Demanda a Enel en Chile abre ventana a problemas del desarrollo de la energía verde

Golden Sun acusa al gigante energético de engaño en su proyecto solar

Los parques eólicos y solares producen energía verde en el desierto de Atacama
Por Eduardo Thomson
30 de noviembre, 2023 | 04:21 PM

Bloomberg — Un promotor de energías renovables se enfrenta al mayor grupo energético de Chile en un caso que ilustra los retos a los que se enfrenta el sector de la energía verde en los mercados emergentes.

Golden Sun SpA, un promotor energético con sede en Santiago controlado por el empresario Félix Jaramillo, ha demandado a Enel Green Power Chile ante el tribunal antimonopolio del país. Se espera una sentencia tan pronto como el primer trimestre de 2024.

La demanda presentada en enero acusa a EGP, una unidad de Enel Chile SA, de robar información confidencial, fingir interés en una asociación y obligar a Golden Sun a abandonar un proyecto de energía solar. Afirma que EGP, tras haberse asegurado los derechos del proyecto, planea ahora archivarlo indefinidamente para distorsionar la oferta y obtener beneficios con precios más altos.

Enel Chile declinó hacer comentarios sobre el caso. Sin embargo, la demanda de Golden Sun se seguirá de cerca en Chile, ya que el país pretende seguir aumentando su capacidad de energías renovables. También podría repercutir en la inflación.

PUBLICIDAD

El gobierno de Chile ha mantenido congeladas las tarifas eléctricas al por mayor desde 2019, primero para sofocar el malestar social y después para contrarrestar los efectos económicos de la pandemia. Las facturas de electricidad deberían subir el año que viene y los legisladores están estudiando formas de evitar un salto drástico en los precios al consumo.

El enfrentamiento de Golden Sun con EGP se remonta también a 2019. Ese año, Golden Sun consiguió estudios de ingeniería y de impacto ambiental para un proyecto en Llanos de Chulo, una zona desértica y árida situada a unos 800 kilómetros al norte de la capital, en el desierto de Atacama. El plan consistía en construir un proyecto solar de 250 megavatios en 520 hectáreas (1.285 acres) de terrenos de propiedad estatal.

Como Jaramillo y sus socios no tenían experiencia para desarrollarlo por su cuenta, Golden Sun se puso en contacto con EGP para discutir una posible venta del proyecto o una empresa conjunta. Dependía de contar con el respaldo de Enel para conseguir una licencia clave, denominada concesión de uso oneroso, del gobierno chileno para desarrollar el proyecto, ya que estaba situado en terrenos públicos.

PUBLICIDAD

Sin embargo, Golden Sun afirma que, tras las conversaciones iniciales y la firma de acuerdos de confidencialidad y exclusividad, Enel “fingió interés” y paralizó a sabiendas las conversaciones para una posible adquisición, según una copia de la demanda publicada en el sitio web del tribunal antimonopolio de Chile. Al día siguiente de que venciera el plazo para solicitar la concesión, Jaramillo y sus socios se enteraron de que Enel la había conseguido por su cuenta.

VER +
Chile y Unión Europea firman acuerdos de colaboración en desarrollo de hidrógeno verde

Golden Sun afirma que Enel le robó información para su propia oferta. El acuerdo de confidencialidad entre las empresas estipulaba que, si no llegaban a un acuerdo, Enel aportaría pruebas de que había destruido copias de la información confidencial, pero Golden Sun alega que no lo ha hecho.

En su demanda, Golden Sun también afirma que Enel hizo esto para congelar el desarrollo del proyecto como forma de controlar los precios mayoristas de la energía en Chile. Enel ha respondido que aún está dentro del plazo legal para desarrollar el proyecto.

“Tenemos informes que indicarían que hay un interés en entrar en estos procesos de licitación y retrasar la ejecución de los proyectos para afectar a los precios finales de la energía”, dijo Rodolfo Fuenzalida, socio del bufete de abogados Gamboa, Fuenzalida, Sanfeliú & Ugarte, que representa a Golden Sun. “Y eso supuso un claro beneficio económico para Enel Green Power”.

Chile lidera a sus pares en renovables | La energía verde aumenta su cuota de generación total en América Latinadfd

Los abogados de Enel no están de acuerdo. Golden Sun “intenta pintar una negociación desmañada como un ataque a la libre competencia”, escribieron sus abogados, José Miguel Gana, Rubén Urrutia y Victoria Godoy, del bufete Gana & Urrutia Abogados, en un documento publicado en el sitio web del tribunal.

Chile tiene uno de los mercados de energías renovables más desarrollados de Sudamérica. La energía solar es actualmente la mayor tecnología de generación eléctrica del país por capacidad, según BloombergNEF. La eólica y la solar juntas representan un tercio y proporcionaron el 28% de la generación total en 2022, muy por encima de sus pares Argentina, Brasil y México, donde la media es del 13%.

Aun así, eso no significa que todas las empresas de energías renovables estén ganando dinero. Un déficit de transmisión ha llevado a algunas empresas solares y eólicas a tener que comprar otros tipos de energía (como diésel) a terceros a precios más altos para cumplir sus contratos de suministro.

PUBLICIDAD

Eso ha llevado a varias empresas de renovables a declararse en quiebra. Latin America Power, generadora de energía eólica, está en conversaciones para reestructurar su deuda con los acreedores, mientras que dos unidades locales de la irlandesa Mainstream Renewable Power Ltd. solicitaron protección frente a los acreedores. Y Acciona SA de España se encuentra entre los muchos generadores de energía que claman por una reforma del sistema de tarifas del país.

Jaramillo, por su parte, dijo que ha perdido mucho dinero como consecuencia de la ruptura de Golden Sun con Enel. Su empresa ha gastado casi 500 millones de pesos (unos US$600.000) en estudios de viabilidad y otros gastos legales.

“Nuestra demanda busca que se sancionen las acciones de Enel Green Power y que lo que nos pasó a nosotros no le vuelva a pasar a ningún competidor”, dijo Jaramillo en una entrevista.

Lea más en Bloomberg.com