Chile

Empresas chilenas perciben mayores “signos de deterioro” en medio de menor actividad

Una reducción de los niveles de ventas y la inflación afectan a las compañías, según un informe del Banco Central

Empresas chilenas perciben mayores “signos de deterioro”
03 de agosto, 2022 | 10:53 AM

Santiago — Las empresas en Chile disminuyeron sus niveles de ventas en los últimos meses, aunque con una mirada “variable” entre diferentes rublos, según el Informe de Percepción de Negocios del Banco Central correspondiente al mes de agosto, publicado este miércoles.

“El desempeño global de los negocios empieza a mostrar signos de deterioro, consolidando las perspectivas de un escenario de menor actividad”, dijo el instituto emisor.

El reporte destaca la persistencia del aumento de los costos, aunque las presiones relacionadas con la disponibilidad de insumos e inventarios está mostrando una tendencia a aliviarse de forma leve respecto con el trimestre anterior. En medio de este panorama, los precios de venta continúan al alza.

PUBLICIDAD

Reajustes salariales

El informe del Banco Central apunta a que se mantiene el porcentaje de las empresas que buscan nuevos trabajadores, en un contexto donde “las dificultades en la contratación persisten, aunque en menor medida que lo reportado en enero”.

Aunque las firmas perciben un incremento en sus costos laborales, los reajustes salariales en promedio son similares o por debajo del Índice de Precios al Consumidor (IPC), mientras que su frecuencia ha disminuido de forma importante respecto de lo que habitualmente realizaban las empresas. En detalle, un 57% de las compañías indica que habitualmente reajustan los salarios de sus empleados al menos una vez al año, frente a un 36% que no reajusta nunca o solo lo hace en una ocasión especial, entre ellas modificaciones en el salario mínimo o una solicitud particular de algún trabajador.

La autoridad monetaria reconoce que se percibe un “deterioro en las condiciones financieras”, siendo el alza de las tasas de interés la principal causa indicada por un 73% de las empresas.

PUBLICIDAD

De hecho, el informe confirma una reducción del porcentaje de compañías que ha solicitado un crédito en el primer semestre del año. “No necesitarlo sigue siendo la principal razón para no pedir créditos, aunque su preponderancia se reduce respecto de 6 meses atrás”.

También aumentan las empresas que aseguran no tener capacidad para endeudarse o ya estar endeudada.

Pronósticos desalentadores

Según el informe, las empresas proyectan un deterioro de su desempeño, relacionado fundamentalmente a la reducción de sus futuros niveles de venta. De igual modo, la expectativa apunta a una estabilización de sus precios, al tiempo que los costos seguirían subiendo, aunque en menor “cuantía” que lo experimentado previamente.

Las expectativas de inflación de las compañías se mantienen elevadas, y la mayoría espera que los niveles de los precios al consumidor se ubiquen “muy por encima de los normal” en los próximos 12 meses. “Estas expectativas han tenido como efecto un mayor retraso en las decisiones de aumento de salarios, compra de inventarios, de maquinaria y contratación de trabajadores. En comparación con la medición de enero, si bien una mayor proporción de empresas adelantará las alzas de precios, también sube la proporción de empresas que las retrasará”, indica el documento.

PUBLICIDAD