China reforzará control de salidas a bolsa en el extranjero

Las empresas cuya cotización en el extranjero pueda representar una amenaza para la seguridad nacional tendrán prohibida la venta de acciones

Bloomberg Línea
Por Bloomberg News
24 de diciembre, 2021 | 03:56 PM

Bogotá — China planea reforzar el control de las ventas de acciones en el extranjero de las empresas nacionales y prohibir aquellas cuya cotización pueda representar una amenaza para la seguridad nacional.

Todas las empresas chinas que deseen realizar ofertas públicas iniciales y ventas adicionales de acciones en el extranjero tendrán que registrarse en la Comisión Reguladora de Valores de China (CSRC, por sus siglas en inglés), según un documento de consulta que publicó a última hora del viernes.

Ver más: Yuan chino impulsa a monedas emergentes como nunca antes

PUBLICIDAD

De acuerdo con las propuestas, las empresas cuya cotización en el extranjero pueda representar una amenaza para la seguridad nacional tendrán prohibida la venta de acciones, y las empresas cuyas actividades planteen problemas de ciberseguridad se someterán a revisiones de seguridad.

“La mejora de la supervisión de las empresas que cotizan en el extranjero se produce en el contexto de la apertura de los mercados de capitales, y la normativa pretende facilitar un desarrollo más saludable, sostenible y a largo plazo”, dijo la CSRC. “La dirección de la apertura permanece intacta”.

Los cambios serían la última medida del Gobierno del presidente Xi Jinping para reprimir las salidas a bolsa en el extranjero, tras la OPI en Nueva York del gigante del transporte privado Didi Global Inc. que se llevó a cabo a pesar de las preocupaciones regulatorias. Desde entonces, las autoridades han actuado para detener la avalancha de empresas que buscan salir a bolsa en Estados Unidos, cerrando una vía que ha generado miles de millones de dólares para las empresas tecnológicas y sus patrocinadores de Wall Street.

PUBLICIDAD

Ver más: China Telecom dice que seguirá operando en EE.UU. pese a revocación de permiso

La salida a bolsa de Didi en EE.UU. se produjo justo cuando Xi buscaba formas de controlar las enormes cantidades de datos que poseen los gigantes tecnológicos chinos, en parte para garantizar que el Partido Comunista en el poder extienda la riqueza más allá de un pequeño círculo de multimillonarios, una campaña destinada a crear “prosperidad común”.

La Comisión de Bolsa y Valores de EE.UU. suspendió las ofertas públicas iniciales de las empresas chinas hasta que no se hayan revelado todos los riesgos políticos y regulatorios, advirtiendo que los inversionistas pueden no ser conscientes de que están comprando acciones de empresas ficticias en lugar de participaciones directas en empresas.

También se prohibirá la cotización en el extranjero a las empresas que estén implicadas en conflictos importantes en su país sobre activos o tecnología básica, según el regulador. La CSRC también exigirá a las empresas de determinados sectores que obtengan la aprobación de los organismos de control del sector antes de registrarse en el regulador de valores.

Ver más: 2022 es un año para denunciar el greenwashing en China

Según la CSRC, las empresas que utilicen la llamada estructura de entidades de interés variable (VIE) podrán salir a bolsa en el extranjero tras cumplir los requisitos establecidos.

La CSRC está solicitando la opinión del público sobre el proyecto de normas hasta el 23 de enero.

PUBLICIDAD