Actualidad

Mercedes-Benz de US$142 millones rompe el récord de autos clásicos de Ferrari

En una subasta privada organizada por Mercedes, uno de los dos 300 SLR Uhlenhaut Coupés de 1955 jamás fabricados se vendió por un precio asombroso

Ola Källenius (izquierda), presidente de Mercedes-Benz, y Renata Jundo Brungger, miembro del consejo de administración de Mercedes-Benz Group AG, ante el coupé de 1955 que ha batido el récord.
Por Hannah Elliott
22 de mayo, 2022 | 01:49 PM

Bloomberg — Mercedes-Benz AG (DMLRY) acaba de desbancar al Gruppo Ferrari SpA del trono de los coleccionistas de autos de lujo.

Un Mercedes-Benz 300 SLR Uhlenhaut Coupé de 1955 se vendió por 135 millones de euros (US$142 millones) en una subasta secreta en Alemania el 5 de mayo, según ha confirmado el presidente de Mercedes-Benz, Ola Källenius. Aunque es posible que se hayan realizado operaciones de mayor precio en privado, la venta de la compañía automovilística aplastó el anterior récord público de US$48,4 millones pagados en 2018 por un Ferrari 250 GTO de 1962 en una subasta de RM Sotheby’s.

“Queríamos, con un solo acto, demostrar el poder de la marca Mercedes”, dice Källenius durante una entrevista el 18 de mayo cerca de Montecarlo. El coupé plateado en forma de flecha, uno de los dos únicos producidos, nunca fue propiedad privada hasta la venta.

PUBLICIDAD

“Ese auto vale el 100% de lo que se vendió, y algunas personas dirían que incluso esa cifra es baja”, dice Stephen Serio, un agente de automóviles que busca autos raros para clientes de alto poder adquisitivo. “Nadie pensó que Mercedes lo vendería”.

Källenius se niega a nombrar al ganador de la subasta, que incluyó aproximadamente una docena de postores invitados en el museo y archivo de Mercedes en Stuttgart, Alemania. Múltiples coleccionistas suizos-italianos, ingleses y estadounidenses de Mercedes-Benz habían sido presentados como posibles compradores de lo que sería el Moby-Dick de cualquier coleccionista de un automóvil. Pero dice estar muy satisfecho con el resultado, una suma que sitúa a la marca “en un planeta diferente” del competidor Ferrari.

El Santo Grial

El valor del SLR Uhlenhaut Coupé se deriva de su extraordinaria rareza y su importancia para la historia de origen de la marca Mercedes. Descendiente de los llamados autos Silver Arrow que dominaron las carreras de autos en la década de 1930, el 300 SLR con motor delantero se basó estrechamente en el auto de Fórmula Uno Mercedes-Benz W196 de ocho cilindros conducido por la estrella argentina Juan Manuel Fangio para ganar campeonatos mundiales. en 1954 y 1955. Pero tenía un motor de 3.0 litros aún más grande y el apodo “SLR”, que proviene del término alemán sport leicht rennen (carreras deportivas ligeras).

PUBLICIDAD

De los nueve 300 SLR fabricados, dos eran prototipos especiales SLR “Uhlenhaut Coupé”, llamados así en honor a Rudolf Uhlenhaut, jefe del departamento de pruebas de Mercedes. Él condujo uno como auto de empresa; Mercedes-Benz guardó el segundo en la cámara acorazada de la empresa.

“La razón de un precio elevado sería simplemente que nunca se venden”, dijo Karl Ludvigsen, el autor de Mercedes-Benz Grand Prix W196 : Spectacular Silver Arrows, 1954-1955, en un informe de Hagerty sobre el vehículo. Caracterizó la subasta como una “gran sensación”.

El auto permanecerá expuesto junto con el segundo coupé SLR en el Museo Mercedes de Stuttgart, dice Källenius, lo que era una condición de la venta. El nuevo propietario podrá conducirlo ocasionalmente, confirma un portavoz.

Archirival

La venta representa una especie de estímulo para el ego de Mercedes en un momento de relativa baja moral frente a su archirrival en la F1, Ferrari. Después de ocho años consecutivos de dominio de Mercedes en las pistas, con el piloto del equipo Lewis Hamilton empatando el récord histórico de victorias individuales en la F1, Ferrari ha vuelto a rugir a la preeminencia este año y actualmente lidera la clasificación de los Grandes Premios de 2022.

“Todavía no hemos encontrado nuestra ventana de rendimiento; estamos trabajando en ello”, dice Källenius. “Pero incluso los Yankees pueden perder un partido de béisbol, ¿no?”.

Aunque la venta del Uhlenhaut Coupé alivia la autoestima de una marca herida y establece un nuevo punto de referencia para el precio de lo que algunos coleccionistas llaman una pieza de historia arquitectónica, no puede afectar en la amplitud y el valor de los autos de colección de Ferrari, dice Serio. Ferrari cuenta con una serie de iconos de siete y ocho cifras en su eminente lista, desde un Ferrari 250 GTO Berlinetta de 1962 de US$38,1 millones y un Ferrari 335 Sport Scaglietti de 1957 de US$35,7 millones hasta un Ferrari 290 MM de 1956 de US$22 millones.

PUBLICIDAD

“Puedes contar con dos manos cuántos Mercedes tienen el mismo valor que un Ferrari”, dice Serio. “En términos de volumen de autos de alto valor, Ferrari lo tiene. Pero en términos de derechos de fanfarronería, no creo que haya nada que supere esta elevada cifra. No hay ninguna posibilidad”.

Las ganancias de la venta se destinarán como capital inicial para establecer el Fondo Mercedes-Benz, una entidad sin fines de lucro administrada dentro de la empresa para brindar becas educativas en campos relacionados con la sustentabilidad, la ingeniería, las matemáticas y la ciencia.

Este artículo fue traducido por Estefanía Salinas Concha.

PUBLICIDAD