Economía

Pago de pensiones en junio supondrá mayor venta de divisas del BCV

La economista Tamara Herrera, de Síntesis Financiera, explica que la estrategia antiinflacionaria aspira a mantenerse en el país, inducida por la presión tributaria

Carlos Becerra/Bloomberg
15 de junio, 2022 | 04:20 PM

Una mayor asignación de divisas por parte del Banco Central de Venezuela (BCV) se viene experimentando desde el aumento salarial en marzo, y se espera que luego de dos meses con una moderación del gasto público, el pago de pensiones suponga retomar esta medida, que forma parte de una estrategia antiinflacionaria aplicada por la administración de Nicolás Maduro.

Un informe de la empresa de servicios financieros, Síntesis Financiera, estimó para esta semana una duplicación del gasto público, que induce a su vez un aumento en la venta de divisas, precisamente por el pago correspondiente a las pensiones del Seguro Social venezolano, por un monto cercano a los 600 millones de bolívares (113.207 millones de dólares según el tipo de cambio oficial).

“Prevemos que el BCV esta semana venderá unos $100 millones netos. Intensificará sus ventas de divisas el martes para esterilizar cerca del 40% de los Bs 1.380 millones que proyectamos gastará el sector público. Esta proyección asume que se pagará la totalidad de las pensiones del IVSS esta semana”, fue parte del análisis hecho por la firma.

PUBLICIDAD

También acota que a pesar de la caída en el gasto público durante la última semana, ubicada en -18%, el BCV intervino igualmente en dos ocasiones, apuntándole a la política de estabilidad cambiaria, en medio del alza del tipo de cambio, que se situó en 5,54 bolívares por dólar en el mercado paralelo y 5,31 bolívares en el BCV.

La economista Tamara Herrera, miembro de Síntesis Financiera, explica que esa política antiinflacionaria espera mantener la misma estrategia basada en contención del precio del dólar, aguante del gasto público y captación de bolívares a través de mayor venta de divisas, a la par del aumento de la presión tributaria, ante los resultados obtenidos en mayo.

“La intensificación de las ventas de divisas ha esterilizado bolívares de manera importante, absorbiendo aproximadamente la mitad del gasto que eroga el sector público”, comenta Herrera en contacto con Bloomberg Línea, mientras atribuye al alza de precios de petróleo la posible continuidad de la estrategia, siempre que el gasto público deba aumentar, sobre todo por motivaciones electorales.

PUBLICIDAD

En el informe de la empresa financiera también se detalla un déficit de encaje, reportada por algunos bancos con mayor frecuencia, luego de lo que califica como “activa gestión astringente del BCV” y la moderación del gasto público que se ha producido en abril y mayo.

Aunque hasta ahora el promedio es bajo, y oscila entre 5% y 12%, su aparición como consecuencia de estos movimientos mixtos del BCV, sugiere, acorde a lo expuesto por Herrera, que concluyó el ciclo expansivo que respondió a la reducción de la tasa de encaje en febrero y el aumento del gasto público mensual.

“La duración e intensidad del ciclo de iliquidez bancaria depende de la importancia que el BCV le otorgue a las condiciones de operación y crédito en el país. Venimos de un ciclo de iliquidez bancaria que duró desde enero 2021 hasta febrero 2022, cuando se produjo la medida de reducción del coeficiente de encaje. Llegamos a ver un déficit que se mantuvo por encima de 40%, llegando a 60%, veremos si consideran necesario que vuelva esa ausencia de oxígeno financiero”, agrega.

PUBLICIDAD