Negocios

Cambio climático borraría zonas aptas para cultivo de arroz en Colombia

Los arroceros colombianos ya ven en el cambio climático una amenaza seria para sus cultivos

Un agricultor camina a través de un arrozal en esta fotografía aérea tomada el viernes 26 de octubre de 2018.
09 de marzo, 2022 | 04:26 pm
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bogotá — Los arroceros colombianos ven que el cambio climático representa una amenaza seria para la sostenibilidad de sus cultivos, equiparándolo a otros desafíos comerciales de gran proporción, concluyó un informe sectorial presentado este miércoles por el centro de pensamiento independiente Fedesarrollo.

“Los inminentes efectos de la variabilidad climática extrema provocada por el cambio climático harán que las zonas que hoy son aptas para el cultivo de arroz en el futuro cercano no lo sean”, advierte el informe.

PUBLICIDAD

En este sentido, se cita el ejemplo de la zona de los Llanos Orientales que “es particularmente susceptible a este fenómeno, al no contar con distritos de riego”.

En la actualidad, la producción nacional de arroz se realiza en cinco zonas: Bajo Cauca, Centro, Costa Norte, Llanos Orientales y Santanderes.

PUBLICIDAD

El estudio sobre Cómo lograr un sector arrocero competitivo para 2030, presentado junto a la Cámara Induarroz de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (Andi), da claves sobre los principales retos del sector.

En este documento se identificó, entre otras limitaciones de la cadena del arroz en Colombia, un bajo uso de la Agricultura Climáticamente Inteligente (AIC).

Esto a causa de “las limitadas inversiones en el mejoramiento de la oferta tecnológica que busque mitigar los efectos de la variabilidad climática, y su correspondiente difusión”.

Ver más: La mala hora de los arroceros en Colombia pone en jaque sus finanzas

PUBLICIDAD

De no presentarse cambios en la productividad, este estudio estimó que con la entrada del libre comercio el área sembrada, el número de productores y el número de UPA a nivel nacional, se reducirían en alrededor de 39,5%.

Como recomendación se propone “proveer información oportuna, de mayor frecuencia y precisión, y comprensible para los agricultores. Un ejemplo de estos canales de comunicación son las Mesas Técnicas Agroclimáticas”, indica.

Los analistas señalan que el sector arrocero colombiano tiene las herramientas para mejorar en competitividad en la medida en la que se reduzca la brecha relacionada con los costos de producción al aumentar sus rendimientos.

PUBLICIDAD

Ver más: Indígenas colombianos se revelan al gigante Coca-Cola para defender su marca

Respecto a este punto, se explica que “para lograr tener los mismos costos de producción por tonelada que en EE.UU., la finca promedio a nivel nacional debería aumentar sus rendimientos en un 15,3%, es decir, en 0,89 toneladas de paddy verde (0,75 toneladas de paddy seco) por hectárea”.

PUBLICIDAD

En la actualidad, se estima que el consumo de arroz es cercano a los 42,2 kilogramos per cápita y estos cultivos son fuente de ingreso de más de 16.000 agricultores.

Según el informe de Fedesarrollo, el arroz es además “uno de los cultivos transitorios más importantes de Colombia, con una participación promedio en el valor agregado agrícola de 2,75%”.

Asimismo, se calcula que la industria del arroz tiene una participación del 2,3% en el valor agregado de la industria total de alimentos y bebidas en Colombia.

PUBLICIDAD