PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Mercados

Mercados emergentes no igualan rotación de acciones de países ricos

Los mercados emergentes podrían extender su bajo rendimiento frente a las acciones estadounidenses a un quinto año consecutivo

Los operadores están deshaciendo sus apuestas por las divisas, bonos y acciones dependientes de los productos básicos, lo que ha llevado a una caída de 6% en los flujos de capital hacia el mundo en desarrollo durante las últimas cinco semanas.
Por Srinivasan Sivabalan, Amelia Pollard y Emily Graffeo
10 de mayo, 2022 | 10:18 am
Tiempo de lectura: 3 minutos

Bloomberg — El ajuste de política monetaria más agresivo en dos décadas de la Reserva Federal de los Estados Unidos está arrastrando a los mercados emergentes a una crisis económica de “venderlo todo”, sin siquiera salvar los activos que deberían tener buenos rendimientos cuando las tasas de interés aumenten.

Las acciones de empresas maduras con altos dividendos y valoraciones baratas están encontrando una apuesta en Estados Unidos y Europa, donde los inversores están cambiando a ellas y abandonando acciones más caras en sectores de rápida expansión como la tecnología. Pero esta llamada rotación de crecimiento hacia el valor no está sucediendo en los países en desarrollo, donde ambos tipos de acciones están cayendo a la par.

PUBLICIDAD

El contraste sugiere que los mercados emergentes podrían extender su bajo rendimiento frente a las acciones estadounidenses a un quinto año consecutivo. Si bien los ciclos de alzas anteriores han coincidido con repuntes en los países en desarrollo, esta vez podría ser más complicado, porque la Fed no ha moderado su ajuste con un discurso acomodaticio como lo hizo, por ejemplo, en 2016. De hecho, la liquidez se está agotando en todo el mundo, dejando a los inversores con poco apetito incluso por acciones muy baratas.

“Esto se remonta a la filosofía básica de inversión en mercados emergentes: por lo general, nadie desea tomar posiciones largas en los mercados emergentes hasta que la Fed básicamente haya terminado”, dijo Nick Colas, cofundador de DataTrek Research.

Los mercados emergentes no consiguen igualar la rotación de las acciones en los países ricosdfd

Las acciones de valor generalmente se ven favorecidas al comienzo de los ciclos de ajuste porque sus ganancias y rendimientos de dividendos superiores ayudan a los inversionistas a mitigar el impacto de los mayores costos de endeudamiento y la consiguiente reevaluación de las acciones. Pero ahora, esa conexión se acabó. El índice MSCI EM Value ha caído un 16% en los últimos tres meses, siguiendo un retroceso de 20% en el correspondiente indicador para las acciones de crecimiento.

PUBLICIDAD

La historia dice otra cosa. Durante el ciclo de ajuste de la Fed experimentado entre 2004 y 2007, el indicador de acciones de valor aumentó un 216%. En los dos años hasta enero de 2018, su repunte de 61% coincidió con las alzas de la Fed.

Un factor clave detrás de la tendencia bajista indiscriminada ahora es la fortaleza del dólar. La moneda estadounidense impone el mismo riesgo cambiario a todos los valores, independientemente de las valoraciones relativas. Eso deja a los operadores poco margen para distinguir entre ellos.

Reversión de los productos básicos

Los principales componentes del universo de las acciones de valor, los productos básicos y las finanzas, han comenzado a tambalearse. El índice Bloomberg Commodity ha tendido a la baja desde un máximo del 18 de abril, mientras que el petróleo ha bajado un 13% desde principios de marzo. Los operadores están deshaciendo sus apuestas por las divisas, bonos y acciones dependientes de los productos básicos, lo que ha llevado a una caída de 6% en los flujos de capital hacia el mundo en desarrollo durante las últimas cinco semanas.

“Los flujos de los mercados emergentes tienden a seguir la fortaleza del dólar”, escribió Art Hogan, estratega jefe de mercado de National Securities, en un correo electrónico. “Ha estado subiendo y afectando en gran medida los flujos de fondos”.

Los nuevos brotes de Covid-19 en China (y la estricta política de la nación para contenerlos) han planteado el fantasma de una inflación más rápida y una desaceleración del crecimiento en la segunda economía más grande del mundo. Eso podría socavar la demanda de todo tipo de productos, desde materias primas hasta préstamos bancarios, arrastrando a la baja el desempeño corporativo.

“Los obstáculos prevalecen ya que la fuerte alza en los rendimientos del Tesoro de EE.UU. y las rebajas de las ganancias en China están sacando de las economías emergentes el dinero y el apetito por el riesgo”, dijo Leonardo Pellandini, estratega de renta variable de Julius Baer. “La presión de los márgenes continuará y la alta inflación hará que sea difícil traspasar los costos al consumidor, mientras que las proyecciones de crecimiento global son significativamente más bajas”.

PUBLICIDAD
Los valores registran algunas de las peores pérdidas en la venta de los mercados emergentesdfd

Mientras tanto, las tasas de interés no están subiendo en todas partes. China, que normalmente representa un tercio de los índices de mercados emergentes en términos de ponderación, está recortando las tasas en respuesta a los contratiempos económicos. Otras naciones, como Brasil, se están acercando al final de sus ciclos de alzas. Eso reduce la necesidad de rotación de valor en estos mercados.

“La rotación de valor en los mercados emergentes está funcionando esta vez con una frecuencia muy diferente”, dijo Darshan Bhatt, subdirector de inversiones y cofundador de Glovista Investments. “Cuando observa el ciclo de las tasas de interés, los países de mercados emergentes se encuentran en un ciclo muy diferente al de los mercados desarrollados”.

Con la asistencia de Nicholas Reynolds.

PUBLICIDAD