Economía

Clima extremo provoca pérdidas por US$65.000 millones en el primer semestre

En los EE.UU. se produjeron casi la mitad de las pérdidas totales en el primer semestre

Inundaciones
Por Stephan Kahl
30 de julio, 2022 | 06:39 PM
Tiempo de lectura: 1 minuto

Bloomberg — Los datos recabados por Muich Re (MUV2), cuya mitad afectó activos no asegurados, indican que los sucesos climatológicos extremos vinculados al cambio climático generaron un total de US$65.000 millones en pérdidas en los primeros seis meses de 2022.

La aseguradora alemana declaró el jueves que las pérdidas aseguradas ascendieron a unos US$34.000 millones, cifra que está en concordancia con la de años anteriores. Pérdidas totales causadas también por catástrofes naturales como los terremotos, descendieron desde los US$105.000 millones del año anterior en el mismo mes. La ola de calor en Europa que causó escasez de agua, sequías e incendios forestales no está incluida en la información de la primera mitad de 2022.

El científico jefe del departamento de climatología de Munich Re, Ernst Rauch, ha declarado: “puede que se trate de sucesos individuales con diversas causas, pero en combinación, algo es claro, el cambio climático influye cada vez más”.

PUBLICIDAD

Es muy complicado dar un monto exacto a las pérdidas causadas en Europa por eventos como condiciones áridas y temperaturas extremas, que tuvieron como consecuencia, la falta de agua y fuegos en países como España, Italia y Portugal. La aseguradora indicó cuán difícil es dar números exactos a estos ejemplos porque en muchos casos, como por ejemplo pérdida de producción por no tener agua de refrigeración, demoran más tiempo en aparecer. Tampoco se tomaron en cuenta los peores momentos de la ola de calor, pues al ocurrir en su mayoría en el mes de julio, pertenecen a los datos del segundo semestre.

En Australia, las inundaciones del primer semestre han sido la catástrofe más perjudicial para el sector financiero, con unas pérdidas aseguradas de US$3.700 millones hasta hoy. Según Munich Re, en cuatro días llovió en algunas zonas de Sídney lo que habitualmente llueve en ocho meses y algunos de sus ríos alcanzaron su nivel más alto en más de 100 años.

Rauch señaló que “el total de los daños y las pérdidas aseguradas por las inundaciones en Australia son ya superiores, al cabo de seis meses, a las de los años récord precedentes”.

En los EE.UU. se produjeron casi la mitad de las pérdidas totales en el primer semestre y casi dos tercios de las pérdidas aseguradas. A principios del mes de abril, un único frente de tormenta que provocó tornados destrozó bienes por valor de más de US$3.000 millones.

PUBLICIDAD