La influencia de Andrés Manuel López Obrador empaña el inicio de la campaña presidencial en México

La sombra de AMLO se cernirá sobre su protegida Claudia Sheinbaum durante la campaña y probablemente durante toda su presidencia, si gana

AMLO BASTON DE MANDO A SHEINBAUM
Por Alex Vásquez
01 de marzo, 2024 | 11:18 AM

Bloomberg — México inició oficialmente el periodo de campaña presidencial el viernes 1 de marzo, con los principales candidatos ocupando un lugar central mientras la abrumadora influencia del popular presidente saliente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) pende sobre el futuro del país.

Lea más: Sheinbaum, Xóchitl y Máynez, dos mujeres y un millennial, inician campaña por la presidencia de México

La ex alcaldesa de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, es la cómoda favorita en las elecciones del 2 de junio: tenía una ventaja de 17 puntos sobre la principal candidata de la oposición, Xóchitl Gálvez, en febrero, según una nueva encuesta de El Financiero publicada al comienzo de la campaña.

Pero la sombra de López Obrador se cernirá sobre su protegida durante la carrera, y probablemente durante toda su presidencia si gana: una de las mayores preguntas abiertas es hasta qué punto el líder que ha llegado a dominar México seguirá dando forma a su política después de que él deje el cargo.

PUBLICIDAD

Sheinbaum ha dicho que dará más detalles de sus planes en un discurso el viernes a las 16:00 horas (Ciudad de México).

Registro de Claudia Sheinbaum como candidata presidencial por la Coalición Sigamos Haciendo Historia ante el Instituto Nacional Electoral (INE), domingo 18 de agosto de 2024.dfd

AMLO, famoso por sus conferencias de prensa matutinas de horas de duración y sus viajes en clase turista para pulir su imagen de hombre común, a menudo se jacta de ser uno de los líderes más populares del mundo, pero está limitado por ley a un solo mandato de seis años.

Su partido Morena encomendó a Sheinbaum la tarea de mantener y aprovechar el éxito del movimiento político que construyó: bajo AMLO, prácticamente ha vencido al antiguo establishment de México, que se ha unido detrás de Gálvez.

PUBLICIDAD

Ahora Morena quiere acumular aún más poder: más allá de la carrera presidencial, su objetivo es ganar suficientes de los 500 escaños de la Cámara Baja y los 128 escaños del Senado en juego para tener mayorías de dos tercios que potencialmente permitirían al sucesor de AMLO promulgar cambios constitucionales importantes. –incluidas reformas del sistema judicial y electoral– que ha tenido dificultades para superar a la oposición.

Eso ha infundido algo de energía en la carrera. Dado que los analistas consideraban improbable que se lograrán tales mayorías, AMLO dio a conocer en febrero una serie de propuestas de reforma destinadas a animar a su base. Uno pide la elección de jueces de la Corte Suprema, un tiro contra otra institución que ha frustrado sus objetivos.

Los partidarios de Gálvez, conocida por sus acrobacias como usar un disfraz de dinosaurio en el Senado para burlarse de algunas de las propuestas del presidente, organizaron una manifestación masiva a mediados de febrero, inundando la plaza central de la Ciudad de México en una “marcha por la democracia” que acusó al gobierno de AMLO de influir injustamente en las elecciones.

Gálvez se centró principalmente en la actual crisis de seguridad pública del país en un discurso nocturno para lanzar su campaña oficial, argumentando que los mexicanos deberían estar libres del miedo a las bandas del narcotráfico y a la violencia.

“Hay una demanda que une a todos los mexicanos: queremos vivir sin miedo”, dijo, prometiendo reforzar a la policía y la Guardia Nacional mientras acusaba a Morena de ignorar las altas tasas de homicidios y desapariciones. “No tengan dudas de que vamos a devolver la paz a este país”.

Gálvez ha acortado la ventaja de Sheinbaum desde principios de 2024, ganando seis puntos en la encuesta de El Financiero de finales de enero.

La nueva encuesta, sin embargo, mostró que la carrera se estancó en febrero, con Sheinbaum teniendo el 50% de las intenciones de voto en comparación con el 33% de Gálvez. Eso sugiere que la aliada de AMLO está lista para ganar la carrera para convertirse en la primera mujer presidenta de México, salvo que se produzca un cambio sísmico de aquí a las elecciones.

PUBLICIDAD

El refugio de AMLO

AMLO goza de la aprobación de la mayoría de los mexicanos, según muestran las encuestas, en gran parte porque su comportamiento campechano y sus políticas sociales como el salario mínimo y los aumentos de las pensiones han atraído a una base de clase trabajadora que durante mucho tiempo se ha sentido traicionada por la élite política tradicional del país.

Andrés Manuel López Obrador, presidente de México (centro), saluda a los asistentes durante una manifestación en apoyo de la reforma electoral propuesta en la Ciudad de México, México, el domingo 27 de noviembre de 2022.dfd

Sheinbaum, para poca sorpresa, siguió en gran medida su manual durante todo el período previo a la campaña, prometiendo mantener limitado el gasto gubernamental mientras presionaba para lograr mayores mejoras en los programas de bienestar social.

“Sería ingenuo pensar que Sheinbaum no va a seguir bajo el amparo de AMLO”, dijo Juan Carlos Villarreal, profesor de ciencias políticas de la Universidad Autónoma del Estado de México. “Su popularidad se debe al hecho de que es un líder fuerte que obtuvo resultados”.

Aún así, Sheinbaum ha definido sus propias posiciones en áreas clave como el sector energético de México, dijo Matías Gómez Leautaud, analista de México de Eurasia Group.

PUBLICIDAD

Una científica con un doctorado en ingeniería energética, dirigió una serie de proyectos de transporte renovable y electrificado en la Ciudad de México. Eso generó dudas sobre si abriría la puerta a un mayor financiamiento privado a pesar de su apoyo a los mensajes de AMLO sobre la importancia del Estado y sus empresas en el sector energético.

Sheinbaum ha sido vaga acerca de sus planes políticos y aún no está claro si continuaría con los esfuerzos de reforma de AMLO y seguiría el enfoque que convirtió al Estado en un actor central en las empresas y la economía mexicanas.

PUBLICIDAD

AMLO afirma que se retirará a un rancho en la jungla del sur de México una vez que termine su mandato, dejando atrás la política por completo. Pero su legado seguramente durará.

Lea más en Bloomberg.com

VER +
¿De qué habló Claudia Sheinbaum con Larry Fink de BlackRock?
VER +
Donald Trump y Joe Biden se enfrentan en duelo de declaraciones en la frontera con México