Tecnología

Adam Neumann de WeWork reflexiona: “Múltiples lecciones, múltiples arrepentimientos”

En una entrevista pública, algo que no suele suceder, el controvertido empresario asumió su responsabilidad en los hechos que involucraron a la compañía, pero también se defendió.

Durante la entrevista, Neumann esquivó las preguntas sobre las fiestas con alcohol en la empresa. Defendió la práctica de comprar personalmente edificios comerciales y alquilarlos a WeWork mientras era CEO.
Por Sarah McBride
13 de noviembre, 2021 | 08:01 PM

Bloomberg — Adam Neumann, que llevó a WeWork Inc. a convertirse en una de las startups más valiosas del mundo antes de pasar a estar a punto de colapsar, expresó algunos remordimientos sobre su tiempo a cargo en el marco de entrevista (algo que no suele hacer) el martes. También defendió muchas de las decisiones que tomó en la compañía.

“He tenido mucho tiempo para pensar, y ha habido múltiples lecciones, múltiples arrepentimientos”, dijo en la conferencia DealBook de The New York Times. Neumann dijo que sentía un particular pesar por los cientos de empleados que fueron despedidos, y se apresuró a señalar que los despidos se produjeron después de que él dejara de ser CEO a finales de 2019.

En su relato, su estilo de liderazgo descarado de Neumann era adecuado para las primeras etapas de WeWork. Ayudó al negocio a atraer empleados de Apple Inc, Google y Facebook Inc a sus espacios, dijo. “Funcionaba fenomenalmente”.

PUBLICIDAD

Ver más: Adam Neumann, de WeWork, se va con fortuna de US$2.300 millones

Ese estilo se convirtió en un lastre poco después de que la empresa intentara cortejar inversionistas públicos en 2019. “Un gran error: ese mismo estilo que funcionaba tan bien hasta entonces no era el estilo adecuado para Wall Street”, dijo.

Inicialmente, los banqueros persiguieron a WeWork, atraídos por el encanto de una de las ofertas públicas iniciales de mayor perfil de la década. Halagaron a Neumann por las propuestas de valoración que superaban los US$47.000 millones, la cual WeWork había obtenido de un acuerdo con SoftBank Group Corp. en enero de 2019. El cortejo “se me subió a la cabeza”, dijo Neumann.

PUBLICIDAD

Neumann citó una reunión con el CEO de Apple, Tim Cook, donde Neumann dijo que habló durante la mayor parte del tiempo, cuando debería haber estado escuchando. Neumann dijo que le debe una disculpa a Cook, que estuvo en el escenario una hora antes en el evento.

Durante la entrevista, Neumann esquivó las preguntas sobre las fiestas con alcohol en la empresa. Defendió la práctica de comprar personalmente edificios comerciales y alquilarlos a WeWork mientras era CEO. Dijo que, de todos modos, terminó siendo una pérdida de dinero para él.

Cuando el plan de la OPI se vino abajo y la compañía se hundió a fines de 2019, Neumann se sintió estresado, dijo. En un momento, fue fotografiado caminando descalzo por la ciudad de Nueva York. Esa mañana, dijo Neumann, su esposa le había dado una plática para que se animara: todavía son una familia amorosa y podrían mudarse con su madre (Rebekah Neumann proviene de una famosa familia de Hollywood. Su prima es la actriz Gwyneth Paltrow).

Estos días, dijo Neumann, disfruta asesorando a emprendedores y confía en las perspectivas de la empresa que fundó, que comenzó a cotizar en bolsa el mes pasado tras fusionarse con una sociedad de adquisiciones con fines especiales (SPAC). WeWork tiene un “futuro brillante”, dijo Neumann.

Ver más: Esta vez, la salida a bolsa de WeWork tuvo una mejor recepción

Los inversionistas reaccionaron favorablemente a la comparecencia de Neumann. Las acciones subieron hasta un 4,6% tras su entrevista. Sin embargo, las acciones aún cotizan a menos del precio de oferta inicial de US$10 para el SPAC que hizo pública WeWork.

PUBLICIDAD