Negocios

Industria automotriz en México enfrenta nueva presión: el cambio al 5G

En noviembre, la fabricación de automóviles en México registró su peor caída en toda la historia del indicador.

La escasez de semiconductores que ha ocasionado una serie de paros técnicos que han disminuido la producción y las exportaciones de automóviles en México.
07 de diciembre, 2021 | 05:05 AM

Ciudad de México — La llegada de la nueva generación de conectividad 5G a mercados como Asia, está generando mayores presiones a las cadenas de suministro de microprocesadores y chips, impactando a la industria automotriz mexicana.

La creciente demanda por dispositivos, como celulares, tabletas y computadoras personales, que permiten aprovechar las nuevas capacidades que brinda el 5G, está llevando a los productores de chips a dar preferencia a este segmento, en comparación con otros sectores como el automotriz.

“Las fábricas de semiconductores le dan la preferencia a este inmenso mercado a nivel mundial, motivo por el cual se desfasa la proveeduría al sector automotriz a nivel mundial”, dijo Alberto Bustamante presidente ejecutivo de la Industria Nacional de Autopartes durante una conferencia.

PUBLICIDAD

Al igual que en otros puntos del orbe, la escasez de microprocesadores ha impulsado a la baja la producción de automóviles ligeros en México, que en noviembre operó a 63% de su capacidad instalada.

En noviembre, la fabricación de automóviles en México registró su peor caída en toda la historia del indicador, en medio de las preocupaciones sobre el potencial impacto de ómicron en las cadenas de suministro, ya de por sí presionadas por la escasez de microprocesadores, provenientes principalmente de Asia.

El mes pasado, la producción de automóviles se redujo 20,3% y las exportaciones se contrajeron 16,5%,respecto a noviembre de 2020, su quinta reducción consecutiva de doble dígito.

PUBLICIDAD

En términos acumulados. enero a noviembre, la producción cayó 0,7% y las exportaciones subieron 3,0%. La producción en México se encuentra 23,1% por debajo de la producción registrada en 2019, antes de la llegada del Covid-19.

“La principal afectación ha sido la escasez de semiconductores que ha ocasionado una serie de paros técnicos que han disminuido la producción y por ende las exportaciones”, dijo Fausto Cuevas, director general de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), en la conferencia de prensa este lunes.

El problema de la escasez podría extenderse en 2022, aunque los representantes señalaron que aún no existía claridad sobre una fecha de regularización del suministro. Sus estimaciones consideran que a partir del segundo trimestre de 2022 comenzaría a bajar la afectación.

Discordancia en autos chocolate

La escasez de semiconductores también afectó negativamente las ventas de automóviles ligeros en el país, ante una baja en la oferta. De la producción total, 96,5% de la producción se destinó a la exportación, dejando menos de 5% de lo fabricado localmente a la venta interna.

El mes pasado, las ventas de autos nuevos bajaron 13,5%, comparadas con lo contabilizado en noviembre de 2020. A nivel acumulado, de enero a noviembre, las ventas de autos nuevos subieron 8,3%.

El mercado de ventas de autos enfrenta presiones por otros factores externos como el decreto firmado por el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, en octubre para regularizar a los autos introducidos al país de manera ilegal al país y que circulan en estados fronterizos con EE.UU.

PUBLICIDAD

A finales de la semana pasada, la acción fue ampliada al estado de Michoacán, de tradición migrante. Los trabajadores migratorios que volverán este diciembre a casa tendrán la posibilidad de ingresar unidades y regularizarlas hasta el 31 de diciembre de 2021.

“Es momento en que dicho programa no ha sido presentado, no existe el procedimiento para que se lleve a cabo la regularización ordenada por el presidente”, dijo Guillermo Rosales, presidente ejecutivo de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores, en la conferencia.

El representante de AMDA, como mejor es conocida la institución, alertó sobre un discordancia entre el discurso del presidente y los procesos de gestión administrativa.

Te puede interesar:

PUBLICIDAD