PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Monitor Covid-19

Científicos sudafricanos afirman que una nueva variante de Covid-19 podría tener “mayor transmisibilidad”

La cepa C.1.2. evolucionó a partir de la C.1., una variación del virus que dominó las infecciones en la primera oleada del virus en Sudáfrica a mediados de 2020.

Tiempo de lectura: 1 minuto

Bloomberg — Científicos sudafricanos afirmaron haber identificado una nueva variante del Covid-19 que presenta un número preocupante de mutaciones.

La variante, denominada C.1.2., se identificó por primera vez en mayo, en las provincias sudafricanas de Mpumalanga y Gauteng, donde se encuentran Johannesburgo y la capital, Pretoria, según explican los científicos en un documento de investigación. Desde entonces se ha encontrado en otros siete países de África, Oceanía, Asia y Europa.

PUBLICIDAD

Las mutaciones del virus “se asocian a una mayor transmisibilidad” y a una mayor capacidad de evadir los anticuerpos, dijeron los científicos. “Es importante destacar este linaje dada su preocupante constelación de mutaciones”.

Ver más: Israel amplía campaña de vacunas de refuerzo: ahora se administrarán a partir de los 12 años

Los cambios en el virus han impulsado las sucesivas oleadas. La variante delta, encontrada por primera vez en la India, ahora hace aumentar las tasas de infección en todo el mundo. La Organización Mundial de la Salud (OMS) clasifica primero las mutaciones como variantes de interés. Una vez que se identifican como más graves o transmisibles, pasan a denominarse como variantes preocupantes.

PUBLICIDAD

La C.1.2. evolucionó a partir de la C.1., una variación del virus que dominó las infecciones en la primera oleada del virus en Sudáfrica a mediados de 2020.

La investigación fue publicada por grupos que incluyen a la Plataforma de Innovación y Secuenciación de la Investigación de KwaZulu-Natal, conocida como Krisp, y el Instituto Nacional de Enfermedades Transmisibles.

Ver más: Unión Europea vota a favor de volver a imponer restricciones de viaje desde Estados Unidos

Los científicos sudafricanos también descubrieron la variante beta en 2020, pero han querido subrayar que la avanzada capacidad del país para secuenciar los genomas del virus significa que, aunque se identifiquen nuevas cepas en el país, podrían haberse originado en otros lugares.

PUBLICIDAD