Actualidad

Alemania sopesa no invitar a India a cumbre del G-7 por su postura sobre Rusia

India fue uno de los más de 50 países que se abstuvieron en una votación de las Naciones Unidas para suspender a Rusia del Consejo de Derechos Humanos

Olaf Scholz, canciller de Alemania, habla en el Bundestag en Berlín, Alemania, el miércoles 6 de abril de 2022. Fotógrafo: Liesa Johannssen-Koppitz/Bloomberg
Por Alberto Nardelli y Michael Nienaber
12 de abril, 2022 | 02:37 PM

Bloomberg — Alemania está debatiendo si invitar al primer ministro Narendra Modi a la cumbre del Grupo de los Siete (G-7) que tendrá lugar en el país en junio, dada la reticencia de India a condenar a Rusia por invadir Ucrania, según personas familiarizadas con el asunto.

Alemania está dispuesta a incluir a Senegal, Sudáfrica e Indonesia como invitados a la reunión en Baviera, pero India sigue siendo objeto de consideración, dijeron las personas, pidiendo no ser identificadas al discutir asuntos confidenciales. Una de las personas dijo que India había estado en una lista elaborada antes de que comenzara la guerra en Ucrania, y que no se había tomado una decisión final.

India fue uno de los más de 50 países que se abstuvieron en una votación de las Naciones Unidas para suspender a Rusia del Consejo de Derechos Humanos y no ha impuesto sanciones a Moscú. Es un comprador importante de armas rusas, que dice necesitar para disuadir a sus vecinos China y Pakistán.

PUBLICIDAD

El portavoz del Gobierno, Steffen Hebestreit, dijo que Berlín presentaría su lista de asistentes invitados tan pronto como estuviera terminada.

“El canciller ha dejado claro en repetidas ocasiones que le gustaría que el mayor número posible de socios internacionales se sumaran a las sanciones”, dijo Hebestreit. Un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores declinó hacer comentarios.

Los países del G-7 han tomado la iniciativa de imponer sanciones a Rusia y algunos han enviado armas a Ucrania. Han intentado que otros países condenen al presidente Vladimir Putin y pongan límites al comercio y la inversión con Rusia, incluso en materia de energía. Pero muchos gobiernos de América Latina, África, Asia y Medio Oriente siguen siendo reacios a hacerlo.

PUBLICIDAD

Uno de ellos señaló los datos que sugieren un aumento de las entregas de petróleo ruso a la India desde la invasión de finales de febrero. Esto no ha pasado desapercibido en la cancillería, añadió la persona.

India ha dicho que seguirá comprando petróleo ruso y Rusia ha estado ofreciendo entregas con un descuento significativo, según informó Bloomberg anteriormente. El gobierno de Nueva Delhi también planea aumentar las exportaciones a Rusia en US$2.000 millones adicionales mientras las dos naciones elaboran un sistema de pago en monedas locales para continuar el comercio, según personas con conocimiento del asunto.

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, habló con Modi el lunes por videollamada, donde dijo que Estados Unidos está dispuesto a ayudar a India a diversificar sus importaciones de energía.

“El presidente ha dejado claro que no cree que esté en el interés de la India acelerar o aumentar las importaciones de energía rusa y otras materias primas”, dijo después la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, a los periodistas.

Los países del G-7 también han estado discutiendo las opciones para lidiar con Putin en caso de que se presente a una cumbre del Grupo de los 20 en Indonesia a finales de año. Insistirían en que cualquier declaración del G-20 condenara firmemente a Rusia, pero al mismo tiempo querrían evitar crear divisiones norte-sur dentro del bloque.

Este artículo fue traducido por Andrea González

PUBLICIDAD