Así es el último auto eléctrico de Renault: incluye una cesta para baguettes

Esta nueva versión del querido auto urbano francés será el centro de batalla para reinventar la industria europea, según el CEO de la compañía

Renault
Por Albertina Torsoli
03 de marzo, 2024 | 05:13 PM

Bloomberg — El VE para ciudad R5 E-Tech de Renault SA apuesta por el precio y por la tecnología, con funciones como un asistente de voz digital, para hacerse un hueco en el mercado de gran consumo de Europa frente a la competencia de China.

A un precio aproximado de €25.000 (US$27.100), el Renault 5 E-Tech es el primero de la nueva plataforma de VE del fabricante, cuyo propósito es abaratar costes y captar a consumidores reacios a los precios altos. Esta versión del clásico de los años 70 proporciona una distancia de conducción inicial de 400 kilómetros con una carga.

Un Renault R5 E-Techdfd

El R5, que comenzará a distribuirse en septiembre, competirá con el Citroën ë-C3 eléctrico de €23.300 (US$25.264) producido por su competidor Stellantis NV. El R5 es un paso importante en la reforma de Renault iniciada por el CEO Luca de Meo, que ha logrado reducir los complicados vínculos con su socio Nissan Motor Co. y ha separado su negocio de vehículos con motor de combustión.

Aparte del precio y el software, la compañía ha añadido elementos como una cesta para baguettes al vehículo, con el montaje y la producción de baterías hechos en Francia. Ofrece una amplia gama de colores llamativos, algunos con efecto brillante.

PUBLICIDAD

“Revivir esta leyenda es el lanzamiento más importante de De Meo hasta la fecha”, dijo Pierre-Olivier Essig, analista de AIR Capital en Londres. “Es un pequeño paso para Renault, pero un gran salto para la industria automovilística: un modelo que finalmente podría convencer a los consumidores de pasarse a lo eléctrico a lo grande”.

La nueva tecnología de vehículos eléctricos ya ha ayudado a reducir el tiempo de desarrollo del modelo en una cuarta parte. De Meo también está en conversaciones con socios potenciales como Volkswagen AG para cooperar en los fundamentos para reducir aún más los desembolsos mientras la industria busca mantenerse firme frente a empresas como BYD Inc. y una guerra de precios iniciada por su rival Tesla Inc (TSLA). En Ginebra, De Meo afirmó que también está buscando socios para la nueva plataforma Twingo.

Para el R5, cuyas baterías se fabricarán en Francia a partir de mediados del próximo año, el 85% del vehículo será reciclable, mientras que sus baterías podrán repararse. También cuenta con carga bidireccional para devolver electricidad a la red. Estas medidas pueden ayudar a reducir el coste de funcionamiento del vehículo, ya que hasta ahora los vehículos eléctricos no han cumplido las expectativas de que serían más baratos de utilizar.

PUBLICIDAD

La transición a los vehículos eléctricos ha tropezado en los últimos meses después de que algunos gobiernos, como el de Alemania, revocaran los incentivos de compra y los precios de los vehículos siguieran siendo altos, lo que contribuyó a la decisión de Renault de archivar una oferta pública inicial planificada de su división de vehículos eléctricos Ampere. Francia ha tratado de poner estos costosos automóviles a disposición de los hogares de bajos ingresos, ofreciendo arrendamientos por €150 (US$162) al mes o menos.

El nuevo R5 está “en el centro de la batalla para reinventar la industria europea contra la competencia procedente del este y del oeste”, dijo de Meo en un comunicado.

Lea más en Bloomberg.com