Auge de vehículos eléctricos chinos amenaza a empresas occidentales, según UBS

Entre las predicciones de UBS para el mercado automovilístico global en 2030 destaca la opinión de que los fabricantes de China no operarán en EE.UU.

VE
Por Danny Lee - Linda Lew
05 de septiembre, 2023 | 12:17 PM
Últimas cotizaciones

Bloomberg — Las empresas automotrices de Occidente perderán un quinto de su participación en el mercado global como consecuencia del indetenible ascenso de los vehículos eléctricos (VE) de producción china, que son más accesibles y económicos, opinan los analistas de UBS Group AG (UBS).

Encabezados por BYD Co. (BYDDF), los productores de vehículos de China prácticamente doblarán su parte del mercado de automóviles para llegar al 33% de aquí a final de esta década, según escribieron Patrick Hummel y Paul Gong, analistas de UBS, en un documento divulgado el pasado 31 de agosto.

Algunos fabricantes de China, como Nio Inc. (NIO) y Xpeng Inc. (XPEV), han intensificado su exposición en el Salón Internacional del Automóvil de Múnich (IAA, por sus siglas en inglés), que tiene lugar esta semana. Mientras tanto, las potencias germanas Mercedes-Benz Group AG y BMW AG presentaron su siguiente generación de VE, que no saldrá al mercado hasta el año 2025.

“La industria automotriz mundial va a experimentar cambios drásticos a lo largo de los próximos diez años”, afirmó durante una entrevista Gong, responsable de investigación sobre automóviles en China de UBS.

PUBLICIDAD
China

El informe predijo que la cuota de mercado global de los fabricantes de automóviles occidentales caerá del 81% al 58% para 2030.

“Ese sería un momento de crisis para las empresas occidentales heredadas”, dijo Gong.

Es probable que la participación de Tesla Inc. (TSLA) aumente del 2% al 8%.

PUBLICIDAD
VER +
Mercedes desafía a Tesla con apuesta por la autonomía de su nuevo coche eléctrico

BYD, la marca de automóviles más vendida en China, tiene una ventaja de costos del 25% sobre las marcas norteamericanas y europeas, lo que le da a la compañía con sede en Shenzhen un amplio poder de fuego para socavar a sus rivales en su territorio a medida que se expande globalmente.

Un desmontaje de UBS de un sedán BYD Seal 2022 encontró que el 75% de los componentes fueron fabricados internamente. La cifra (el doble del promedio mundial) es el secreto de la ventaja de costos de BYD en su búsqueda por controlar su propia cadena de suministro totalmente integrada. El Sello se fabrica casi en su totalidad en China, con alrededor del 10% o menos de piezas de proveedores extranjeros, estima la UBS.

“Es realmente una muestra de los ingenieros chinos y de los dividendos de la ingeniería”, dijo Gong, señalando la fuerza laboral de 600.000 personas de BYD (cinco veces mayor que la de Tesla), incluidos 90.000 ingenieros.

BYD, que también fabrica sus propias baterías y semiconductores, tiene una ventaja de costos del 15% sobre el sedán Modelo 3 básico de Tesla, fabricado en China, y una ventaja de más del 30% sobre el ID.3 de Volkswagen AG (VOW3), según el informe de la UBS. BYD destronó a Volkswagen como la marca de automóviles más vendida en China a principios de 2023.

Las predicciones de la UBS para el mercado automovilístico mundial en 2030 también destacan por la opinión de que los fabricantes de automóviles chinos no operarán en Estados Unidos (el segundo mercado automovilístico más grande del mundo) ni tendrán ningún éxito material en Japón, Corea del Sur e India, países que tienen fuertes titulares nacionales.

Empresas como BMW, VW y Mercedes, que cuentan con China como uno de sus mercados más grandes, están acelerando su transición a los vehículos eléctricos.

BMW presentó el sábado en la IAA un prototipo de su vehículo eléctrico Neue Klasse. El cupé de dos puertas tiene una pantalla digital proyectada a lo ancho del parabrisas, así como un software que puede procesar comandos de voz y gestos con las manos, funciones que los consumidores chinos esperan de los vehículos eléctricos.

PUBLICIDAD
VER +
EE.UU. destina US$12.000 millones para adaptar fábricas de vehículos eléctricos

El alejamiento de una tradición de décadas de publicitar principalmente el rendimiento de conducción muestra la determinación de BMW de atrapar a los fabricantes chinos de vehículos eléctricos, dijo Yale Zhang, director gerente de la consultora Automotive Foresight, con sede en Shanghai.

De las tres grandes marcas de lujo alemanas, BMW está demostrando velocidad y enfoque en los vehículos eléctricos, y las ventas de sus modelos impulsados por baterías en China lideran a Mercedes y a Audi de VW, dijo Zhang.

Alemanas

“BMW todavía necesita alcanzar a los fabricantes chinos de vehículos eléctricos en soluciones de conducción inteligente, como cabinas inteligentes y conducción autónoma”, afirmó. “Pero este concept car ha mostrado un cambio radical en su estilo y en la aplicación de la cabina inteligente. Es algo que hay que observar”.

Lea más en Bloomberg.com