Negocios

Ganancias de Inditex alcanzan máximo de 10 años por aumento de precios de Zara

La firma española está cambiando de estrategia al permitir que el inventario aumente un 27%, lo que le ayudaría a protegerse contra los problemas de la cadena de suministro

Logo de Zara en una nueva tienda en el centro de Madris, España, el 7 de abril de 2022. Zara es operada por Inditex SA. Fotógrafo: Emilio Parra Doiztua/Bloomberg
Por Clara Hernanz Lizárraga
08 de junio, 2022 | 01:34 PM

Bloomberg — La empresa española Inditex SA, propietaria de Zara entre otras marcas, reportó su mayor rentabilidad en diez años ya que logró compensar la inflación con un estricto control de costos y continuó atrayendo compradores incluso a pesar de subir los precios.

La utilidad operativa aumentó un 82% en el periodo de tres meses hasta abril, superando los niveles previos a la pandemia y el margen bruto alcanzó un récord de 10 años, informó la compañía el miércoles. Sus acciones en la bolsa de Madrid subieron hasta un 5,3% después del mediodía en su mayor ganancia intradiaria en tres meses.

Inditex está lidiando con la inflación de los precios de la ropa en parte comprando más ropa a proveedores en España, Marruecos y Turquía que dan flexibilidad en el tamaño de los pedidos. Está cambiando la estrategia al permitir que el inventario aumente un 27%, lo que, según la compañía, ayuda a proteger contra los problemas de la cadena de suministro.

PUBLICIDAD

Marta Ortega, hija del fundador de Inditex, Amancio Ortega, asumió la presidencia de la empresa en abril y Oscar García Maceiras se convirtió en director ejecutivo en noviembre.

El mes pasado, la compañía estadounidense del mismo sector Gap Inc. redujo su pronóstico para todo el año y reportó ganancias del primer trimestre que no alcanzaron las estimaciones debido a errores operativos. Si bien las acciones del minorista estadounidense han caído un 40% este año, Inditex ha bajado aproximadamente la mitad.

Las ventas del primer trimestre de Inditex aumentaron un 36% a $6.700 millones de euros (US$7.200 millones), superando las estimaciones de los analistas. Los presupuestos más ajustados pueden estar llevando a algunos consumidores a comprar más moda rápida y menos artículos de alta gama. La compañía también implementó recientemente tarifas para devoluciones en línea, un incentivo para que los consumidores devuelvan los productos a las tiendas físicas, donde pueden verse tentados a comprar más.

PUBLICIDAD

El efectivo siguió acumulándose este trimestre, saltando un 28% a $9.100 millones de euros frente al mismo período del año pasado. Los dividendos han aumentado en consecuencia a lo largo de los años, pero los analistas sugirieron que puede ser un buen momento para invertir más en el negocio.

“Por ejemplo, Estados Unidos es el segundo mercado más grande de Inditex, pero con solo 99 tiendas Zara presentes en el país y ninguno de los otros conceptos representados”, dijo Anne Critchlow, analista de Société Générale.

Aún así, el minorista de ropa más grande del mundo enfrenta presiones por todos lados. La compañía tomó una provisión de $216 millones de euros para cerrar operaciones en Rusia y Ucrania, mientras que muchas tiendas todavía están cerradas en China debido a los confinamientos. La inflación también está minando el gasto de los consumidores en casi todos los mercados.

Los ingresos aumentaron un 17% en monedas constantes en las cinco semanas de este trimestre fiscal, que es menos de la mitad del nivel de crecimiento que Inditex tuvo en el año fiscal completo hasta enero. En las dos semanas hasta el 5 de junio, el crecimiento se desaceleró aún más al 13%.

Las ventas en línea cayeron un 6% en los tres meses hasta abril después de que el minorista se apoyara en esas operaciones para superar la pandemia de Covid-19.

Los precios de Zara son al menos un 10% más altos que los niveles del año pasado desde enero, dijo UBS, según datos del sitio web en 12 mercados. La compañía no planea más cambios significativos en los precios, dijo el presidente ejecutivo, García Maceiras, a los analistas en una llamada. Dijo que los cambios no han afectado el volumen de ventas. En comparación con los rivales del mercado masivo, Zara tiene más poder de fijación de precios porque sus ofertas a menudo imitan la última moda de alta gama.

El año pasado fue excepcionalmente bueno, con una ganancia operativa casi triplicada, lo que dificultará las comparaciones en los próximos meses.

PUBLICIDAD