PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Brasil en español

Brasil: analistas proyectan mayor inflación y tasas más altas para 2022 y 2023

Así se desprende de una encuesta realizada por el banco central, que la semana que viene anunciará su próxima decisión de política monetaria

Imagen del Banco Central de Brasil
Por Maria Eloisa Capurro
06 de junio, 2022 | 09:50 am
Tiempo de lectura: 1 minuto

Bloomberg — Analistas brasileños encuestados por el banco central del país aumentaron sus expectativas de inflación para este año y el próximo. El resultado llega antes de que la entidad se reúna para discutir una extensión de su agresivo ciclo de alzas de tasas de interés.

Los precios al consumidor alcanzarán el 8,89% en diciembre, según una encuesta del banco central publicada el lunes, en comparación con el 7,89% del pronóstico anterior. Solo se publicaron cifras parciales de la encuesta, ya que la huelga en curso de trabajadores del banco ha impedido su publicación completa y también ha afectado a otros informes económicos clave.

PUBLICIDAD

La mayoría de los analistas también redujeron sus expectativas de recortes de tasas de interés para el próximo año. Para diciembre de 2023, los costos de endeudamiento se ubicarán en 9,75%, frente al 9,25% que preveían antes. Las estimaciones para 2022 se mantuvieron sin cambios, en 13,25%.

Analistas brasileños proyectan mayor inflación este y el próximo año. dfd

Se prevé que los encargados de formular la política monetaria de Brasil, dirigidos por Roberto Campos Neto, eleven la tasa clave desde su nivel actual de 12,75% la próxima semana. Los inversionistas esperan un alza de menos de un punto porcentual. Los miembros de la junta han señalado que se acercan al fin de una campaña de ajuste que sumó 10,75 puntos porcentuales a los costos de endeudamiento en poco más de un año. No obstante, la inflación se mantiene por encima del 12% anual, y las crisis de los precios de los alimentos y la energía se extiende a diferentes sectores, incluidos los servicios.

PUBLICIDAD

Para el próximo año, los analistas prevén una inflación del 4,39%, frente al 4,1% anterior. El banco central apunta a una inflación del 3,50% en 2022 y del 3,25% en 2023.

A medida que la inflación afecta sus posibilidades de obtener la reelección en octubre, el presidente Jair Bolsonaro está presionando por otras formas de suavizar el golpe a los consumidores. Ha crecido la presión para evaluar subsidios a los combustibles, mientras que el Congreso votará un proyecto de ley que limitará los impuestos a los combustibles.

PUBLICIDAD