Asia

Sequía amenaza cosechas de China justo cuando el mundo menos puede permitírselo

El riesgo más grande es que una menor producción aumente las ya elevadas necesidades de importación de China, generando aún más presión en el resto del mundo

Secciones secas del río Poyang
Por Hallie Gu
24 de agosto, 2022 | 08:49 AM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — China está atravesando olas de calor extremo en todo el país justo en un momento clave para las cosechas de la nación más poblada del mundo.

El país se ha visto exento de la mayor parte de los aumentos de los precios de los alimentos a nivel global debido a la invasión de Rusia sobre Ucrania. Sin embargo, el persistente calor extremo en las regiones del centro y el suroeste, y las inundaciones en el noreste, están amenazando cosechas de granos de cientos de millones de toneladas, la mayoría de las cuales se recolectan en el otoño boreal.

El riesgo más grande es que una menor producción aumente las ya elevadas necesidades de importación de China, generando aún más presión en el resto del mundo. Los suministros globales de alimentos se han visto afectados por la pandemia y luego la guerra en Ucrania, lo que generó un fuerte aumento de los precios en algunos países. A la vez, condiciones climáticas adversas desde EE.UU. hasta India siguen amenazando cosechas en otras partes del mundo. China es, con distancia, el mayor importador global de alimentos.

PUBLICIDAD

“El impacto de las adversas condiciones meteorológicas actuales debilitará el balance alimentario neto de China continental en el actual ciclo de cosecha”, dijo Charles Hart, analista de materias primas de Fitch Solutions. “La cosecha de otoño representa aproximadamente tres cuartas partes de la producción total de cereales y, por tanto, determinará si China alcanza o no su objetivo de 650 millones de toneladas de producción”.

La peor sequía desde principios de los años sesenta, que afecta a las regiones situadas a lo largo del río Yangtze y la cuenca de Sichuan, es la que entraña mayor peligro, ya que es allí donde se produce casi la mitad del arroz del país, según Goldman Sachs Group Inc (GS). El suministro de este alimento básico encabeza la lista de preocupaciones de China en torno a la seguridad alimentaria, y el Ministerio de Agricultura ya ha advertido de graves problemas en la producción de grano en otoño.

“Los cultivos que se verán más afectados son el maíz y el arroz”, dijo Darin Friedrichs, cofundador de Sitonia Consulting, a medida que las condiciones similares a las de un horno en el centro y el sur de China reduzcan los rendimientos. También se ha visto afectada la producción de soja en el delta del río Yangtze, aunque la mayor parte de la producción china de esta semilla oleaginosa se encuentra en el norte.

PUBLICIDAD

En el noreste de China, las fuertes lluvias han inundado partes de las provincias de Liaoning y Jilin. Ello podría reducir la producción de maíz en unos 4,5 millones de toneladas, según un informe del corredor de materias primas Yongan Futures Co. Se esperaba que China produjera alrededor de 270 millones de toneladas del grano esta temporada, a la par que el año anterior.

La magnitud de las pérdidas de la cosecha sigue dependiendo de la meteorología, y los meteorólogos tienen mejores noticias al respecto, ya que se esperan lluvias en el sur de China en los próximos 10 días, que probablemente aliviarán las condiciones de sequía en algunas zonas.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD