Economía

Productividad de EE.UU. sufre mayor caída desde 1947 tras aumento de costos laborales

Según el Departamento de Trabajo, la producción por hora de los empleados de las empresas no agrícolas disminuyó a un ritmo anual del 7,5%

Trabajadores ensamblan componentes en un motor diésel en la planta de motores Cummins Seymour en Seymour, Indiana, Estados Unidos, el lunes 18 de abril de 2022. Fotógrafo: Luke Sharrett/Bloomberg
Por Reade Pickert
05 de mayo, 2022 | 09:22 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — La productividad de EE.UU. cayó en el primer trimestre en la mayor proporción desde 1947, a medida que la economía se contraía, mientras que los costes laborales aumentaban e ilustraban un mercado de trabajo extremadamente ajustado.

La producción por hora de los empleados de las empresas no agrícolas disminuyó a un ritmo anual del 7,5% respecto a los tres meses anteriores, según las cifras del Departamento de Trabajo del jueves. Esta cifra se compara con el aumento del 6,3% del cuarto trimestre y el descenso del 5,3% previsto en una encuesta de Bloomberg entre economistas.

Aunque las tasas de crecimiento de la productividad pueden ser muy volátiles en ciclos empresariales normales, la pandemia y la posterior recuperación de los dos últimos años han hecho que las cifras sean más propensas a las fluctuaciones. Es probable que se necesiten varios años más para calibrar si las tendencias subyacentes de la productividad han cambiado a raíz de Covid-19.

PUBLICIDAD
La productividad cayó mientras la economía se contraía, los costes laborales unitarios se dispararondfd

La remuneración por hora aumentó un 3,2% en el periodo, pero con la caída de la productividad, los costes laborales unitarios subieron un 11,6% en el primer trimestre. Aunque el aumento trimestral de la remuneración por hora ajustada a la productividad probablemente exagera el grado de las presiones salariales, el aumento anual del 7,2% de los costes laborales fue el mayor desde 1982.

La economía estadounidense se contrajo el pasado trimestre por primera vez desde 2020, en gran parte debido a un mayor déficit comercial, ya que las empresas importaron más bienes y servicios para apoyar la fuerte demanda de los consumidores. Esa ralentización hizo bajar la medida de crecimiento de la productividad del gobierno.

Según el informe, la producción económica disminuyó a un ritmo del 2,4% en el primer trimestre. Las horas trabajadas, el otro elemento de cálculo de la productividad, aumentaron un 5,5%. En términos interanuales, la producción por hora cayó un 0,6%.

PUBLICIDAD

Panorama competitivo

La feroz competencia por una oferta limitada de trabajadores ha llevado a las empresas a subir los salarios para atraer y retener el talento. Según otra medida, los costes de empleo están aumentando a un ritmo récord. Para ayudar a limitar el impacto del aumento de los costes en los balances, las empresas suelen adoptar nuevas tecnologías o invertir en equipos para que sus trabajadores sean más productivos.

En general, el aumento de la productividad puede ayudar a compensar el impacto inflacionista de los aumentos salariales.

Sin embargo, a pesar de los rápidos aumentos de los salarios, éstos no siguen el ritmo de la inflación. La remuneración media real por hora cayó un 5,5% anualizado con respecto al trimestre anterior, después de haber caído un 0,5%.

Otras cifras del Departamento de Trabajo mostraron el jueves que las solicitudes de subsidios de desempleo estatales subieron a 200.000 la semana pasada desde 181.000. Aunque la última cifra es la más alta desde mediados de febrero, las solicitudes de subsidio de desempleo siguen estando cerca de sus mínimos históricos.

--Con la ayuda de Kristy Scheuble.

PUBLICIDAD