PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Plazo fijo UVA: cómo acceder a la opción de ahorro que protege de la inflación

Esta opción de ahorro cuenta con pros y contras y, si bien viene creciendo en términos de uso, representa una parte muy pequeña del total de depósitos

La inflación disminuye el valor del peso y los ahorristas buscan formas de protegerse
11 de mayo, 2022 | 12:01 pm
Tiempo de lectura: 5 minutos

La mayoría de encuestas que se llevan a cabo en Argentina acerca de las preocupaciones de la población coloca a la inflación como el principal dolor de cabeza de la gente. Sin embargo, la herramienta que protege al ahorro del aumento generalizado de precios es utilizada por un porcentaje muy pequeño de los depositantes.

El Plazo Fijo UVA es una opción que hace que los pesos depositados se ajusten a la evolución del Coeficiente de Estabilización de Referencia (CER), es decir, a la inflación que arroja el Indec, y que a ese valor se le sume un margen del 1%.

PUBLICIDAD

No obstante, presenta un inconveniente: para que este plazo fijo le pague al depositante un porcentaje que cubra la inflación es necesario que el dinero permanezca 90 días corridos en el banco.

Esto último puede ser un obstáculo, ya que en un país con la inestabilidad cambiaria de la Argentina, el ahorrista se expone a que en esos tres meses se dispare alguna de las cotizaciones del dólar y se quede con la sensación de haberse perdido la oportunidad de comprar barato el billete estadounidense

Para alentar este tipo de depósitos, no obstante, el Banco Central de la República Argentina (BCRA) estableció la opción precancelable, a partir de la cual el depositante puede retirar sus pesos a los 30 días de haber constituido el plazo fijo.

PUBLICIDAD

Ahora bien, en caso de que el plazo fijo no llegue a los 90 días, el interés que se le entregará a la persona no será CER + 1%, sino una tasa nominal anual de 41%. Esta cifra se encuentra muy por debajo de la inflación esperada para este año (65% según las proyecciones de consultoras) y también varios puntos por debajo de lo que otorga un plazo fijo tradicional (46% de tasa nominal, en personas humanas que hayan depositado hasta $ 10 millones).

Rendimiento de los distintos instrumentos en relación a la inflación y al CCL durante 2022dfd

¿Cómo constituirlo?

Todos los bancos del país tienen la obligación de otorgarles a los clientes minoristas la opción de depositar su dinero en plazos fijos UVA. El ahorrista puede hacerlo desde su home banking, eligiendo la opción Plazo Fijo UVA precancelable (aunque también existe la opción sin precancelación en algunos bancos).

Quien no se lleva bien con la tecnología puede acercarse al banco y pedirle al oficial de negocios la apertura.

En relación a la constitución de plazos fijos por home banking, se debe tener en cuenta un paso que puede generar una sensación equívoca. Los bancos suelen ofrecer un simulador, previo a la confirmación del plazo fijo, en el cual las personas pueden conocer cuál será el rendimiento que obtendrán al finalizar el depósito. En el caso de los plazos fijos tradicionales el usuario puede conocer, de esta forma, el número exacto que obtendrá, ya que la tasa quedará fija.

En cambio, en el caso de los plazos fijo UVA es imposible determinar la remuneración de antemano, ya que nadie sabe cuál será la inflación exacta, por tanto el simulador solo puede adelantar cuánto recibirá el depositante tomando en cuenta el 1% de margen y sin incluir el premio atado al CER. Esto puede generar una sensación engañosa de que el plazo fijo UVA prácticamente no le otorgará ningún rendimiento.

Y en los hechos, sucede lo contrario: dado que Argentina lleva años de inflación superior a los dos dígitos, el interés que brinda el plazo fijo UVA suele estar en la gran mayoría de los casos por encima del que termina entregando la tasa fija.

PUBLICIDAD

Muy poco volumen

Según se desprende de los datos publicados por el Banco Central, de los $ 4,3 billones que tiene el sector privado depositados a plazo, tan solo 280.108 millones están en plazos fijos UVA. Es decir, solo el 6% de los pesos que están en plazos fijos bancarios tienen un ajuste por CER.

Esto responde a varios factores. Por un lado, una cuestión cultural de desconocimiento, que se suma a lo antes mencionado: el temor a tener los pesos en el banco durante tres meses.

Pero también hay condimentos del otro lado del mostrador que no ayudan: los bancos no suelen promocionar esta herramienta ya que no les es conveniente, reconocieron dos ejecutivos de importante entidades financieras a Bloomberg Línea.

PUBLICIDAD

Por otro lado, lo que realmente mueve la aguja en el stock de plazos fijos es el plazo fijo mayorista, es decir, aquel que realizan los fondos comunes de inversión, aseguradoras, empresas, entre otros. Y, a diferencia de lo que sucede cuando una persona humana quiere suscribir un plazo fijo por home banking, a los mayoristas sí se les puede rechazar la constitución de un depósito si no es conveniente para el banco.

A los portfolio manager les gustaría poder suscribir como clientes a los plazos fijos CER, pero los bancos no pagan plazos fijos UVA mayorista. Cada tanto se da una excepción y se abre una opción, pero es mínimo y lo llenan de pesos al banco que lo hace”, describió el ejecutivo de un banco.

PUBLICIDAD

De todas maneras, aunque por el momento representen un número marginal sobre el total de depósitos, desde el Banco Central aseguraron recientemente que los plazos fijos UVA volvieron a alcanzar su máximo histórico en términos de volumen total, midiendo el stock a precios constantes.

Fuente: Banco Central de la República Argentina.dfd

Una opción defensiva

La tasa de interés fija en Argentina ha sido negativa la mayor parte del tiempo, en relación a lo que sucede con la inflación y con el tipo de cambio. El año pasado, la consultora Ecolatina había demostrado en un informe que de los 220 meses que transcurrieron entre enero de 2003 y abril de 2021, tan solo en 20 de ellos los plazos fijos tradicionales le habían ganado a la inflación y al dólar. En los 200 meses restantes habían perdido con alguna de las dos variables.

Plazo fijo tradiciona versus inflación y dólardfd

En ese sentido, los UVA + 1% se han convertido en una herramienta que permite combatir uno de los dos flagelos: el aumento generalizado de precios.

PUBLICIDAD

Riesgo cambiario

El mencionado riesgo de que el dólar se dispare y el haber abierto un plazo fijo UVA represente un costo de oportunidad alto para quien lo suscribió tiene un matiz: al largo plazo, el dólar termina impactando en los precios, por lo que, a la larga, el ajuste por CER también recoge indirectamente la devaluación.

El riesgo al salto cambiario es a corto plazo, por la variabilidad y la rapidez con la que se ajusta el tipo de cambio real a un nuevo shock inflacionario”, señaló Matías Surt, director de la consultora Invecq.

El economista mencionó que si estos depósitos hubieran existido a principios de los 2000 sí hubiesen generado pérdidas fuertes en dólares con la devaluación de 2002, dado que en ese momento el pass through (traslado a precios) fue muy lento, porque “no había indexación y la inflación no estaba en la cabeza de la gente”. Hoy, a diferencia de aquella época, cualquier movimiento brusco del dólar tienen un correlato inflacionario.

TE PUEDE INTERESAR:

PUBLICIDAD

Dólar MEP y CCL: ¿Qué son los tipos de cambio paralelos y cómo se operan en Argentina?

Dólar hoy: ¿está barata la Argentina en relación a otros países de la región?

PUBLICIDAD