual, según los datos recopilados por Bloomberg, basados en las declaraciones más recientes de los inversores. Los datos incluyen las participaciones de los fondos pasivos, que tienen poca capacidad de elección sobre lo que compran o venden, y pueden no abarcar a los inversores que no están obligados a revelar las transacciones de deuda. Los tenedores analizados por Bloomberg poseen alrededor del 22% del total de la deuda en circulación.

Banco do Brasil, Santander, Fidelity y BTG no respondieron inmediatamente a las solicitudes de comentarios. Un representante de GAM dijo que la empresa no es propietaria del fondo que posee los bonos, sino que sólo proporciona servicios de gestión.

S&P Global Ratings, Fitch Ratings y Moody’s Investors Service rebajaron la calificación de Americanas en varios escalones debido a los problemas contables. Americanas recurrió por primera vez a los mercados de bonos en el extranjero en la segunda mitad de 2020, diciendo en ese momento que estaba buscando “acceder a una nueva fuente de financiación.”

La empresa alcanzó un valor de mercado de más de 66.000 millones de reales en la bolsa de Brasil en medio de la pandemia, impulsada por su rama de comercio electrónico. La firma fusionó sus divisiones física y en línea en 2021, cuando Lemann y sus socios cedieron el control de la empresa. En su empresa de adquisiciones 3G Capital, el trío de multimillonarios había participado en operaciones con Kraft Heinz Co. y Burger King Holdings Inc. 3G no tiene participación en Americanas.

PUBLICIDAD
os bonos en dólares de la compañía cotizaban por encima de la par a finales de 2021dfd

A principios de esta semana, Lorena Reich, analista de Lucror Analytics, recomendó a los clientes que mantuvieran bonos de Americanas cotizando entre 10 y 20 puntos, citando un valor de liquidación estimado “entre 15 y 20 puntos” y afirmando que los precios ya reflejaban una probabilidad “significativamente mayor” de reestructuración.

Los principales accionistas de la empresa, incluido Lemann, han ofrecido inyectar 6.000 millones de reales en Americanas, pero los bancos pedían más de 10.000 millones de reales, según informó Bloomberg News la semana pasada. Las negociaciones continúan y Americanas contrató a Rothschild & Co. como asesor en la renegociación de la deuda.

A menos que los accionistas clave intervengan, “los bonos podrían caer por debajo de 10, ya que todos los proveedores, los bancos, recibirán su dinero primero”, dijo Peter Varga, gestor principal de cartera de deuda corporativa de mercados emergentes en Erste Asset Management GmbH en Viena, Austria. “La empresa nombró a Rothschild como asesor y esos tipos son duros negociadores, así que yo sería cauto en este aspecto”.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD