Panamá

Educación panameña saca malas notas

Un recorte al presupuesto del Ministerio de Educación daría al traste con adelantos en el sector

Al desmejoramiento de la educación también contribuyó la pandemia, que obligó a los centros escolares de Panamá a estar cerrados por 211 días.
17 de octubre, 2022 | 03:27 AM

Ciudad de Panamá — En Panamá la educación no pasa por su mejor momento. Solo el 35% de los alumnos logra la comprensión de un texto, mientras que para la vigencia fiscal del 2023 el presupuesto asignado al Ministerio de Educación sufrió un recorte de más de $500 millones, ante una solicitud de $1,800 millones.

La situación mantiene en estado de alerta a los gremios de educadores, quienes alegan que un acuerdo consensuado con el Ejecutivo establecía que el incremento en el presupuesto de esta entidad sería de $1,122 millones para los años 2023 y 2024.

En septiembre pasado la Comisión de Presupuesto de la Asamblea Nacional aprobó traslados de partidas para el Ministerio de Educación por $17.7 millones, que incluyen $2,9 millones de un traslado interinstitucional para hacerle frente a diferentes responsabilidades financieras, según informó la entidad.

PUBLICIDAD

A nivel mundial la educación también pasa por momentos de incertidumbre: el 70% de los niños de 10 años de los países de bajos y medianos ingresos no pueden entender un texto simple.

Las cifras, la primera del informe PISA elaborado por el Ministerio de Educación de Panamá en conjunto con la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde), y la segunda por el Banco Mundial, resultan “preocupantes”, de acuerdo a sectores magisteriales.

En el caso panameño se le agrega que los adolescentes en las áreas rurales y zonas comarcales solo el 4.1% obtiene los estándares mínimos de comprensión lectora.

PUBLICIDAD

En su momento, el Ministerio de Educación reaccionó estableciendo un Plan Nacional de Lectura, del que hoy día poco o nada se sabe.

En un acuerdo reciente establecido entre el gobierno que preside Laurentino Cortizo Cohen y las fuerzas vivas agrupadas en una mesa de diálogo se estableció alcanzar el 5.5% del Producto Interno Bruto para la vigencia fiscal de 2023 y el 6% en 2024.

“No podemos estar poniendo metas, hablando de las escuelas rancho, de la falta de equipos, mobiliario, laboratorios, cuando el presupuesto va a ser recortado”, manifestó el dirigente magisterial Armando Espinosa.

PUBLICIDAD