PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Negocios

Las tareas del próximo presidente en Colombia para avanzar a una economía digital

Políticas de espectro que impulsen la inclusión digital, reducir barreras normativas y fortalecer la certidumbre jurídica para las empresas, están entre las recomendaciones

De izquierda a derecha Gustavo Petro, Rodolfo Hernández, Federico Gutiérrez y Sergio Fajardo.
07 de mayo, 2022 | 05:00 am
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bogotá — Además de los ya conocidos retos del país en aspectos como el desempleo, la inflación o la continuidad de la transición energética, el próximo presidente de Colombia tendrá varias asignaturas pendientes para fortalecer la economía digital.

Si bien Colombia “logró avances importantes en la modernización de las políticas públicas para el desarrollo digital del país (…) el incremento exponencial del tráfico producto de la pandemia global del Covid-19 pone de manifiesto la necesidad de reformas aún más profundas”, señala un informe de la organización GSMA y la Asociación de la Industria Móvil de Colombia (Asomóvil).

PUBLICIDAD

El informe expone que las redes experimentaron incrementos de tráfico en promedio del 40% para internet fijo y móvil entre 2020 y 2021, en medio de las restricciones impuestas por la crisis del coronavirus.

En la otra cara, “el dinamismo de crecimiento del sector alcanzado durante 2019 se revirtió por la reducción del consumo privado derivado de la pandemia y continuó decreciendo hasta el primer semestre de 2021 respecto al resto de la economía”.

Colombia celebrará elecciones el 29 de mayo próximo y en caso de que el candidato elegido logre más del 50% de los votos se posesionará el 7 de agosto con el reto de avanzar en tareas pendientes como la subasta de 5G, que hasta la fecha no se ha realizado pese a los planes en ese sentido del actual Gobierno.

PUBLICIDAD

Frente a los retos actuales, GSMA y Asomóvil divulgaron un informe con los elementos que debería considerar el próximo presidente para integrar completamente a los colombianos a la economía digital.

En primera instancia exhorta a planificar políticas de espectro que impulsen la inclusión digital, dado que los costos anuales de asignación “han sido más altos que el promedio de América Latina desde 2014 en adelante”.

Esto habría tenido serias repercusiones en los servicios móviles, ya si Colombia hubiese tenido precios de asignación de espectro comparables a la media regional hubiese notado un efecto en la cobertura y en velocidades de descarga hasta un 40% más rápidas.

Desde GSMA han calculado que “la cobertura 4G podría haberse incrementado del 71% al 76% de la población para fines del 2019, alcanzando a 2 millones adicionales de potenciales usuarios”.

En este sentido, los autores del informe ven necesario que el país renueve una importante cantidad del espectro asignado a comunicaciones móviles, manteniendo una visión estratégica de cara a los desafíos que se avecinan con el 5G.

También es debido “plantear los procesos de asignación de espectro para 5G bajo las condiciones correctas, dado que será un activo estratégico para la expansión y desarrollo de la economía colombiana”, indicaron.

PUBLICIDAD

Otro de los desafíos pendientes tiene que ver con la facilitación del despliegue de infraestructura en el país por medio de la reducción de las barreras normativas, eliminar el trámite de permisos y facilitar la conformación de asociaciones público-privadas.

Entre las recomendaciones en ese punto también destaca el llamado para que “se promuevan proyectos para incentivar a otros agentes del ecosistema a invertir”, así como facilitar el acceso a los bienes públicos para que se pueda desplegar la infraestructura.

Un tercer punto que se plantea en el informe es el fomento a la gobernanza colaborativa y la desregulación inteligente, lo que implica revisar las cargas regulatorias y generar un balance entre los distintos actores, armonizando las diferentes regulaciones de las entidades del Estado con esquemas más modernos y en pro de una mínima intervención.

En este sentido, resalta que es clave “fortalecer la certidumbre jurídica a través de un plan de desregulación inteligente basado en incentivos para ampliar la conectividad” y “procurar su actualización constante en colaboración con el sector privado”.

Daniel Salazar Castellanos

Daniel Salazar Castellanos

Profesional en comunicaciones y periodista con énfasis en economía y finanzas. Becario de EFE en el programa de periodismo de economía de la Universidad Externado, Banco Santander y Universia. Exeditor de Negocios en Revista Dinero y en la Mesa América de la agencia española de noticias EFE.

PUBLICIDAD