5 maneras en que los huracanes hacen más cara la vida en Florida

Al tiempo la crisis climática provoca tormentas cada vez más peligrosas, los residentes hacen frente a costos más elevados en forma de pagos de seguros directos e indirectos

Foto: Giorgio Viera/AFP/Getty Images
Por Leslie Kaufman - Tim Quinson
23 de mayo, 2023 | 10:24 AM

Bloomberg — La temporada de huracanes comenzará la semana que viene en EE.UU., y no hay lugar más vulnerable a estos fenómenos que Florida, el estado de crecimiento más rápido del país.

Sólo el año pasado, el Huracan Ian causó la muerte de casi 150 personas y costó a las aseguradoras unos US$63.000 millones.

Los daños climáticos representan casi el 4% del PIB del estado desde 2017, dijo Andrew John Stevenson, analista ESG senior de Bloomberg Intelligence. El Huracan Ian representó un golpe a la economía de más de 10% al contar la destrucción de propiedad, gasto en infraestructura y cortes de luz, agregó.

Al tiempo la crisis climática provoca tormentas cada vez más peligrosas, los residentes del Estado del Sol tienen que hacer frente a costos más elevados en forma de pagos de seguros directos e indirectos.

PUBLICIDAD

Aquí cinco formas en que el cambio climático está costando dinero a los floridanos ahora mismo y en el futuro.

1. Pagará lo que se está convirtiendo rápidamente en las tasas de seguros de propiedad más altas de la nación.

El pago anual promedio del seguro de propiedad en el estado es de US$$4.231, casi el triple de la tasa nacional de US$$1.544, según el Insurance Information Institute, una asociación de la industria.

Ese precio está subiendo rápidamente. Las tasas de seguro de propiedad fueron de rango medio hasta 2020. Saltaron un 27% en 2021, un 33% en 2022, y se espera que suban al menos un 40% este año (tal vez un 50%), según el instituto, lo que pondría el precio promedio en US$6.000.

PUBLICIDAD

La Oficina de Regulación de Seguros de Florida culpa de esto al fraude y no a los huracanes, señalando que Florida representa el 9% de las reclamaciones de seguros de propiedad en la nación, pero más del 76% de las demandas de seguros de propiedad. Por ejemplo, no es infrecuente que los propietarios de viviendas reclamen daños por tormentas para sustituir un tejado simplemente desgastado por el paso del tiempo. Los legisladores de Florida han aprobado cambios recientes para dificultar este tipo de demandas, pero sus efectos aún no están claros.

El huracán Ian también es un factor. “Si nos fijamos en la diferencia en el aumento entre el año pasado y este año, probablemente sea Ian”, dijo Mark Friedlander, portavoz del instituto.

Destrozos del Huracán Ian

2. El dinero de sus impuestos va a apuntalar el mercado de reaseguros.

En los últimos 13 meses, siete de las 47 empresas locales de seguros de propiedad de Florida han quebrado y otras 24 están en la lista de vigilancia reguladora. Parte de lo que está acabando con estas pequeñas empresas es el precio del reaseguro, es decir, el seguro que tienen que comprar para protegerse en caso de catástrofe que les obligue a pagar muchas reclamaciones a la vez. Muchas grandes empresas no quieren trabajar en el Estado a cualquier precio.

El sector asegurador se prepara para otro año de pérdidas. De hecho, Berkshire Hathaway Inc. de Warren Buffett tiene una exposición de reaseguro “desequilibrada” en Florida, según Ajit Jain, que supervisa las operaciones de seguros de la empresa.

“Lo que esto significa es que si hay un gran huracán en Florida, tendremos una pérdida muy sustancial”, dijo Jain, hablando a principios de este mes en la reunión anual de la compañía.

Para apoyar lo que queda del mercado privado en dificultades, Florida creó un fondo que básicamente actúa como reaseguro parcial para pérdidas catastróficas por huracanes. Florida ha destinado US$3.000 millones de los contribuyentes al reaseguro. Aun así, el nuevo fondo es limitado: no cubre tornados ni tormentas tropicales.

Y los grupos de presión de las aseguradoras han pedido un programa más sólido. Hasta ahora los legisladores se han resistido, pero si más de esas dos docenas de aseguradoras residenciales quiebran, es probable que los contribuyentes tengan que aportar más.

PUBLICIDAD

3. La aseguradora de último recurso no es barata

Según Stevenson, el sector de seguros de daños en Florida se ha dividido en dos categorías. Está Citizens Property Insurance Corp. de Florida, la aseguradora de último recurso respaldada por el Estado, y todos los demás.

Creada por la legislatura estatal en 2002, Citizens tuvo una cuota de mercado del 16% el año pasado, frente al 4% de hace poco, en 2019, dijo Stevenson. Eso la convierte en la mayor aseguradora de hogar del estado. Es probable que su crecimiento continúe, a medida que más propietarios de viviendas no puedan encontrar cobertura suficiente en el mercado privado.

El entorno empresarial significa que el riesgo climático sigue estando “infravalorado en el Estado del Sol”, dijo Stevenson. Las primas medias de Citizens son un 44% inferiores a las que cobran sus homólogos privados y casi un 60% inferiores a la tasa necesaria para que las primas sean actuarialmente sólidas, dijo, citando un análisis de Florida.

Dado que Citizens está limitado en cuanto al aumento de las tarifas, su financiación es muy insuficiente. Este año, Citizens pide un aumento medio del 14% por vivienda principal y del 50% por segunda vivienda.

PUBLICIDAD

Si se produce un gran huracán que supere la cantidad que Citizens tiene en reservas netas de reaseguro, todo el mundo pagará: La ley de creación de Citizens exige un recargo plurianual a nivel estatal en todas las pólizas de seguros de propiedad residencial del estado para compensar las pérdidas.

Destrozos del Huracán Ian

4. Necesita una póliza separada para la protección contra inundaciones. En algunos casos, el estado no le permitirá prescindir de ella

Un escandaloso número de floridanos están infraasegurados. Asumen que su póliza regular los protege de vientos e inundaciones. Pero casi siempre hay que contratarlas por separado.

PUBLICIDAD

Una nueva ley estatal está tratando de arreglar eso exigiendo que cualquiera que obtenga un nuevo seguro de propietario de vivienda con Citizens también obtenga un seguro contra inundaciones. Esa política afectará a los nuevos titulares de pólizas en zonas de inundación designadas por el gobierno federal de inmediato, pero a todos los 1,2 millones de propietarios de pólizas en cualquier parte del estado para 2027.

Para mucha gente, eso significa una segunda póliza cara. Cyndee Haydon, agente inmobiliaria, es propietaria de una vivienda en la costa de Tampa de menos de 190 metros cuadrados. Ella paga US$7.000 anualmente para los propietarios de viviendas y luego otros US$7.000 para las inundaciones.

5. También va a pagar más para proteger su coche

Aunque el seguro de propiedad es el pasivo que se cierne más grande, no es el único problema de seguros que enfrentan los floridanos. La prima media del seguro de coche en Florida para una cobertura completa -a todo riesgo y por colisión- es de US$3.121 anuales, aproximadamente un 50% por encima de la media nacional, según el Insurance Information Institute. Y está subiendo rápidamente. El año pasado se produjo el mayor incremento interanual, con un aumento medio de 421 dólares.

PUBLICIDAD

El fraude también es un factor, pero también lo es el alto nivel de accidentes y muertes por accidente de Florida. “Aquí en Florida tenemos importantes fenómenos meteorológicos durante todo el año, y el tiempo juega un papel en los accidentes”, dijo Friedlander. “Así que sí, el clima definitivamente juega un papel en ello”.

--Con la colaboración de Max Reyes.

Lea más en Bloomberg.com