Mercados

Los adultos vuelven a mandar en la Bolsa con la Fed despertando a los grandes capitales

Los inversores minoristas han perdido terreno en relación a la actividad bursátil de las grandes instituciones

Foto: Michael Nagle/Bloomberg
Por Lu Wang
05 de febrero, 2022 | 11:52 am
Tiempo de lectura: 8 minutos

Bloomberg — Los inversores institucionales están contraatacando en el mercado de valores, poniendo fin al breve y extraño reinado de los operadores minoristas del día.

Así lo afirma el veterano analista de estructuras de mercado Larry Tabb, citando una panoplia de pruebas que incluyen el volumen en los centros tradicionales como la Bolsa de Nueva York, así como el rápido aumento del valor de las acciones que cambian de manos cada día en la renta variable. Los datos de Morgan Stanley revelan que las casas de inversión con grandes cantidades de dinero ejercen una presión cada vez mayor sobre el mercado de futuros, mientras que los datos de los corredores de bolsa muestran que las ventas de fondos de cobertura impulsaron el selloff masivo de acciones de empresas de tecnología especulativas a principios de año.

PUBLICIDAD

Es tanto una causa como una consecuencia de los grandes cambios en el contexto de la volatilidad del mercado, con la preocupación por la política de la Reserva Federal forzando una reordenación de las carteras institucionales. Según Tabb, es un panorama que probablemente resulte cada vez menos propicio para los héroes del day-trading, cuya actuación fue una gran influencia en los precios en la era post-pandémica.

VER MÁS: Acción de Amazon impulsa al Nasdaq; bolsa de Brasil lideró alzas en LatAm

PUBLICIDAD
No title provideddfd

Si la volatilidad se mantiene alta, el comercio minorista se queda atrás. Y si tuviera que ser un hombre de apuestas, diría que la volatilidad seguirá siendo alta probablemente durante todo este año”, dijo Tabb, jefe de investigación de la estructura del mercado en Bloomberg Intelligence. “Fuera de otro fenómeno de acciones meme, parecería que las instituciones van a terminar impulsando los flujos”.

Un mercado impulsado por estas instituciones es uno en el que las métricas de la vieja escuela, como los anuncios de ganancias, la valoración y la orientación, importan más que los impulsores populistas como las publicaciones en Reddit y las comprobaciones de nombres en TikTok, dice Tabb. Para bien o para mal, cuando los fondos de grandes cantidades de dinero mandan, es poco probable que las empresas en proceso de quiebra encuentren compradores estusiasmados, como ocurrió con Hertz Global Holdings Inc. en 2020.

El trading minorista a bajado como porcentaje del volumen intercambiado total, a nivel global. Después de subir al 24% en el primer trimestre de 2021, ahora está en torno al 18%, estiman Tabb y otros analistas de BI. Es más, un fenómeno en el que el valor de la negociación diaria está aumentando más rápido que el número absoluto de acciones que cambian de manos muestra que los inversores con más dinero están dominando los flujos.

ADEMÁS: Powell nombrado presidente pro-témpore de la Fed de cara a confirmación en Senado

PUBLICIDAD

El desvío se debe a una transición hacia valores de mayor precio y probablemente sea el resultado de una ralentización de la participación en la negociación minorista y un cambio hacia la institucional”, escribió BI en un informe el mes pasado. “Los inversores minoristas han favorecido históricamente los valores de menor precio y la negociación activa en acciones de pequeña capitalización”.

No es que los operadores minoristas no sigan comprando como locos. Destinaron US$41.000 millones netos a las acciones el mes pasado, según las estimaciones de la mesa de operaciones de Morgan Stanley. Sin embargo, cada vez más se encuentran con instituciones preocupadas y obligadas a actuar por la Fed. Los fondos de inversión libre siguieron deshaciéndose de sus posiciones, ya que el fantasma de unas tasas de interés más elevadas afectó a sus acciones de crecimiento favoritas. Los operadores que siguen la tendencia se apilaron, y los índices de referencia cayeron por debajo de los niveles de soporte clave.

PUBLICIDAD

De hecho, los gestores de dinero cuyas decisiones de inversión se basan en las tendencias macroeconómicas y de mercado deshicieron US$43.000 millones en posiciones de renta variable en enero, lo suficiente para compensar todas las entradas minoristas, según los datos de Morgan Stanley.

Esto es “emblemático de la presión institucional sobre el mercado”, escribieron Christopher Metli de Morgan Stanley y otros en un informe reciente. “Si bien el comercio minorista probablemente contribuyó a algunos de los movimientos del mercado, es probable que los flujos institucionales se estén convirtiendo en un motor aún mayor”.

PUBLICIDAD
No title provideddfd

El viernes, estos fondos macro sistemáticos tuvieron que vender US$4.000 millones en futuros del S&P 500 en los últimos 45 minutos de la negociación, lo que podría provocar la debilidad del mercado a última hora de la sesión, según la firma. Se estima que este grupo descargará entre US$10.000 y US$20.000 millones en acciones la semana que viene, en medio de una mayor volatilidad a nivel del índice.

TAMBIÉN: El cataclismo de Facebook fue una victoria para el capitalismo

PUBLICIDAD

Para Max Gokhman, director de inversiones de AlphaTrAI Inc, la influencia del público minorista siempre ha sido exagerada. “No es que tengan un toque mágico”, dijo. “Es que la dinámica del mercado creó este increíble rally del mercado y ellos sólo engrasaron un poco las ruedas”.

A pesar de que la actividad minorista en general el mes pasado estaba en un máximo de 13 meses, la participación del grupo en el volumen total del mercado todavía cayó al nivel más bajo desde marzo de 2020, según Morgan Stanley. Esto ocurrió porque las instituciones estaban deshaciendo las tenencias lo suficientemente rápido como para que su venta pareciera haber abrumado la compra de la multitud minorista.

PUBLICIDAD

Un ejemplo de esto son los asesores de negociación de materias primas, o CTA, que observan las tendencias del mercado en busca de señales de negociación. Cuando el S&P 500 y el Nasdaq 100 cayeron a nuevos mínimos para empezar el año, estos fondos dirigidos por ordenador se vieron impulsados a vender acciones y se pusieron en corto contra el mercado. Mientras tanto, un pico en las oscilaciones de precios obligó a los fondos orientados a la volatilidad a reducir el apalancamiento “de forma significativa”, según las estimaciones de JPMorgan Chase & Co.

“Debido a la mayor volatilidad, muchos de estos inversores institucionales se vieron básicamente obligados a reequilibrar sus carteras: están gobernados por la base y tienen que operar”, dijo Peng Cheng, un estratega cuantitativo global y de derivados de JPMorgan. “Mientras que para los inversores minoristas, si quieren intervenir y comprar la caída, pueden hacerlo. Si no quieren, no tienen que operar”.

S&P 500 started recovering amid expected buying from balanced funds, pensionsdfd

Selloff tecnológico

La carnicería de enero comenzó con una venta masiva de acciones tecnológicas caras, un sector en el que los fondos de cobertura se habían amontonado y que ahora se enfrenta a una creciente presión de valoración con la subida de los tipos. El dinero rápido recortó rápidamente sus posiciones, un proceso que probablemente exacerbó la caída. El apalancamiento neto entre los fondos de cobertura a largo plazo cayó a un mínimo de 18 meses el 27 de enero, según los datos recopilados por el corredor principal de Morgan Stanley.

Sin embargo, en los días siguientes, los fondos de inversión libre que sigue la empresa volvieron a sumergirse en el mercado, con un apalancamiento que pasó del 50% al 55%.

Mientras tanto, se espera que los fondos equilibrados y las pensiones comiencen a reajustar sus posiciones a final de mes para volver a una asignación preestablecida de bonos y acciones. Dada la venta de acciones, esta vez tendrían que comprar acciones. Según una estimación de JPMorgan, estas compras suponen una subida del mercado del 5%.

Tal vez no sea una coincidencia que las acciones se recuperaran para terminar enero con una nota fuerte. El S&P 500 llegó a producir la mayor subida de cuatro días desde noviembre de 2020, antes de que los decepcionantes resultados de Meta Platforms Inc. detuvieran el avance.

Un grupo que ayudó a amplificar los movimientos, en ambas direcciones, fueron los coberturistas de opciones.

A pickup in share value traded points to heavy institutional participationdfd

Cuando los inversores se apresuraron a acudir al mercado de opciones en medio de las turbulencias del mercado, los operadores que ofrecen estos contratos compraron o vendieron acciones en masa en un intento de neutralizar sus exposiciones de rápida evolución, una dinámica conocida como “cobertura gamma”. Y esta vez, la condición era tal que necesitaban comprar en un mercado alcista y vender cuando las acciones bajaban.

La acción de cobertura estaba “contribuyendo a los movimientos violentos y de “persecución” tanto al alza como a la baja”, escribió Charlie McElligott, un estratega de activos cruzados de Nomura Securities, en una nota esta semana.

A pesar de una dolorosa venta que ha hecho que el Nasdaq 100 se desplome un 10% este año, la demanda de acciones por parte de los minoristas se ha mantenido boyante. Los fondos de renta variable, destino favorito del dinero de los aficionados, registraron entradas en 20 de los 23 días de negociación, según datos de EPFR Global compilados por Bank of America Corp.

Aunque su optimismo sigue siendo alto, a las carteras de los operadores minoristas no les ha ido bien últimamente. Según las estimaciones de Morgan Stanley, basadas en datos de la bolsa y de los precios públicos, los inversores particulares han visto cómo sus operaciones perdían un 12% este año.

La ansiedad está aumentando en el mercado de opciones, donde los pequeños operadores se están cargando de contratos bajistas de protección.

“Yo esperaría que los inversores minoristas tuvieran un poco de dificultad a la hora de tomar la decisión de compra en medio de un mercado brutal, en comparación con el comercio programático o las instituciones”, dijo Mike Bailey, director de investigación de FBB Capital Partners. “Psicológicamente, el comercio minorista probablemente se enfrenta a un listón más alto para comprar en la caída, en lugar de seguir la corriente y comprar en la subida”.

- Con la ayuda de Vildana Hajric

TE PUEDE INTERESAR

Antes de buscar capital, los fundadores deben saber cómo retener a sus clientes

Amazon gana US$191.000 millones en valor de mercado, récord histórico en EE.UU.

PUBLICIDAD