Perú

FMI sobre el Perú: “Las perspectivas económicas siguen siendo muy inciertas”

Para el Fondo Monetario Internacional (FMI) los riesgos internos y externo para la economía peruana “son todavía elevados” y su proyección para el 2023 tiene sesgo a la baja

El FMI prevé que el crecimiento de Perú se desacelere a 3% en 2022 a medida que las condiciones externas se tornen más restrictivas y que se repliegue el estímulo mediante políticas.
02 de mayo, 2022 | 05:30 PM
Tiempo de lectura: 4 minutos

Lima — Las perspectivas internacionales sobre el crecimiento de la economía de Perú para este 2022 son cada vez menos optimistas: este lunes el Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió al país sobre los riesgos internos y externos “todavía elevados” que persisten para el desarrollo económico peruano, a pesar de la destacada respuesta macroeconómica ante la pandemia del Covid-19 y el buen manejo fiscal que ha caracterizado al Perú en los últimos años.

Los directores ejecutivos (...) felicitaron a las autoridades peruanas por una contundente política de respuesta macroeconómica, sustentada por muy sólidos marcos y márgenes de maniobra para la aplicación de políticas. Los directores señalaron, sin embargo, que las perspectivas económicas siguen siendo muy inciertas, y los riesgos internos y externos son todavía elevados“, precisó el FMI en su última revisión sobre Perú publicada hoy 2 de mayo.

El fondo remarcó que tras el aumento del PBI real de Perú en 13,3% en el 2021, respaldado por la demanda externa y términos de intercambio favorables que implicaron mayores ingresos para el país, la economía peruana superó el nivel previo de la pandemia tras registrar su mayor desaceleración en décadas pero aún se mantiene por debajo de la tendencia observada antes del Covid-19 (previo al 2020).

PUBLICIDAD
En el primer mes de este 2022 la economía peruana se habría desacelerado a raíz de la tercera ola del Covid-19 y las restricciones implementadas.dfd

En ese contexto para este 2022 las perspectivas del FMI sobre Perú persisten rodeadas de gran incertidumbre y los riesgos se inclinan a la baja; según anotó el directorio del fondo. En esa línea el FMI prevé que el crecimiento de Perú se desacelere a 3% en 2022 a medida que las condiciones externas se tornen más restrictivas y que se repliegue el estímulo mediante políticas”.

De acuerdo al FMI los riesgos externos derivados de las tensiones geopolíticas actuales, un marcado endurecimiento de las condiciones financieras mundiales, la persistencia de los problemas de las cadenas de abastecimiento mundiales y una desaceleración abrupta del crecimiento en China, el principal socio comercial de Perú, podrían frenar el crecimiento.

Mientras tanto en el plano local el FMI apuntó que se mantiene el riesgo de que nuevos brotes de Covid-19 conduzcan al restablecimiento de medidas de contención estrictas que afecten la actividad económica peruana, en tanto que la incertidumbre política y los conflictos sociales que se viven en Perú con mayor frecuencia por problemas entre comunidades y mineras, alza de precios por la alta inflación, entre otros aspectos, podrían afectar la inversión privada.

PUBLICIDAD

Las presiones inflacionarias podrían resultar más persistentes y requerir un endurecimiento más rápido de la política monetaria. Un avance más veloz en materia de contención de la pandemia, a nivel tanto nacional como internacional, y una moderación de la incertidumbre política podrían producir sorpresas positivas”, consideró el directorio del FMI.

El directorio ejecutivo del fondo coincidió en que la combinación de políticas adoptadas tendrá que alcanzar un equilibrio entre responder al aumento de la inflación y gestionar los riesgos a la baja para el crecimiento, para no llevar a una desaceleración de la actividad; en tanto se revierte el impacto de la pandemia en el empleo y la pobreza en el país andino.

La inflación de los alimentos probablemente prolongará su tendencia al alza, en consonancia con el aumento de los costes, las nuevas perturbaciones de la oferta y la subida de los precios mundiales de los productos básicos.dfd

La participación en la fuerza laboral y el empleo total no se han recuperado del todo. La pobreza aumentó significativamente en 2020 y aún se sitúa por en encima de los niveles previos a la pandemia, pese a cierta mejora en 2021. La volatilidad en los mercados financieros ha aumentado en medio de la mayor incertidumbre política”, resaltó el FMI, que estima que la pobreza en el Perú bajó de 30,1% a 22,1% en el 2021.

El FMI también prevé que este 2022 la inflación en el país cerrará en 6,4%, bastante por encima del rango meta del Banco Central de Reserva (BCR) de entre 1% y 3%, mientras que el próximo año debería seguir fuera del rango meta a 4%.

Los directores también subrayaron la importancia de que el país mantenga y fortalezca los marcos instituciones de política económica de Perú. Para el FMI la política fiscal peruana debería mantenerse neutral a corto plazo “pero será necesaria una consolidación gradual, que abarque la movilización de ingresos y la racionalización del gasto, incluida la reforma de las pensiones” que permita a la nación sudamericana abordar nuevas necesidades de gasto y preservarla sostenibilidad fiscal.

El directorio del FMI saludó las intenciones del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) en materia de políticas alineando las reglas fiscales y el marco presupuestario a mediano plazo, así como su compromiso de reforzar el Consejo Fiscal mediante la asistencia técnica del fondo.

PUBLICIDAD

Los directores estuvieron de acuerdo en que el endurecimiento de la política monetaria está justificado para lograr que la inflación y las expectativas inflacionarias retornen al nivel fijado como meta y adaptarse a condiciones financieras más restrictivas a nivel mundial. Si bien las intervenciones en el mercado cambiario están justificadas para contener la volatilidad excesiva, los directores recalcaron que reducir su frecuencia facilitaría el desarrollo del mercado y la desdolarización”, alertó el organismo.

Por otro lado el directorio del FMI subrayó la importancia de abordar la informalidad en el Perú y sobre todo entre las mujeres. Indicó que “será crucial mejorar la eficacia de los servicios públicos e incrementar la transparencia” para lograrlo, sugiriendo entre algunos puntos que se dé una reforma de la administración pública y medidas para luchar contra la corrupción, y establecer un entorno regulatorio y jurídico estable y previsible.

TE PUEDE INTERESAR

PUBLICIDAD