Europa

Rusos podrían enfrentar primer caso de crímenes de guerra en La Haya este año

No se ha establecido una fecha definitiva y podría retrasarse, dado que se necesita tiempo para preparar este tipo de procesos

Edificio de la Corte Penal Internacional en La Haya el 30 de julio de 2016 en La Haya
Por Alberto Nardelli, Jennifer Jacobs y Alex Wickham
20 de julio, 2022 | 10:44 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — La Corte Penal Internacional (CPI) se propone presentar su primer caso sobre presuntos crímenes de guerra rusos en Ucrania antes de que termine el año o a principios del próximo, según personas familiarizadas con el asunto.

No se ha establecido una fecha definitiva y podría retrasarse, dado que se necesita tiempo para preparar este tipo de procesos, añadieron las personas, que se negaron a revelar los detalles específicos del caso que se está considerando.

En marzo se creó un equipo conjunto de investigación formado por varias autoridades judiciales europeas para reunir pruebas de los presuntos crímenes rusos en Ucrania tras la invasión del país.

PUBLICIDAD

La oficina del fiscal de la CPI participa en el equipo de investigación, cuyo trabajo cuenta con el apoyo de la agencia de la Unión Euopea para la cooperación en materia de justicia penal, Eurojust.

Por otra parte, la CPI y Ucrania están en conversaciones para que Kiev entregue al menos un funcionario ruso (un prisionero de guerra) al tribunal, según las personas. El funcionario ruso podría estar dispuesto a testificar contra altos mandos rusos, dijeron las personas.

Desde que Rusia invadió Ucrania en febrero, la Alta Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha registrado más de 11.500 víctimas civiles. Hasta el 12 de julio, al menos 5.024 civiles habían muerto, incluidos unos 300 niños, pero el organismo espera que las cifras reales sean considerablemente mayores.

PUBLICIDAD

Las fuerzas rusas han sido acusadas de atacar edificios civiles y de cometer atrocidades en varias ciudades ucranianas, como Bucha, donde se ha informado ampliamente de la existencia de fosas comunes, torturas y ejecuciones.

El papel de Estados Unidos

El gobierno de Biden no tiene intención de unirse formalmente al equipo de investigación de la CPI, pero está estudiando las circunstancias en las que puede cooperar sin entrar en conflicto con la legislación y la política de EE.UU., dijo un funcionario del Departamento de Justicia. Estados Unidos no es miembro de la CPI.

El Departamento de Justicia de EE.UU. está en contacto con los países del equipo de investigación y con otros socios internacionales sobre cómo ayudar en las investigaciones y enjuiciamientos, añadió el funcionario.

La oficina del fiscal de la CPI declinó hacer comentarios, diciendo que la confidencialidad absoluta es crucial para su trabajo.

Un portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de EE.UU. dijo que el gobierno de Biden estaba trabajando para documentar los crímenes de guerra y otras atrocidades cometidas por las tropas rusas en Ucrania y que estaba ayudando con varios esfuerzos internacionales, incluidos los de la CPI y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa.

Los informes de los expertos de la OSCE han documentado una serie de casos que, según ellos, equivalen a violaciones del derecho internacional y de los derechos humanos cometidas por las tropas rusas en Ucrania, como asesinatos selectivos de civiles, torturas y secuestros.

Con la asistencia de Stephanie Bodoni y Cagan Koc.

PUBLICIDAD