Mundo

Así es como Miami se ha encarecido en el último año

La vida para locales y visitantes es más cara en esta ciudad. Bloomberg Línea habló con un profesor local de economía para averiguar por qué

La ciudad se ha encarecido desde que comenzó la pandemia. Bloomberg Línea averiguó por qué.
Por Marcella McCarthy
21 de septiembre, 2021 | 08:25 AM

Miami — Si bien muchas de las principales ciudades del mundo sufrieron durante la pandemia, Miami está prosperando. Con tiendas al aire libre, restaurantes y muchas playas, la ciudad se ha convertido en un paraíso para aquellos que buscan un poco de aire fresco y un aspecto de normalidad. Pero no son solo los turistas y la población del noreste del país quienes están migrando al sur de Florida; empresas de tecnología, inversores e instituciones financieras también han hecho el cambio. La semana pasada, Microsoft anunció que abriría su sede latinoamericana en Brickell, el corazón del distrito financiero de Miami. La compañía firmó un contrato de arrendamiento por 50 mil pies cuadrados (aproximadamente 4,6 mil m²) en un edificio aún por construir en 830 Brickell. A principios de este año, también vimos a empresas como Founders Fund, una prestigiosa empresa de capital de riesgo de Silicon Valley, abrir una oficina en Miami. No olvidemos de una de las pioneros, BlackStone, que anunció en octubre de 2020 que llegaría a la ciudad y abriría más de 200 puestos de trabajo en el área de tecnología.

Con una popularidad creciente, los precios siguieron la tendencia. Bloomberg Línea habló con Alex Horenstein, profesor asociado de economía en la Miami Herbert Business School, de la Universidad de Miami, quien comentó sobre cinco cosas que se han vuelto más caras en la ciudad apodada Magic City y su alrededor. Ya dijimos que algunos ítems son positivos.

Ver más: Ventas minoristas en EE.UU. aumentan inesperadamente y señalan resistencia de la demanda

  1. Hoteles: “los precios de los hoteles en Nueva York se mantuvieron iguales, pero en Florida Keys casi se duplicaron”, dijo Horenstein. “Todo lo relacionado con el turismo ha aumentado porque Miami fue un destino muy popular durante la pandemia”, agregó. Los Cayos de Florida se han convertido en uno de los lugares más caros para visitar en los EE.UU.; las tarifas de habitación para una estadía de fin de semana en septiembre en Cayo Largo, en un hotel de cuatro estrellas, oscilan entre US$ 299 y US$ 1266, según Google Travel. Como la mayoría de los americanos no han podido viajar al extranjero desde el comienzo de la pandemia, el turismo interno en el país en general se ha disparado a medida que más personas optan por viajes por carretera y destinos más cercanos. Por ejemplo, Hawái, otro lugar turístico de moda, pidió a los turistas que dejaran de viajar para allá. En el resto del país, la situación es un poco diferente. Según Market Watch, un estudio realizado durante el segundo trimestre de 2021 encontró que, si bien los precios de los hoteles en todo el país han aumentado aproximadamente un 17% desde el mismo período del año pasado, estos son bastante estables en comparación con los precios prepandémicos.
  2. Restaurantes: “los negocios relacionados con el turismo se han recuperado más rápidamente [en Miami] que en otras ciudades”, dijo Horenstein. Muchos restaurantes han tenido que reducir su capacidad o cerrar completamente las comidas en el lugar, además de implementar protocolos de limpieza más estrictos. Según el Departamento de Estadísticas Laborales de EE.UU., el aumento más grande fue el índice de carne, aves, pescado y huevos, que subió un 8%, mientras que el índice de carne de res aumentó un 12,2% durante el año. El único grupo que descendió fue el de los lácteos y productos relacionados, que cayeron un 0,5% en los últimos 12 meses. El índice de alimentación en restaurantes subió un 4,7% el año pasado. Como resultado, muchos restaurantes han subido sus precios, incluido uno de los favoritos de muchos: Casa Tua Cucina donde en 2019 las pastas comenzaban en US$ 12 y ahora comienzan en US$ 15.
  3. Alquileres y bienes raíces: “los latinos que poseen apartamentos en Miami están ganando más dinero porque sus propiedades se están apreciando”, dijo Horenstein. Con el trabajo remoto volviéndose viable para tantas personas durante la pandemia, muchos neoyorquinos y californianos han hecho de Miami su hogar, aunque sea temporalmente, y los bienes raíces vacíos están desapareciendo. Esto se aplica tanto a los alquileres como a las adquisiciones. “Estaba buscando una casa en junio y los precios subieron entre un 10% y un 15% en solo una semana”, dijo Horenstein. En Brickell, hogar de los bancos y rascacielos de lujo, el alquiler de un apartamento de dos habitaciones varía entre US$ 2,6 mil y US$ 7 mil por mes, según Zillow. *Hemos visto precios para el código postal 33130, en el centro de Brickell.
  4. Seguro: si es propietario, su seguro probablemente también ha aumentado, según Horenstein. En general, el precio de los bienes ha subido en los EE. UU., por lo que cualquier cosa que deba ser reemplazada por un seguro también se ha vuelto más caro. Afortunadamente, ¡el período de huracanes terminó!
  5. Alquiler de automóviles: Si deseas viajar a Miami y alquilar un automóvil, tenga un buen plan. Además de la exorbitante subida de los precios de alquiler de coches, la demanda también ha aumentado, dejando a muchas empresas de alquiler de coches con aparcamientos vacíos. Lo que pasó es que, en el apogeo de la pandemia el año pasado, cuando todos estaban confinados, muchos concesionarios vendieron gran parte de su flota.

Como resultado, invertir en Miami se ha vuelto más caro. Pero para aquellos que llegaron antes y han tenido propiedades durante años, la pregunta que queda es: ¿mantenerlas o venderlas?

PUBLICIDAD


Le puede interesar

Solicitudes de subsidio por desempleo en EE.UU. aumentaron la semana pasada

PUBLICIDAD

SpaceX envía a cuatro civiles al espacio en su primer vuelo privado

Italia, el primer país de la UE en requerir pasaporte Covid-19 para todos sus trabajadores