Negócios

El gasto mundial en el espacio crecerá un 41% en los próximos cinco años

Esta resistencia obedece en parte a los dilatados plazos de desarrollo de programas espaciales y al predominio de las asociaciones público-privadas.

Cohete
Por Loren Grush y Tyler Kendall
24 de julio, 2023 | 06:30 PM

Bloomberg — La economía aeroespacial global aumentó un 8% hasta los US$546.000 millones el año pasado y está previsto que crezca otro 41% durante los próximos 5 años, según una destacada organización espacial sin ánimo de lucro.

Se prevé que este campo se mantenga firme en un futuro próximo, aun a la vista de la inseguridad de la economía global y de la reciente desaceleración de las inversiones espaciales.

De acuerdo con un informe de la Space Foundation, una organización defensora de los vuelos espaciales radicada en Colorado Springs (Colorado), las compañías están registrando un crecimiento sostenido de los ingresos procedentes de los vuelos espaciales comerciales y los gobiernos del mundo están incrementando sus gastos. El estudio analiza el gasto de cincuenta y un gobiernos, además de los ingresos comerciales de compañías de once subsectores de esta industria.

“El sector espacial con fines comerciales constituye el segmento de crecimiento más importante de la economía general aeroespacial”, afirmó durante una entrevista Lesley Conn, responsable de investigación y programas digitales de la Space Foundation. “De aquí a 5 años, ciertamente veremos una auténtica aceleración y una gran expansión del espacio y de los activos espaciales”.

PUBLICIDAD
VER +
¿Por qué explotó la nave Starship, de Space X, 4 minutos después del despegue?

Las empresas de la industria espacial aumentaron sus ingresos a US$427.600 millones en 2022, frente a los US$396.200 millones revisados del año anterior. Un tercio de eso fluyó de la infraestructura y el apoyo a las actividades en el espacio, como las estaciones terrestres utilizadas para la comunicación por satélite. El resto provino de productos basados en el espacio, a saber, satélites. El negocio más importante fue la venta de datos satelitales de posición, navegación y temporización, o PNT (por sus siglas en inglés), que representó el 39% de todos los ingresos comerciales.

Esa resiliencia refleja en parte los largos plazos de desarrollo de los programas espaciales y la prevalencia de las asociaciones público-privadas, según el informe. Esos atributos ayudan a sostener la financiación, incluso cuando la economía es desigual.

El crecimiento en 2022 se produjo a pesar de la volatilidad del capital de riesgo, ya que los mercados reaccionaron al aumento de las tasas de interés y el acceso a la financiación se volvió escaso para muchas nuevas empresas. Los flujos de inversión privada en empresas espaciales se redujeron a US$20.000 millones el año pasado, por debajo de un récord de US$ 47.400 millones en 2021, según un informe separado de Space Capital, una firma de capital de riesgo que invierte exclusivamente en tecnología basada en el espacio.

PUBLICIDAD

SpaceX marcando el ritmo

Los ingresos comerciales crecieron de la mano con un aumento en los lanzamientos orbitales. Se intentaron un total de 186 lanzamientos en 2022, frente a los 145 del año anterior, dijo la Fundación Espacial. Los lanzamientos comerciales representaron 81 de ellos, 50 de los cuales fueron realizados por SpaceX, líder en la industria de Elon Musk. La cadencia de lanzamiento de la compañía ha aumentado sustancialmente en los últimos años, ya que lanza lotes de sus propios satélites Starlink al espacio para brindar cobertura global de Internet de banda ancha a la Tierra.

VER +
Virgin Galactic hace el debut comercial de sus vuelos de turismo espacial

El gasto de los gobiernos en programas espaciales creció un 8% a un total de US$119.000 millones el año pasado, por debajo del aumento del 22% en 2021. La Fundación Espacial proyecta que el ritmo de los desembolsos del sector público en el espacio aumentará este año a medida que las naciones trabajen para explorar la Luna y prioricen grandes constelaciones de satélites con aplicaciones militares. La NASA avanza en su programa Artemis, que tiene como objetivo enviar a la primera mujer a la superficie lunar. China también tiene planes para llevar humanos allí.

Estados Unidos dominó el gasto civil y de defensa en el espacio, que comprende casi el 60% del gasto total. China siguió en segundo lugar, representando el 14%, según el análisis de la Fundación Espacial, que se basó en un cálculo del PIB que estimó el gasto espacial del país. La Agencia Espacial Europea ocupó el tercer lugar con un 5% del total. Si bien esos tres han sido los principales actores durante un tiempo, más países están contribuyendo al gasto espacial general que en el pasado.

“Los gobiernos que han estado en el espacio no solo están aumentando sus gastos, sino que cada vez más naciones se unen y se vuelven parte del espacio”, dijo Conn, y señaló que unas 92 naciones ahora tienen satélites en órbita.

Lea más en Bloomberg.com