Green

Tesla evalúa construir nueva refinería de litio en Texas

La construcción podría comenzar tan pronto como el cuarto trimestre de 2022, pero no alcanzaría la producción comercial hasta el cuarto trimestre de 2024

Por Sean O´Kane y Shelly Hagan
09 de septiembre, 2022 | 08:48 AM

Bloomberg — Tesla Inc. (TSLA) está evaluando construir una nueva refinería de litio en la costa de Texas, lo que podría impulsar los esfuerzos de producción de baterías de la empresa y agrandar su presencia en el estado.

El fabricante de vehículos eléctricos le ha dicho a funcionarios que está considerando la posibilidad de construir una “instalación de refinado de hidróxido de litio para baterías”, en el condado de Nueces, que ha presentado como “la primera de su estilo en Norteamérica”. Esto de acuerdo a una petición oficial de exenciones impositivas presentada ante el estado.

De efectivamente construirse la planta, esta procesaría “material mineral en bruto a un estado utilizable para la producción de baterías”, dijo Tesla. El hidróxido de litio resultante sería “empacado y enviado a través de camiones y trenes a distintas instalaciones de producción de baterías de Tesla con la cadena de suministros necesaria para vehículos eléctricos a gran escala”.

PUBLICIDAD

La empresa también dijo que su proceso está “diseñado para consumir menos reactivos peligrosos y crear subproductos aprovechables en comparación con el proceso convencional”.

La construcción podría comenzar tan pronto como el cuarto trimestre de 2022, pero no alcanzaría la producción comercial hasta el cuarto trimestre de 2024. Tesla ha dicho al Estado que la instalación podría estar situada “en cualquier lugar con acceso al canal de navegación de la Costa del Golfo”, pero que la empresa está evaluando un emplazamiento competitivo en Luisiana.

Estimación de producción y capacidad de refinado de litio, en toneladas métricasdfd

Tesla no respondió a una solicitud de comentarios.

PUBLICIDAD

Elon Musk ha pasado gran parte del último año pidiendo por el rápido desarrollo de la minería del litio en América del Norte, comparando la oportunidad con los grandes márgenes que se obtienen normalmente en la industria del software.

“Me gustaría instar una vez más a los empresarios a entrar en el negocio del refinado del litio. La minería es relativamente fácil, el refinado es mucho más difícil”, dijo Musk en la llamada de ganancias del segundo trimestre de Tesla en julio. “No puedes perder, es una licencia para imprimir dinero”.

Hay docenas de proyectos en marcha para añadir plantas similares en otras naciones, incluyendo desarrollos en Alemania y Australia, que comenzó la producción en una primera refinería a principios de este año. Albemarle Corp., el mayor productor de litio del mundo, planea construir un nuevo centro de procesamiento en el sureste de EE.UU.

China domina actualmente el refinado de litio y cuenta con más de la mitad de la capacidad mundial para procesar las materias primas recogidas en las minas o a partir de salmueras subterráneas ricas en sal para convertirlas en los productos químicos especializados que se utilizan en las baterías de los vehículos eléctricos.

Una instalación de extracción de litio sería la última incorporación al creciente imperio tejano de Musk. Además de la nueva fábrica de automóviles en Austin, que comenzó a producir este año, Musk ha construido una enorme instalación de prototipos y lanzamiento de cohetes en Boca Chica, Texas. Su empresa de construcción de túneles, The Boring Company, también está llevando a cabo numerosos proyectos en todo el estado.

Tesla ha solicitado anteriormente permisos para fabricar materiales de batería similares junto a su fábrica de Austin, aunque el estado actual del proyecto no está claro.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD