El Salvador

Las remesas en Centroamérica van por su segundo mejor año de la década

A pesar de un 2022 desafiante, las remesas familiares siguieron aumentando para la región

Tan solo en septiembre el Triángulo Norte recibió US$2.958,2 millones en remesas.
01 de noviembre, 2022 | 06:00 AM

Lea esta historia en

Inglés

San Salvador — Las remesas familiares en el Triángulo Norte de Centroamérica (El Salvador, Guatemala y Honduras) se encaminan a cerrar su segundo mejor año en los últimos 10 años, un paso significativo considerando que en 2021 rompió récords.

De enero a septiembre, las remesas familiares hacia los tres países sumaron US$25.494,1 millones, alcanzando una tasa de crecimiento del 16,5%, y US$3.616,6 millones más que las cifras a septiembre del año pasado.

Así, avanzaron al segundo mayor ritmo de toda la década, solo superado por el aumento del 34,2% del período enero-septiembre de 2021, cuando los flujos acumularon US$21.877,5 millones, estimó Bloomberg Línea a partir de datos de los bancos centrales y de la Secretaría Ejecutiva del Consejo Monetario Centroamericano (SECMCA).

PUBLICIDAD

Tan solo en septiembre el Triángulo Norte recibió US$2.958,2 millones en remesas: Guatemala, US$1.597,2 millones; Honduras, US$737,4 millones y El Salvador, US$623,6 millones.

En volumen, Guatemala se consolidó como el mayor receptor en el istmo centroamericano, con US$13.321,3 millones en los primeros nueve meses del año, creciendo a una tasa del 21%.

Central American Business Intelligence (CABI) apuntó que los flujos terminarán subiendo entre el 18% y 20% en Guatemala, para cerrar en torno a los US$18.000 millones a diciembre de 2022.

PUBLICIDAD

Por primera vez en su historia, Honduras está superando a los niveles de remesas en El Salvador. Los hondureños captaron US$6.483,5 millones, comparado con los US$5.689,3 millones de los salvadoreños, en los datos a septiembre.

En 2013, El Salvador obtenía US$850 millones más de remesas que Honduras; en 2021, todavía lograba aventajarlo por US$147,1 millones.

Remesas en el Triángulo Norte de Centroamérica a septiembre de cada año. 2013-2022dfd

Desde 2018, en Honduras y el resto de países del Triángulo Norte ha ocurrido el fenómeno de las caravanas de migrantes, es decir indocumentados que marchan organizados en grupo con miras a cruzar la frontera entre México y Estados Unidos.

Las primeras tuvieron su origen en Honduras, en octubre de 2018, y congregaron entre 4.000 y 3.000 personas cada una, dijo la Organización Internacional para las Migraciones (OIM). Posteriormente ocurrieron nuevas olas de 150 hasta 1.700 inmigrantes partiendo desde los países del Triángulo Norte.

No obstante, este año ha tomado protagonismo el éxodo de migrantes venezolanos y un descenso de los centroamericanos. En el año fiscal 2019, el 63,8% de los encuentros en la Frontera Sur de Estados Unidos era con indocumentados del Triángulo Norte; en 2022 estos solo representaron el 22,8%.

Si las remesas fueran un país...

El Triángulo Norte percibió el 90,3% de las remesas con destino a Centroamérica en 2021. En total, la región –incluyendo a Panamá– ingresó por ese concepto US$33.401,29 millones.

PUBLICIDAD

Con ese multimillonario tamaño, si las remesas fueran un país serían la cuarta economía de la región. Estarían por detrás de Guatemala, Costa Rica y Panamá, y adelante de El Salvador, Honduras y Nicaragua.

Remesas Centroamérica - Peso en 2021dfd

Las naciones más dependientes de estas transferencias son El Salvador y Honduras, para quienes significaron el 26,16% y 25,87% de su Producto Interno Bruto en 2021, respectivamente.

En Guatemala, la relevancia está aumentando y llegó al 17,79% del PIB el año pasado; en Nicaragua ya es del 15,32%.

PUBLICIDAD

Para Panamá y Costa Rica, el fenómeno apenas representa el 0,8% de sus economías y tiene un impacto más tenue ya que también son economías remesadoras.

A pesar de la dimensión de estos recursos, una cantidad marginal se destina a la inversión. El Banco Central de Reserva de El Salvador estima que de los flujos captados a septiembre, el 99% se gasta en consumo (US$5.636 millones) y el 1% en inversión (US$53 millones).

Datos de la Oficina del Censo de Estados Unidos a 2019 calculan en más de 3,78 millones la población de inmigrantes centroamericanos viviendo en ese país.

PUBLICIDAD