Mundo

Biden dice que EE.UU. defendería a Taiwán si hubiese un “ataque sin precedentes”

Estados Unidos anunció este mes otra ronda de venta de armas a Taiwán, por un total de más de US$1.000 millones

Foto: Sam Yeh/AFP/Getty Images
Por Josh Wingrove
18 de septiembre, 2022 | 08:40 PM
Tiempo de lectura: 2 minutos

Estados Unidos reafirmó su compromiso con Taiwán cuando el presidente Joe Biden indicó que defendería a la isla si se produjera “un ataque sin precedentes”.

En una entrevista en el programa “60 Minutes” que se emitió el domingo, Biden se distanció de la cuestión de si Taiwán es o debe ser independiente, pero siguió con su promesa cuando el entrevistador Scott Pelley le preguntó si las fuerzas estadounidenses “defenderían la isla”.

“Sí, si de hecho hubiera un ataque sin precedentes”, respondió, según una transcripción facilitada por la cadena. Aun así, reiteró antes en la entrevista que la “política de una sola China” de Estados Unidos no había cambiado.

PUBLICIDAD

“Estamos de acuerdo con lo que firmamos hace mucho tiempo. Y que hay una política de una China, y Taiwán hace sus propios juicios sobre su independencia. No nos movemos... no fomentamos que sean independientes”, dijo. “Esa es su decisión”.

Biden ya ha hecho declaraciones similares en el pasado, provocando la indignación de Pekín al añadir nuevos capítulos a la antigua política de “ambigüedad estratégica” de Washington en lo que respecta a Taiwán. En mayo, Biden dijo “sí” cuando se le preguntó si Estados Unidos estaba preparado para “involucrarse militarmente” si era necesario. “Ese es el compromiso que asumimos”, dijo entonces, antes de que funcionarios de la Casa Blanca se retractaran de sus comentarios.

Un funcionario estadounidense dijo el domingo que Biden había hecho los mismos comentarios antes y subrayó que la política estadounidense no ha cambiado. El funcionario respondió a la entrevista de “60 Minutes” bajo condición de anonimato.

PUBLICIDAD

Desde que Biden hizo sus comentarios iniciales en mayo, las tensiones con China se han disparado después de que la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, visitara la isla para señalar su apoyo al gobierno y a los valores democráticos. La Casa Blanca trató de gestionar las posibles repercusiones de la visita, en la que China renovó sus ejercicios militares y lanzamientos de misiles en el estrecho de Taiwán.

Estados Unidos anunció este mes otra ronda de venta de armas a Taiwán, por un total de más de US$1.000 millones. “Hemos sido firmes en nuestro compromiso con la autodefensa de Taiwán y en avanzar en este sentido”, dijo la semana pasada el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional, John Kirby.

El Comité de Relaciones Exteriores del Senado también aprobó el miércoles un proyecto de ley para impulsar los lazos con Taiwán y dotarle de más material militar para disuadir una invasión china, aunque la legislación final tendrá que abordar las objeciones de la Casa Blanca si tiene alguna posibilidad de convertirse en ley.

Guerra en Ucrania

Biden también reiteró los compromisos financieros de EE.UU. con Ucrania, diciendo que el apoyo continuará “mientras sea necesario”.

Estados Unidos ha proporcionado más de US$15.000 millones de ayuda al presidente Volodymyr Zelenskiy, y Biden prometió US$600 millones en armamento adicional este mes. El presidente ucraniano renovó el domingo su promesa de recuperar todo el territorio controlado por Rusia, tras los recientes avances en Kharkiv y otras regiones.

Al preguntársele si Ucrania está ganando, Biden dijo que “no está perdiendo la guerra”, aunque la carnicería y la destrucción hacen que “sea difícil considerarlo como una victoria”.

PUBLICIDAD

Advirtió al presidente Vladimir Putin de una respuesta “consecuente” si Rusia utiliza armas químicas o nucleares tácticas en su guerra.

“Será consecuente”, dijo Biden. “Se convertirán en un paria en el mundo más de lo que nunca han sido. Y dependiendo del alcance de lo que hagan determinará la respuesta que se daría”.

PUBLICIDAD