Salarios en Argentina corren por detrás de la inflación y difícilmente ganen la carrera

En abril los ingresos estuvieron por detrás de los precios. Pese a una reapertura paritaria, las perspectivas no son positivas para los ingresos de los argentinos

El aumento de los precios impacta en todos los sectores
03 de julio, 2022 | 05:00 AM

El Instituto de Estadísticas y Censos (INDEC), publicó esta semana el Índice de salarios, que registró en abril una suba del 5% mensual, del 58,4% interanual y un acumulado del 20,6% en lo que va del año. Así, en comparación con el Índice de Precios al Consumidor (IPC), los salarios perdieron contra la inflación de abril, que fue del 6%.

Los sueldos argentinos también vienen a la baja en términos reales en el acumulado anual, dado que el IPC subió un 23,1% en los primeros cuatro meses del año. En cambio, sí pueden celebrar una moderada ventaja contra los precios en la comparación interanual: 58,4% contra 58%.

No obstante, para el segundo semestre, las perspectivas de los economistas son poco alentadores. Así, los ingresos de los argentinos seguirían cayendo en términos reales.

PUBLICIDAD
Variación porcentualdfd

Salarios desglosados

El número mencionado de los ingresos es un promedio de las distintas categorías. Al desglosar por segmento, se da cuenta que hay distintas realidades.

            • Crecimiento mensual: La variación del 5,0% se explica por subas de 5,6% en el sector privado registrado, 2,7% en el sector público y 7,1% en el sector privado no registrado.
            • Crecimiento interanual: Los incrementos son de 57,7% en el sector privado registrado, 65,6% en el sector público y 49,4% en el sector privado no registrado.
            • Acumulado 2022: Las subas son de 21,0% en el sector privado registrado, 21,3% en el sector público y 18,5% en el sector privado no registrado.
Abril del 2022dfd

Correr detrás de los precios

“En el primer cuatrimestre de 2022, los trabajadores privados registrados y los públicos perdieron el equivalente al 70% de un sueldo promedio mensual de 2017″, resumió Nadín Argañaraz, director del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf).

Desde 2017dfd

En los últimos 52 meses, los trabajadores privados formales llevan perdidos el equivalente a 7 sueldos, los públicos a 8,5 sueldos y los informales a prácticamente 11 sueldos (casi un año de ingresos)”, es el título del informe de Argarañaz en el cual señala que “la alta y persistente inflación de los últimos años está dejando un saldo muy negativo para el poder adquisitivo de los trabajadores argentinos”.

PUBLICIDAD

Perspectivas 2022

“En el mes de mayo podría esperarse una leve recomposición del poder adquisitivo, a pesar de que el nivel general de precios se incrementó un 5,1% mensual, producto principalmente de aumentos paritarios que rondaron el 5,6% mensual”, explicó la consultora Labour Capital Growth (LCG). “Sin embargo, hacia adelante, con una inflación que no cede será difícil que dicha tendencia se mantenga en el tiempo”, agregaron.

Fuente: LCGdfd

En ese sentido, la consultora plantea que “con un piso de inflación proyectada del 75% interanual a diciembre, es difícil plantear un escenario donde los salarios ganen la carrera contra el aumento de precios”.

Incertidumbre y paritarias

“Es muy difícil prever qué va a pasar con el salario real en el segundo semestre. Las dos variables que se necesitan para calcularlo (salario nominal y precios) están sujetas a una incertidumbre tan grande que es imposible hacer alguna proyección más o menos certera”, resumió Luis Campos, Coordinador del Observatorio del Derecho Social de la Central de Trabajadores de Argentina (CTA) - Autónoma, a Bloomberg Línea.

“En cuanto al salario nominal, está creciendo a un ritmo del 60% anual y nada indica que vaya a bajar ese ritmo, pero a esta altura parece insuficiente y seguramente en los últimos meses del año vamos a tener una reapertura de muchas negociaciones salariales, con un resultado imposible de prever’', explicó.

Respecto a las negociaciones paritarias entre el sector privado y los sindicatos, Campos agregó que “lo único que parece claro a esta altura es que la ronda de negociación colectiva del 2022 no está cerrada”. Y detalló que esas rondas comenzaron con acuerdos en torno al 40/45%, que luego se instalaron en el 60% y que “seguramente se revisarán entrado el segundo semestre”.

“Con gran parte de las paritarias cerradas en promedio al 64% anual, aún con promesas de revisión, en la mayor parte de los casos parece que volverán a quedar rezagados frente al aumento de la nominalidad”, concluyeron desde LCG.

PUBLICIDAD

TE PUEDE INTERESAR:

Tres señales encaminan al peso argentino hacia una nueva devaluación

Javier Timerman: Gobierno argentino “usa aspirinas para ir solucionando problemas”

Inflación junio 2022 en Argentina: de cuánto fue y qué esperar en julio

PUBLICIDAD