Negocios

No tan rápido Elon: el acuerdo con Twitter aún podría tener una batalla judicial

Una serie de disposiciones en el acuerdo entre Musk y la red social todavía podrían forzar la adquisición

El documento regulatorio informado el viernes, al menos por ahora, no le pone un punto final a las negociaciones. Twitter y Musk acordaron que cualquier disputa legal debe ser escuchada por los tribunales de Delaware, que suelen ser escogidos para las transacciones de alto nivel.
08 de julio, 2022 | 08:07 PM
Tiempo de lectura: 4 minutos
Últimascotizaciones

Bloomberg Línea — El acuerdo entre Elon Musk y Twitter (TWTR) no está del todo cancelado, a pesar de que el empresario notificó que no estaba interesado en continuar con la transacción de US$44.000 millones que le permitiría hacerse con el control total de la red social. Las disposiciones del acuerdo inicial, que los directivos de la empresa con sede en San Francisco ya advirtieron que harán valer, le abre el camino a lo que podría ser una dura batalla judicial en los tribunales.

El empresario advirtió en un documento regulatorio, publicado el viernes en la tarde, que Twitter “no ha cumplido con sus obligaciones contractuales” relacionadas con la cantidad de bots de spam que hay en la red social. Este ha sido el principal argumento que Musk ha utilizado públicamente para poner en duda la transacción que él mismo impulsó desde mediados de abril.

Según la carta, la información de Twitter “ha venido con ataduras, limitaciones de uso u otras características artificiales de formato”, lo que la hace “mínimamente útil”, expresa un pasaje de la carta.

PUBLICIDAD

La red social ha respondido previamente que los robots de spam representan menos del 5% de su base total de usuarios, pero Musk ha insistido en que el número es mucho mayor.

Disposiciones del acuerdo

No obstante, el documento regulatorio informado el viernes, al menos por ahora, no le pone un punto final a las negociaciones. Twitter y Musk acordaron que cualquier disputa legal debe ser escuchada por los tribunales de Delaware, que suelen ser escogidos para las transacciones de alto nivel.

Los términos del acuerdo de compra en abril establecieron que la parte que se desistiera debería pagar una suma de US$1.000 millones. Pero incluso este dinero no sería una salida para el empresario.

PUBLICIDAD

El analista Matthew Schettenhelm, experto en litigios de Bloomberg Intelligence, explicó que Musk aceptó una cláusula de “cumplimiento específico”.

Esta disposición, escribió en un análisis publicado en la mañana del viernes antes de que Musk confirmara sus intenciones, plantea que la red social tendrá derecho a una orden judicial para “consumar el cierre si la financiación de la deuda del acuerdo ha sido financiada, y Twitter ha satisfecho otras condiciones que no parecen ser obstáculos importantes”.

Efectivamente, los directivos de la compañía parecen ir hacia esa dirección. Minutos después de la presentación de la carta, la empresa indicó que llevará a cabo acciones legales para forzar que el acuerdo siga adelante, y que tenía confianza en que los tribunales le darían la razón.

“La junta directiva de Twitter está comprometida a seguir adelante con la transacción al precio y en los términos acordados con el Sr. Musk y planea tomar acciones legales para asegurar el acuerdo de fusión”, escribió Bret Taylor, presidente de la junta directiva de la red social.

Larry Hamermesh, profesor de derecho corporativo de la Universidad de Pensilvania, consideró que una mayor proporción de bots le podría dar una excusa a Musk para salirse de la transacción y argumentar que esto viola las garantías del acuerdo de compra.

“Cuantos más robots resulte haber, más fácil será para Elon escabullirse”, dijo Hamermesh a Bloomberg.

PUBLICIDAD

No obstante, la decisión de Musk de cancelar públicamente el acuerdo probablemente no sea más que una estratagema de negociación, añadió a Bloomberg Charles Elson, profesor jubilado de la Universidad de Delaware, para quien justificar la cancelación del acuerdo será extremadamente difícil.

Para Schettenhelm, aunque el multimillonario puede defender que los problemas con los bots son un “efecto material adverso”, es poco probable que un tribunal acoja su argumento porque tendría que demostrar que el hecho “amenaza sustancialmente el potencial de ganancias generales” de Twitter de una “manera significativa en duración”.

“Twitter había revelado la dificultad de medir las cuentas durante años. Incluso si hubiera una tergiversación significativa, Musk podría tener problemas para demostrar que amenaza el potencial de ganancias a largo plazo de la compañía”, escribió el analista.

PUBLICIDAD

Además, para Schettenhelm, el Tribunal de Delaware podría conceder una moción para acelerar la demanda evitando un litigio interminable. “Una vez presentada la demanda, creemos que el tribunal podría terminar el juicio y fallar en un plazo de 4 a 6 meses”, concluyó.

Impacto en la valoración de Twitter

El anuncio de Musk ya comienza a impactar a Twitter, que en las operaciones posteriores al cierre de mercado llegó a acumular una caída de un 9% en sus acciones. Para Mandeep Singh, analista de tecnología de Bloomberg Intelligence, las perspectivas de la empresa se verían afectadas por el difícil contexto de gasto en publicidad digital y el reciente desgaste de los ejecutivos.

PUBLICIDAD
Las acciones de la compañía han pasado de cotizarse de US$51,70, el día en el que Twitter anunció que acordó la venta a Musk, a US$36,81.dfd

Sin Musk “creemos que Twitter podría encontrar una oferta competidora, dado que se ha vinculado a una serie de grandes nombres con conversaciones de adquisición, como Disney (DIS), Google (GOOGL), Salesforce.com (CRM), Microsoft (MSFT) y Verizon (VZ)”, escribió Singh en un análisis con su colega Ashley Kim.

Pero, para los analistas, cualquier oferta competidora de capital privado sería al menos un 15-20% inferior a la oferta de Musk de US$44.000 millones.

Las acciones de la empresa han pasado de cotizar en US$51,70, el día en el que Twitter anunció que acordó la venta a Musk, a US$36,81 al cierre del viernes.

El empresario está programado para hablar el sábado en la Conferencia Sun Valley de Allen & Co. en Idaho y el acuerdo seguramente estará entre los temas de conversación. El CEO de Twitter, Parag Agrawal, también estará presente en la conferencia.

PUBLICIDAD