Wall Street recorta pronósticos de crecimiento para China tras cifras desalentadoras

En particular, el crecimiento del consumo experimentó una notable ralentización en junio, mientras que la inversión inmobiliaria se contrajo

Imagen de Shanghai: Raul Ariano/Bloomberg
Por Bloomberg News
17 de julio, 2023 | 08:25 AM
Últimas cotizaciones

Bloomberg — Tras las decepcionantes cifras de crecimiento económico de China, varios economistas han revisado a la baja sus previsiones para este año, ilustrando las importantes vulnerabilidades de la recuperación y una respuesta de estímulo relativamente moderada por parte de Pekín.

VER +
Xi sale a atraer inversores extranjeros con nuevos llamados a apertura económica

Importantes instituciones financieras como JPMorgan Chase & Co. (JPM), Morgan Stanley (MS) y Citigroup Inc. (C) fueron algunas de las que rebajaron al 5% sus previsiones de crecimiento económico para este año. Esto supone un riesgo potencial para el objetivo oficial de Pekín de un producto interior bruto de alrededor del 5%.

Las cifras oficiales, publicadas el lunes, revelaron una pérdida de impulso de la economía china durante el segundo trimestre. En particular, el crecimiento del consumo experimentó una notable ralentización en junio, mientras que la inversión inmobiliaria se contrajo.

El impulso de China se desaceleró en el segundo trimestre

Aquí las principales conclusiones de los economistas tras la publicación de los datos:

PUBLICIDAD

El objetivo de crecimiento del PIB, amenazado

Los economistas de Citigroup Inc. rebajaron su previsión de crecimiento del PIB para este año del 5,5% al 5%, afirmando que el objetivo oficial de Pekín -fijado en marzo en torno al 5%- está ahora en peligro.

La nueva proyección tiene en cuenta un apoyo de política “más realista” en los próximos meses, escribieron los economistas, entre los que se encuentra Yu Xiangrong. Afirmaron que, aunque la reunión del Politburó del Partido Comunista que se celebrará a finales de este mes proporcionará pistas sobre el pensamiento político, existen riesgos de que la política pueda “quedar por detrás de la curva o por debajo de las expectativas”.

JPMorgan recortó su previsión al 5% desde el 5,5%, mientras que Morgan Stanley redujo su estimación al 5% desde el 5,7%. United Overseas Bank Ltd., Capital Economics Ltd. y Societe Generale SA también rebajaron sus previsiones.

PUBLICIDAD

Sin grandes planes de estímulo

Según Lu Ting, Economista Jefe de Nomura Holdings Inc. economista jefe para China de Nomura Holdings Inc (NMR), los inversores deberían recortar sus expectativas de un paquete “que cure todo”.

“No creemos que los datos de hoy empujen a Pekín a intensificar las medidas de estímulo”, dijo, aunque Nomura mantuvo su previsión del PIB para 2023 en una expansión del 5,1%.

Aunque Lu espera que Pekín introduzca algunas medidas de apoyo, incluyendo dos recortes de asas de interés oficiales de 10 puntos básicos y transferencias fiscales adicionales a los gobiernos locales, dijo que “estas medidas pueden no cambiar las cosas.”

Lu citó retos como la debilidad de la confianza, el colapso de la venta de terrenos como fuente de ingresos que crea un “enorme precipicio fiscal”, junto con “canales de transmisión obstruidos, una caja de herramientas cada vez más pequeña” y “lentitud en la toma de decisiones sobre asuntos económicos”.

Frederic Neumann, economista jefe para Asia de HSBC Holdings Plc. (HSBC), afirmó que estimular excesivamente la demanda en estos momentos “puede resultar contraproducente al avivar la acumulación de deuda y acentuar algunos de los desequilibrios de la economía, como su dependencia de un vasto sector de construcción de viviendas”.

Las restricciones presupuestarias de los gobiernos locales pueden ser otro factor que limite el estímulo, según Zerlina Zeng, analista senior de crédito de CreditSights.

La recuperación del mercado inmobiliario es clave para las perspectivas de crecimiento

Pekín necesitará reactivar el mercado inmobiliario para que la economía crezca más, según Jacqueline Rong, economista jefe para China de BNP Paribas SA.

PUBLICIDAD

“El único motor de crecimiento que queda es la inversión, cuyo mayor problema es el sector inmobiliario”, afirmó Rong. “El apoyo más urgente que necesita el sector inmobiliario es estabilizar la oferta: demasiados desarrolladores han tenido problemas y no puede haber más impagos a gran escala, de lo contrario el desarrollo de la vivienda se detendrá”.

Disminuye la confianza de los consumidores

Los datos del lunes mostraron una marcada ralentización del crecimiento de las ventas al por menor: la cifra de junio creció un 3,1% respecto al año anterior. Según Louis Kuijs, economista jefe para Asia-Pacífico de S&P Global Ratings, se trata de un dato preocupante.

Las cifras han socavado la economía este año

“Todos esperábamos una recuperación impulsada por el consumo y los servicios. Si eso está fallando, entonces no queda motor para la recuperación”, dijo Kuijs, aludiendo a la preocupación por los problemas en las exportaciones -que habían sido un motor del crecimiento en los últimos años-, así como en el sector inmobiliario.

“Si las exportaciones y el sector inmobiliario son débiles, no podemos esperar mucho de la industria”, dijo Kuijs.

PUBLICIDAD

El desempleo juvenil seguirá aumentando

La tasa de desempleo juvenil de China, que superó el 20% por tercer mes consecutivo, podría subir aún más en julio, según advirtieron el lunes funcionarios del gobierno. Se espera que se enfríe después del verano boreal, una época tradicionalmente alta para el desempleo entre los jóvenes, cuando se han graduado y buscan trabajo.

El desempleo juvenil en China siguió aumentando en junio

“La tasa de desempleo juvenil es más bien un problema estructural”, declaró Ding Shuang, economista jefe de Standard Chartered Plc para la Gran China y el Norte de Asia. Añadió que es probable que el gobierno adopte medidas más específicas para abordar este problema, en lugar de “estímulos generales” como recortes de tasas de interés.

PUBLICIDAD

El riesgo de deflación ya es real

La preocupación por la deflación aumentó la semana pasada, después de que China registrara un crecimiento nulo de los precios al consumo en junio y una contracción del 5,4% de los precios al productor. Los datos del lunes mostraron que el deflactor del PIB, una medida de los precios de toda la economía, fue negativo en el segundo trimestre por primera vez desde 2020. El deflactor se calcula como la diferencia entre la tasa de crecimiento nominal del PIB y la tasa ajustada a la inflación.

El nominal estuvo detrás del real por primera vez desde 2020

El “riesgo de deflación es grave”, dijo Zhiwei Zhang, presidente y economista jefe de Pinpoint Asset Management.

--Con la colaboración de Rebecca Choong Wilkins y Yujing Liu.

Lea más en Bloomberg.com