PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Brasil en español

Aumenta presión sobre gobierno de Brasil por subsidios de combustible y energía

Los aliados del presidente también están presionando por un plan para subsidiar las cuentas de electricidad

Inflación
Por Martha Viotti Beck
10 de mayo, 2022 | 06:37 pm
Tiempo de lectura: 2 minutos

Bloomberg — El equipo económico de Brasil enfrenta una creciente presión por parte de los asesores políticos del presidente Jair Bolsonaro para encontrar espacio para entregar subsidios de combustible y energía a medida que la inflación erosiona el poder adquisitivo antes de las elecciones de octubre.

El equipo está luchando con limitaciones tanto fiscales como electorales para obtener la ayuda, dijeron tres personas con conocimiento del asunto, que pidieron no ser nombradas porque las discusiones no son públicas.

PUBLICIDAD

El primer obstáculo es la regla del tope de gasto de Brasil, que limita el crecimiento del gasto público a la tasa de inflación del año anterior y no deja espacio para nuevos subsidios. Además, la ley electoral del país no permite ese tipo de ayuda en un año de elecciones excepto en caso de calamidad o emergencia, que el Ministerio de Economía no considera sea el caso, dijo una de las personas.

Inlfación brasileñadfd

Los formuladores de políticas se enfrentan a un aumento de las expectativas de inflación después de que los precios al consumidor se dispararan más del 12% anual a principios de abril. Los principales bancos de Wall Street ahora ven que aumentarán más del 9% este año, muy por encima del objetivo del 3,5%. Además del aumento de los costos de los combustibles, la energía y los alimentos, los funcionarios públicos exigen salarios más altos para compensar la pérdida del poder adquisitivo.

El llamado por más ayuda cobró impulso después de que el gigante petrolero estatal Petroleo Brasileiro SA (PETR4) elevó los precios domésticos del diésel el lunes, pocos días después de que Bolsonaro criticara a la empresa por sus ganancias “abusivas”.

PUBLICIDAD
Bosonaro y Guedesdfd

El ministro de Economía, Paulo Guedes, ha desestimado la creciente presión, diciendo que el gobierno federal ya redujo la carga de los altos precios del combustible para los consumidores al reducir los impuestos PIS/Cofins ((Programa de Integración Social y Contribución para el Financiamiento de la Seguridad Social) sobre el diésel. El ministerio ha culpado en parte a los gobernadores, que no hicieron lo mismo con los cambios en los denominados impuestos estatales ICMS (impuesto a la circulación de mercadería y servicios).

Precios de la energía

Los aliados del presidente también están presionando por un plan para subsidiar las cuentas de electricidad con las ganancias de la postergada venta de Eletrobras (LIPR3), dijeron otras dos personas con conocimiento del asunto.

La gigantesca compañía eléctrica ha estado incluida en los esfuerzos de privatización del gobierno durante años, pero la operación se está volviendo políticamente más desafiante a medida que se acercan las elecciones.

Si logra desbloquear la venta, el gobierno podría exigir que se pague parte del dinero por adelantado, unos $30.000 millones de reales (US$5.800 millones), que se utilizarían para subsidiar las cuentas de electricidad. A cambio de adelantar parte del pago, los nuevos operadores de Eletrobras obtendrían más tiempo para pagar al gobierno por el derecho a operar las represas hidroeléctricas de la empresa, dijeron las personas.

La discusión se produce pocos días antes de la fecha fijada para que el tribunal de cuentas de Brasil vote sobre las reglas para la venta, lo que pone en riesgo la operación, dijeron las personas, y agregaron que cualquier cambio ahora afectaría al sector eléctrico de Brasil.

PUBLICIDAD