Economía

Economía argentina creció 6,4% en junio: qué esperar para los próximos meses

Según el INDEC, los sectores que impulsaron el incremento fueron Hoteles y restaurantes junto a Explotación de minas y canteras

Sin embargo, el sector privado espera un deterioro para el segundo semestre.
23 de agosto, 2022 | 03:20 PM

Buenos Aires — El Estimador Mensual de la Actividad Económica (EMAE) en Argentina tuvo en junio pasado una mejora de 6,4%, por lo que cerró el primer semestre con un avance de 6,3% frente al mismo período de 2021. Si la comparación es realizada con relación a mayo, el crecimiento es de 1,1%, el mayor a lo largo de 2022.

Durante junio, en un mes en el que todavía hubo arrastre estadístico, los sectores que impulsaron el incremento fueron Hoteles y restaurantes (39,2%) junto a Explotación de minas y canteras (14,2%).

Fuente: INDEC.dfd

En tanto, los segmentos de mayor incidencia fueron el comercio mayorista, minorista y reparaciones (8,4%), la industria manufacturera (6,2%) y transporte y comunicaciones (10,8%).

PUBLICIDAD

“Con relación a igual mes de 2021, 14 de los sectores de actividad que conforman el EMAE registraron subas en junio”, destacó el INDEC.

--- Seguínos en las redes sociales de Bloomberg Línea Argentina: Twitter, Facebook e Instagram ---

La economía que viene

Las estimaciones del sector privado ya están apuntando a la segunda mitad del año y esperan para julio resultados mixtos, en medio de incertidumbres, corrida cambiaria y cambio de ministros.

PUBLICIDAD

Desde agosto, ya hay consenso respecto de esperar un deterioro importante de la actividad económica. Por ejemplo, desde Ecogo estiman una contracción del -2,3% para el segundo semestre, mientras que el economista Fernando Marull proyecta -2%.

Sebastián Menescaldi, director asociado de la consultora EcoGo consideró que para julio “todavía no hay mucha información anticipada, pero lo que se vio es que los datos de consumo y construcción probablemente serán positivos”.

Según sostuvo, “los efectos combinados de la suba de la demanda e importaciones que impactan positivamente en los cálculos de comercio y el transporte y una oferta de bienes que podría haberse reducido, no permiten calcular una tendencia para ese mes”.

Sin embargo, aclaró que será “distinto lo que vaya a suceder entre agosto y octubre”. “Pasado el efecto de pánico inicial, van a comenzar a operar el cierre del MULC a los importadores y la caída del poder adquisitivo, con lo cual es más factible prever un deterioro importante de la actividad económica”, proyectó Menescaldi.

PUBLICIDAD