Tecnología

Tesla recorta sus precios hasta 20% en busca de impulsar sus ventas

La compañía redujo el costo del Model Y, el más barato, en 20% y recortó hasta US$21.000 de sus vehículos más caros en EE.UU. Las reducciones también alcanzan a Alemania, Reino Unido y Francia

Vehículos de Tesla
Por Dana Hull y Craig Trudell
13 de enero, 2023 | 06:27 AM

Bloomberg — Tesla Inc. (TSLA) recortó los precios de sus vehículos en EE.UU. y los principales mercados europeos en un nuevo impulso para aumentar su demanda tras varios trimestres de entregas decepcionantes.

La compañía redujo el costo del Model Y, el más barato, en 20% y recortó hasta US$21.000 de sus vehículos más caros en EE.UU.

Las reducciones también alcanzan a Alemania, Reino Unido y Francia y llegan una semana después de un segundo recorte de precios en China, el primero en octubre.

PUBLICIDAD

Los drásticos cambios reflejan el dilema al que se enfrenta Tesla tras haberse quedado muy por debajo de su objetivo de entregas anuales de vehículos, a pesar de los descuentos e incentivos de fin de año que el CEO, Elon Musk, juró no aplicar en el pasado. Para seguir creciendo y utilizar plenamente las plantas que ha abierto o ampliado en el último año, Tesla puede verse obligada a comprometer los márgenes de beneficio que Wall Street celebraba cuando la empresa estaba limitada por la producción.

Los recortes de Tesla en EE.UU.dfd

Los cambios en los EE.UU. bajan el precio de los sedanes Modelo 3 y algunos vehículos deportivos utilitarios Model Y por debajo de los límites que necesitaban para llegar a calificar para tanto como US$ 7.500 en créditos fiscales de vehículos eléctricos.

El Departamento del Tesoro y el Servicio de Impuestos Internos publicaron unas directrices a finales del año pasado que irritaron a Musk porque el Model Y no pesaba lo suficiente como para ser considerado un SUV. Eso significa que el vehículo está sujeto al límite de precio de US$55.000 que se aplica a los sedanes, en lugar del límite de US$80.000 para los SUV.

PUBLICIDAD

Tesla señala ahora en su página web que el crédito fiscal federal de US$7.500 al que pueden optar ahora algunos clientes se aplicará a los vehículos que entregue hasta marzo.

Aunque algunas partes de la nueva ley estadounidense entraron en vigor el 1 de enero, el Departamento del Tesoro todavía está ultimando los requisitos de abastecimiento de baterías, que podrían reducir a la mitad la desgravación fiscal a la que pueden optar algunos vehículos eléctricos.

Toni Sacconaghi, un analista de Bernstein con el equivalente a una calificación de venta sobre las acciones de Tesla, escribió la semana pasada que el fabricante de automóviles se enfrentaba a “un importante problema de demanda” y que sus desafíos persistirían en parte porque sus modelos eran demasiado caros para optar a los créditos fiscales.

“Creemos que Tesla tendrá que reducir sus objetivos de crecimiento (y operar sus fábricas por debajo de su capacidad) o mantener y potencialmente aumentar los recientes recortes de precios a nivel mundial, presionando los márgenes”, escribió Sacconaghi en un informe del 2 de enero. “Vemos que los problemas de demanda persistirán hasta que Tesla sea capaz de introducir una oferta de menor precio en volumen, lo que podría no ocurrir hasta 2025″.

-- Con la ayuda de Stefan Nicola.

Lea más en Bloomberg.com

PUBLICIDAD