Mercados

Crisis en Ucrania: acciones de EE.UU. suben tras declaraciones de Biden

El S&P 500 sumó un 1,5% y el Nasdaq 100 creció más de 3% después de comenzar la jornada más de 3% abajo

stock
Por Isabelle Lee y Jennifer Bissell-Linsk
24 de febrero, 2022 | 03:12 PM

Bloomberg — Las acciones estadounidenses borraron las pérdidas y terminaron la jornada al alza el jueves luego de que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, anunciara sanciones adicionales a los bancos rusos y dijo que Estados Unidos liberaría más petróleo estratégico si las condiciones lo justifican.

El S&P 500 sumó un 1,5%, el Nasdaq 100 ganó un 3,4%, mientras que el Promedio Industrial Dow Jones creció 0,3% por debajo, cerca del territorio de corrección. El Stoxx Europe 600 cayó un 3,3% y las acciones rusas sufrieron el mayor desplome de su historia.

Putin dijo que Rusia no planea “ocupar” a su vecino cuando las fuerzas militares entraron, acompañadas de fuego de misiles y artillería, pero indicó que la acción era necesaria después de que Estados Unidos y sus aliados cruzaran la “línea roja” de Rusia al ampliar la alianza de la OTAN. La Unión Europea, Estados Unidos y el Reino Unido han prometido sanciones más duras contra la economía rusa. Mientras tanto, el gobierno de Kiev ha declarado la ley marcial.

PUBLICIDAD

“La invasión de Rusia a Ucrania se ha sumado a un año ya tenso, con los inversores vendiendo primero y preguntando después”, dijo Ryan Detrick, estratega jefe de mercado de LPL Financial. “Pero es importante saber que los grandes acontecimientos geopolíticos del pasado solían ser cuestiones de mercado a corto plazo, especialmente si la economía estaba en una base sólida”.

El crudo West Texas Intermediate redujo sus avances de hasta el 9% al 1%. El rendimiento del Tesoro a 10 años bajó al 1,96%. El oro revirtió las ganancias anteriores. Por otra parte, el dólar y el yen subieron, mientras que el euro y las monedas vinculadas a las materias primas retrocedieron.

“Cuanto mayor sea el conflicto, mayor será el impacto en el suministro mundial de energía, mayor será el lastre para la economía europea y mayor será el posible lastre para las exportaciones y el gasto de consumo de Estados Unidos”, dijo Bill Adams, economista jefe de Comerica Bank.

PUBLICIDAD

El costo de las materias primas y los alimentos se ha disparado por la preocupación de que los flujos de suministro se vean interrumpidos por el desarrollo de la crisis. Ucrania es un importante exportador de grano y las sanciones podrían aislar a Rusia, una potencia en materias primas. El gas natural subió en Europa hasta un 56% el jueves, mientras que los metales también se dispararon, aumentando las presiones inflacionistas.

“Los bancos centrales de todo el mundo se han esforzado realmente por frenar la inflación sin que se produzcan alteraciones significativas o sin que se produzcan errores de política monetaria”, dijo Keith Buchanan, gestor de carteras de Globalt Investments. “Si tenemos presiones inflacionistas que se aceleran al mismo tiempo que disminuyen las perspectivas de crecimiento, eso es definitivamente preocupante”.

Este panorama anuncia nuevos retos para una recuperación mundial que ya estaba luchando con los precios elevados y el endurecimiento de la política monetaria. Los indicadores del mercado monetario sobre las expectativas de inflación están volviendo a crecer. Las tasas de equilibrio a dos años de los títulos del Tesoro estadounidense protegidos contra la inflación -o la diferencia entre esos rendimientos y los de los títulos típicos del Tesoro- subieron al nivel más alto desde que Bloomberg empezó a recopilar los datos en 2004.

“Se trata de un triple golpe para la economía mundial, con una combinación tóxica de mayor inflación, menor crecimiento económico y mayor incertidumbre”, dijo Ben Laidler, estratega de mercados globales de eToro. “El único resquicio de esperanza es que el crecimiento es fuerte, un amortiguador para cualquier desaceleración, y los responsables políticos y los inversores ya están preparados para una inflación elevada”.

A los inversores les sigue preocupando que el endurecimiento de la Fed pueda ahogar la expansión de la mayor economía del mundo. Todavía se esperan seis subidas de un cuarto de punto por parte de la Reserva Federal, cinco por parte del Banco de Inglaterra y una por parte del Banco Central Europeo para finales de año. Esto está en línea con lo que se preveía antes del ataque a Ucrania.

PUBLICIDAD