Europa

Venta de autos en Rusia se desploma ante altos precios y escasa oferta por la guerra

La gran dependencia de los fabricantes de automóviles rusos de los componentes importados también ha provocado una crisis

Rusia
Por Bloomberg News
06 de abril, 2022 | 01:03 PM

Bloomberg — Las ventas de automóviles rusos se desplomaron el mes pasado cuando las sanciones impuestas a Rusia por la invasión de Ucrania golpearon al rublo y muchas compañías automotrices globales se unieron al boicot contra el país, lo que dejó a los compradores ante salas de exhibición semivacías.

Las ventas de vehículos nuevos cayeron un 63% en marzo en comparación con el mismo mes del año anterior, la mayor baja desde el confinamiento nacional por el Covid-19 en abril de 2020, dijo la Asociación de Empresas Europeas en un comunicado el miércoles. Rolf, el concesionario más grande del país, pronostica que la demanda caerá este año a la mitad, un nivel similar al de España, que tiene una tercera parte de la población de Rusia, según la CEO Svetlana Vinogradova.

Venta de autos caen en Rusiadfd

El colapso en las ventas de autos se produce cuando los consumidores cambian sus gastos a lo esencial mientras se preparan para una recesión provocada por la guerra en Ucrania. Los precios de los vehículos aumentaron un 40% en marzo según algunas estimaciones, mientras que los fabricantes de automóviles, desde Toyota Motor Corp. (7203) hasta Volkswagen AG (VOW3), detuvieron la producción en Rusia como parte de un boicot internacional sin precedentes.

PUBLICIDAD

Con los compradores enfrentando precios más altos y menos opciones, el gobierno busca estimular la producción nacional. Los automóviles importados de Europa y Japón pueden ser reemplazados por modelos chinos e indios, según Anton Shaparin, vicepresidente de la Unión Nacional de Automóviles.

“Mucha gente dice que nuestros camaradas chinos no abandonarán nuestro mercado”, dijo Shaparin, y señaló que los precios de los autos Haval de Great Wall Motor Co. (GWLLF) ensamblados en Rusia han aumentado un 50% desde la invasión. “Por supuesto que no lo harán, lo ordeñarán hasta el último rublo”.

Eso contrasta con los fabricantes desde Ford Motor Co. (F) hasta Honda Motor Co. (7267) que ya no envían vehículos o repuestos a Rusia. Renault SA (RNO) suspendió operaciones en el que es su segundo mercado más grande y advirtió que podría reducir el valor de su negocio.

PUBLICIDAD

Choque de precios

La gran dependencia de los fabricantes de automóviles locales de los componentes importados también ha provocado una conmoción. El mayor productor nacional, AvtoVaz (AVAZ), propiedad de Renault, ha subido los precios tres veces en lo que va del año.

El Servicio Federal de Estadísticas de Rusia dijo la semana pasada que los precios de los automóviles extranjeros aumentaron un 29% desde el comienzo del año.

Con autos nuevos difíciles de encontrar en Rusia y una inflación acelerada que amenaza con devaluar sus ahorros, algunos rusos han recurrido a los mercados vecinos que han permanecido abiertos para ellos.

Los clientes rusos representaron alrededor del 10% de las ventas de Autodom en la ciudad kazaja de Kostanay, a 180 kilómetros (110 millas) de la frontera, según Yevgeniy Biber, jefe de ventas del concesionario. Anteriormente, constituían alrededor del 1% de los compradores, dijo.

Inflación automovilísticadfd

Incluso antes de la crisis, Rusia ya estaba luchando contra un déficit de autos nuevos debido a las interrupciones en la cadena de suministro y los retrasos en la distribución que la industria automotriz ha enfrentado a nivel mundial.

PUBLICIDAD

Las ventas de autos nuevos en Rusia el año pasado cayeron casi un 50% desde su punto máximo en 2012 debido a que la economía se estancó desde la anexión de Crimea en 2014.

En medio de la escasez de piezas necesarias para mantener abiertas las fábricas, AvtoVaz planea introducir una versión simplificada de su marca Lada hecha con un mínimo de piezas importadas, como bolsas de aire y sistemas de frenos antibloqueo, informó Interfax.

Las ventas de vehículos en marzo estuvieron entre las peores de los últimos 15 años, según Azat Timerkhanov de la consultora rusa Autostat.

PUBLICIDAD

“Si Europa no restablece las entregas, China será el principal beneficiario, al menos en términos de participación de mercado”, dijo Timerkhanov. “Pero los volúmenes seguirán cayendo”.

Este artículo fue traducido por Miriam Salazar

PUBLICIDAD