PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Negocios

Mayoría del autoabasto eléctrico en México es legal: CFE

El 53% de las plantas de autoabasto cumplen con la legislación mexicana, según la empresa estatal

Operaciones en la central hidroeléctrica Chiocasen de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).
09 de febrero, 2022 | 11:00 am
Tiempo de lectura: 2 minutos

Ciudad de México — La mayoría de las centrales eléctricas bajo el modelo de autoabasto en México es legal, de acuerdo con datos difundidos por la Comisión Federal de Electricidad (CFE), durante la noche del martes 8 de febrero.

La CFE registra un total de 233 contratos de plantas para autoabasto de energía, de las cuales, 109 considera que son ilegales y 124 legales, detalló el director general de Intermediación de contratos legados de la compañía, Mario Morales Vielmas, durante su participación en un foro de Parlamento Abierto sobre la reforma eléctrica, en la Cámara de Diputados.

PUBLICIDAD

“124 (contratos) consideramos que son autoabastos con ese espíritu original que fue diseñado”

Mario Morales Vielmas

¿Y cuáles son las centrales ilegales? Según Morales Vielmas, aquellas plantas con socios de US$1 dólar (MXN$20,5 pesos), pero CFE tiene conocimiento de socios de medio dólar, incluso de MXN$0,50 pesos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y su gabinete energético han lanzado una cruzada en contra de este modelo, al que califican como un “mercado negro” en el que participan las empresas Ibedrola, Naturgy, Saavi Energy, Mitsui y Enel como generadores eléctricos que simulan sociedades de autoabasto con gigantes corporativos como AT&T, Bimbo, Femsa, Telmex y Walmart.

PUBLICIDAD

Lee más: Gobierno señala a Bimbo, Cemex, Femsa, Walmart por mercado eléctrico ilegal

“Iberdrola, que es supuestamente española, no escucha. ¿Saben por qué? Porque no es Iberdrola el dueño, son los fondos internacionales: BlackRock, Blackstone, Vanguard, Capital Group. Todos esos organismos van y exprimen a los países y tienen una cara enfrente. Mitsui no es el dueño”, declaró el directivo de CFE ante diputados y representantes del sector privado.

A pesar de que el modelo de autoabasto impide que se venda la energía entre socios, incluso con una resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación de por medio, CFE dijo que cuenta con facturas con la mayoría de las ventas comerciales entre empresas, aunque no las ha hecho públicas.

“Ese no es un esquema de autoabasto; es un esquema paralelo de un mercado negro que soslaya la competencia”, dijo el representante de la empresa.

PUBLICIDAD

Con la iniciativa de reforma constitucional, el Gobierno mexicano intenta cancelar todos los contratos, permisos y certificados de las empresas privadas para producir electricidad y darle el control del sistema eléctrico a la empresa estatal mediante una cuota de mercado de 54% y el 46% restante al sector privado.

Autoabasto, protegido

Mario Morales Vielmas mencionó que el modelo de autoabasto representa el 15% de los 323 TeraWatts-hora (TWh) de energía que se produce anualmente en México, y su prioridad de despacho en el sistema eléctrico está protegida.

PUBLICIDAD

A pesar de que la ley que le dio origen al esquema fue abrogada en 2013, con la reforma eléctrica del expresidente Enrique Peña Nieto, este mantuvo su vigencia hasta que expiren los permisos para evitar indemnizaciones.

El modelo de autoabasto nació en 1992 durante el gobierno de Carlos Salinas de Gortari, dirigido principalmente para la industrias de alto consumo como la minera, acerera y cementera.

PUBLICIDAD

“Los Oxxo son parte del autoabasto y se ven beneficiados de una manera totalmente irregular porque no pagan el porteo (transporte de energía) en la proporción que corresponde (...) entonces hay que eliminarlo y hay que entender que tiene que cambiar en su total integralidad”, agregó.

Te puede interesar:

PUBLICIDAD